Celia Cruz arrasa en Cuba

La serie 'Celia'.
Promocional de la serie 'Celia'

Celia Cruz ha regresado a Cuba. Está de vuelta a pesar del cáncer que le arrancó la vida hace doce años y de la prohibición de entrar al país que le impusieron por más de cuatro décadas. La habanera que puso a bailar al mundo con su grito de ¡azuuuúcar! ha llegado con la serie Celia, recién estrenada por el canal Telemundo y que está causando furor en la Isla a través de las ilegales antenas parabólicas.

En las barriadas habaneras no se habla de otra cosa. "Son igualitas, igualitas", le comentaba una señora a su vecina en la cola frente a la farmacia de la calle Carlos III, en referencia a la actriz Jeimy Osorio, de Puerto Rico, y la cubana Aymée Nuviola, que interpretan a la sonera cubana en diferentes momentos de su vida.

Con 80 capítulos, Celia augura convertirse en el suceso televisivo de este fin de año, para molestia de los directivos del Instituto Cubano de Radio y Televisión (ICRT) que ven escaparse aún más a la audiencia hacia los atractivos del paquete y la programación de los perseguidos DriverTV. Pegados a la pantalla chica en los horarios de transmisión, miles de cubanos laten al ritmo de la existencia de Úrsula Hilaria Celia Caridad Cruz Alfonso.

La producción de Fox Telecolombia y RCN licenciada para Telemundo se estrenó el pasado 13 de octubre y desde el primer día ha comenzado a cautivar al público cubano. "Siempre escuché su música, pero sabía muy poco de su vida", cuenta Dielsy, una veinteañera que lleva las uñas larguísimas y pintadas de dorado "como le gustaban a Celia", asegura.

Después de salir al exilio en 1960, la música de la guarachera de Cuba estuvo prohibida por décadas en los medios nacionales. No obstante, su popularidad en la Isla siempre ha sido arrolladora

Después de salir al exilio en 1960, la música de la guarachera de Cuba estuvo prohibida por décadas en los medios nacionales. No obstante, su popularidad en la Isla siempre ha sido arrolladora y en las últimas décadas es posible escucharla hasta en locales públicos y fiesta de centros laborales. Pero los detalles de su existencia han sido poco difundidos y la serie dirigida por Víctor Mallarino y Liliana Bocanegra viene a llenar ese vacío.

La producción que mantiene por estos días en vilo a los cubanos fue grabada en Colombia, Puerto Rico y los estudios Paramount en California. En estos últimos se recreó la ciudad de Nueva York de los años sesenta. El romance entre Celia y Pedro Knight, ex primera trompeta de la Sonora Matancera, ocupa un lugar preponderante en la historia que aborda también sus éxitos musicales, el dolor del exilio y la alegría permanente de una mujer que cautivó a millones.

El legado musical de esta habanera universal centra la serie dramática, que ha sido vendida ya a varios países y está basada en un libreto de los colombianos Andrés Salgado y Paul Rodríguez. El guión incluye varios elementos de ficción y la voz que interpreta los temas pertenece a la colombiana Patricia Padilla, con un timbre similar al de la "reina de la salsa".

Más allá de la calidad artística de esta producción televisiva, Celia está volviéndose un fenómeno viral en la Isla por devolverle a varias generaciones de cubanos un rostro y un carisma que nunca debieron censurarse en los medios nacionales.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 46