Las artes visuales protagonizan la nueva entrega de 'Signos'

La portada del número 71 de la revista 'Signos'.
La portada del número 71 de la revista 'Signos'.

El número 71 de la revista insignia santaclareña Signos se acaba de publicar con apenas dos semanas de diferencia de la anterior entrega, un intervalo significativamente pequeño si se toma en cuenta que se trata de una publicación semestral. El número 70, Signos de la Muerte, salió con seis meses de atraso debido a las carencias de papel que de cuando en cuando entorpecen el trabajo editorial en Villa Clara.

La presentación se celebrará en el Centro Provincial de Artes Visuales este jueves a las tres de la tarde y correrá a cargo de Carmen Sotolongo, correctora de la revista y una de las mejor informadas estudiosas de las letras villaclareñas.

En este número, predominan de manera clara las artes visuales. La revista abre con una selección de poesía visual del español López de Ael. También dedica numerosas páginas a los dibujos de Sandra Caballero y varios trabajos a la exposición que el fotógrafo Eridanio Sacramento exhibió en Arche Galería, de la sede provincial de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba (UNEAC) de esta ciudad, entre julio y agosto pasados, una pequeña introducción por el crítico y narrador Yandrey Lay Fabregat, algunas de las fotografías y cámaras exhibidas, y una entrevista firmada por Yamirka Rodríguez.

En Breve bosquejo del caligrama cubano a inicios del milenio, de Raydel Araoz, no solo se reconstruye brevísimamente la historia en la Isla de esta expresión tan propia de ciertas vanguardias de inicios del siglo XX, sino que también se publica un grupo de ellas. Desde algunos caligramas de Juan José Tablada, iniciador en Cuba de esta particular simbiosis de poesía y dibujo, hasta uno muy interesante de Francis Sánchez, La pipa de Stalin.

La creatividad popular, que a veces se desmadra en el peor de los gustos, queda bajo el microscopio

En este número, un grupo de críticos visuales reflexiona sobre el estado de la creación plástica popular en la actualidad, mientras que artistas ofrecen un favorable contrapunto. Recomendamos en particular Artesanía, patrimonio cultural y mercado de Manuel Martínez Casanova.

La creatividad popular, que a veces se desmadra en el peor de los gustos, como en el decorado de la vivienda, queda bajo el microscopio, al igual que el controvertido reguetón, en La decoración de la casa cubana actual, de Teresa de Jesús Hernández Ruiz, trabajo pródigamente apoyado por la imagen fotográfica, y en Quítame esta sal de encima, de Manuel López Martínez.

Signos celebra también dos relevantes centenarios. Por un lado, el de la moneda cubana, que en Popular caballero es el compañero dinero, de Francisco Antonio Ramos García y José Miguel Dorta Suárez, da pie para recoger un poco de la sabiduría y la gracia popular en torno al dinero. Por otro, el quinto de la fundación de San Juan de los Remedios, en La cultura popular tradicional en San Juan de los Remedios. Retos y perspectivas de una realidad, de Rafael Lara, núcleo generatriz villaclareño que, gracias al empecinamiento de Eusebio Leal en pasar el medio milenio de La Habana para el 2019, se ha convertido de la noche a la mañana en la séptima villa española en ser fundada en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 0