Sin piernas y con trofeo

Días atrás, cuando me enteré que Generación Y estaba finalista en los premios bitácoras.com, escribí una carta a los organizadores del evento. He sabido hoy del premio otorgado por el jurado y las líneas escritas aquel martes son adecuadas para celebrar el triunfo:

Llegue o no llegue, gane o no gane, me siento como el corredor minusválido* que logra alcanzar la meta, aunque lo haga después que todos pasen el banderín. En mi caso, la clave no está en haberme ido por delante, sino en vencer mis propios demonios que me han dicho tantas veces “Deja la carrera”, “No vale la pena”, “No puedes hacer nada”.

Pues sí amigos, hemos pasado la línea. Yo arrastrándome, ustedes dando ánimo y algunos con sus insultos como incentivo. Lástima que el estadio esté medio vacío, pues faltan los que no pueden acceder al sitio dentro de Cuba. A ellos, para que emprendan sus propios maratones, va consagrado este premio.

* Aclaro que el minusválido no está compitiendo en los juegos paralímpicos, sino con otros que sí tienen todos sus miembros disponibles.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 0

Yoani Sánchez

Soy licenciada en Filología, amante de la tecnología, la literatura y el periodismo. Vivo en La Habana y trato cada ... []

Archivo