‘Habana riders’ comienza su carrera

Tras la conferencia de prensa el equipo del proyecto Habana riders invitó a los periodistas a un viaje en Harley Davidson por La Habana (Foto Luz Escobar/14ymedio)
Tras la conferencia de prensa el equipo del proyecto Habana riders invitó a los periodistas a un viaje en Harley Davidson por La Habana (Foto Luz Escobar/14ymedio)

Un joven campesino encuentra por azar una moto Harley Davidson que perteneció a Elvis Presley. A partir de ese momento, la vida de este cubano cambia para siempre y conocerá momentos de suma tensión y euforia. Esta atractiva historia de ficción será llevada a la gran pantalla el próximo año bajo el título de Habana riders y pretende cautivar a coleccionistas y a fanáticos de la velocidad.

Este miércoles, en el marco del Festival del nuevo cine latinoamericano, se presentó en uno de los salones del hotel Nacional,el proyecto inicial de la cinta, una coproducción entre entre Venezuela, España, Argentina y Cuba . Sus gestores esperan incluir en el reparto a “actores de distintas nacionalidades”, según precisó durante la conferencia de prensa la productora venezolana Gabriela Fuentes.

El principal reto de esta cinta será superar la condición de postal nostálgica para hundirse en una historia humana y creíble

En la trama, el descubrimiento de la mítica moto, lleva a  la organización de una carrera desde Santiago de Cuba hasta La Habana, en la que participarán harlistas de todo el mundo que buscan alcanzar el máximo premio. El principal reto de esta cinta será superar la condición de postal nostálgica o vintage para hundirse en una historia humana y creíble.

Al frente del guión hay un equipo liderado por el escritor cubano Senel Paz y del que forman parte varios profesionales graduados de la Escuela de Cine de San Antonio de los Baños. Destacan entre ellos el puertorriqueño Joaquín Oc­tavio Gon­zález, el peruano Miguel A. Mou­let y el cubano Maikel Ro­drí­guez Pon­juán.

Durante la conferencia de prensa, Paz dijo que con Habana riders se busca “contar nuestra realidad no solo a partir de nuestros puntos de vista”. El guionista de cintas antológicas del cine cubano como Fresa y chocolate asegura que es importante mostrar la vida en la Isla también “cómo la perciben o la cuestionan desde el exterior”.

Sin embargo, el escritor cubano confesó que inicialmente había dicho que no a la propuesta de participar en la película. “Los productores no aceptan muy fácil un no”, confesó y agregó que después de informarse mejor sobre el proyecto descubrió que “tenía cosas atractivas”. “Esto de películas sobre Cuba se ha convertido casi en un género”, considera y cree que resulta “un reto interesante, tratando siempre de que sea nueva, distinta y que nos guste”.

A la espera de encontrar un director definitivo, por el momento esta historia de harlistas es defendida y promocionada por sus productores. Gabriela Fuentes explicó la presentación del proyecto en el marco del Festival de La Habana “por lo que significa este espacio y esta Isla para las cinematografías emergentes”.

La película “pretende hablar de la pluralidad de miradas, de los retos y nuevos procesos a los que se enfrenta Cuba en la actualidad”

Fuentes resaltó también que la película “pretende hablar de la pluralidad de miradas, de los retos y nuevos procesos a los que se enfrenta Cuba en la actualidad”. De ahí, el carácter multinacional del equipo, porque están “unidos todos por el afecto y la preocupación que genera esta Isla”, aseguró la productora. La idea “es combinar los afectos y las miradas sorprendidas que tenemos bajo la excusa de una carrera que va de Santiago a La Habana”, puntualizó.

El español Rafael Álvarez, otro de los productores de la cinta, comentó que la idea original nació en un encuentro que tuvo con el director y guionista cubano Ian Padrón hace algunos años. Este le había contado de una “posible carrera de Harley Davidson en La Habana” y desde entonces la idea fue tomando forma.

Algunas tertulias en Madrid en las que participaron Álvarez y el argentino Fito Pochat ayudaron a dar forma a la idea que se ha presentado públicamente esta semana. Este último declaró que “obviamente la carrera de la Harley es una excusa para hablar sí o sí de este momento de transición que vemos en Cuba”. Contó que en una de sus últimas visitas a la Isla coincidió con la llegada del secretario de Estado de EE UU, John Kerry, a La Habana y dijo que “eso marcó un momento muy especial” que está viviendo la Isla.

La conferencia de prensa terminó con una invitación a los periodistas a un paseo en Harley Davidson por las calles de la capital, como un anticipo de una película a la que todavía les falta la carrera más difícil: pasar del proyecto a la gran pantalla.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 4