Varios peloteros cubanos pagaron 15 millones a una presunta red de Miami para salir de la Isla

El jugador José Dariel Abreu. (Fuente: Facebook)
El jugador José Dariel Abreu. (Facebook)

Fiscales federales de EE UU han destapado una presunta red de contrabando dedicada a sacar a jugadores de béisbol cubano de la Isla con documentación falsa y que ha obtenido en torno a 15 millones de dólares de los deportistas, según informa Associated Press.

La acusación menciona los casos concretos de varios deportistas, como José Abreu, del Chicago White Sox o Leonys Martín, de los Marineros de Seattle, además de otros 15 nombres.

Los fiscales señalan a Bartolo Hernández, agente de deportistas, Julio Estrada, socio del primero que dirige la agencia Total Baseball Representation y Training en Miami, y el haitiano Amin Latouff, de Puerto Príncipe. Los tres fueron acusados por delitos de conspiración y traslado ilegal de inmigrantes a Estados Unidos.

Estrada, que fue detenido la semana pasada, está en libertad bajo fianza y afirma que nunca ha estado involucrado en el contrabando ilegal de personas.

Los fiscales han asegurado que la investigación está enfocada en las organizaciones traficantes y no en los peloteros.

Los traficantes operaban presuntamente desde 2009 reclutando a peloteros cubanos que residieran en un tercer país antes de firmar como agentes libres en las Grandes Ligas.

En el caso de José Abreu, el pelotero transfirió aparentemente casi seis millones de dólares a lo largo de nueve meses en 2014 a los implicados

El auto señala que Hernández, Estrada y Latouff "reclutaron y pagaron" también a capitanes de embarcaciones para que llevaran a los peloteros de Cuba a México, República Dominicana o Haití. El plan incluía el uso de empleos falsos para los jugadores, incluidos los de herrero o mecánico.

Los fiscales pretenden confiscar, además de los 15,5 millones de dólares pagados por los peloteros a los contrabandistas, cuatro propiedades en el sur de la Florida, cuatro vehículos Mercedes-Benz y una motocicleta Honda.

En el caso de José Abreu, el pelotero transfirió aparentemente casi seis millones de dólares a lo largo de nueve meses en 2014 a los implicados. Se cree que Latouff pagó 160.000 dólares para sacar a Abreu de Cuba y llevarlo a Haití, mientras Hernández presentó la solicitud para que el pelotero pudiera jugar en las Grandes Ligas.

En 2013, Latouff entregó al jugador, siempre según los documentos de la acusación, un pasaporte falso para viajar desde Haití hasta Miami. Abreu firmó un contrato de 68 millones de dólares con los White Sox y transfirió, en maro de 2014 2,4 millones a Estrada, otros 2 en agosto y 1,36 en diciembre. Después de cada transferencia, Estrada habría enviado fondos a una cuenta controlada por Hernández.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentario 1