El futuro según Mella

mella.jpg 

Creo que fue ese joven –extremadamente sensual- de la foto de Tina Modotti, el que dijo: “todo tiempo futuro tiene que ser mejor”. Llevo años dándole vuelta a ese axioma de Julio Antonio Mella, sin lograr reconciliarlo con mi vida. Miro, comparo, y no hay manera que éste presente se vea tan halagüeño como él lo vaticinó. Tal pareciera que la vida no quiere darle la razón a quien una vez fue el presidente de la Federación Estudiantil Universitaria. Como si todos, insubordinados ante sus palabras, hubiéramos decidido hacer del presente una continúa y acelerada involución.

La calle donde nací es uno de esos ejemplos que niega el optimismo de Mella por el mañana. Donde una vez hubo asfalto, ahora se extiende una accidentada superficie de baches, polvo y piedras. En la esquina, la carnicería exhibe sus oxidados garfios, desde los que no cuelga un pedazo de carne hace mucho tiempo. La bodega fue entregada a los habitantes de un solar que no soportó los vientos de algún ciclón, mientras el parque infantil es sólo una bola de hierros retorcidos, cubiertos de maleza.

La marcha atrás es más llamativa en las personas, que pastan en una abulia salpicada de marginalidad y desencanto. Cada uno se mueve de espaldas, no al tiempo, sino a los sueños, los valores y los proyectos. Para ellos, el futuro terminó siendo lo que nunca previeron, acabó por demostrarles que Mella, se equivocaba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 0

Yoani Sánchez

Soy licenciada en Filología, amante de la tecnología, la literatura y el periodismo. Vivo en La Habana y trato cada ... []

Archivo