El Gobierno colombiano anima a las víctimas del conflicto a participar en la mesa de La Habana

(EFE).- Humberto de la Calle, jefe de la delegación de paz del Gobierno de Colombia, ha animado hoy a las víctimas del conflicto a participar en los diálogos de La Habana, donde este martes los negociadores del presidente Juan Manuel Santos y los de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) preparan cómo se desarrollará el debate de ese punto.

"El mensaje central es a las víctimas: participen, estamos dispuestos a oirlas y a que hagan presencia aquí, en las conversaciones", dijo De la Calle en unas declaraciones divulgadas por su equipo de prensa.

Los negociadores del Gobierno y de las FARC se encuentran en Cuba para concretar cómo se discutirá el punto sobre las víctimas, el cuarto tema que las partes debatirán en las conversaciones que intentan poner fin al conflicto y que tienen su sede permanente en La Habana.

"Hemos venido con una propuesta concreta sobre la manera de permitir la presencia de las víctimas en las conversaciones de La Habana. Lo que queremos es discutir el tiempo, el procedimiento y la fecha en que esto comenzará a ocurrir", indicó De la Calle en su declaración.

El jefe de los negociadores de Santos reiteró que el "centro de gravedad" de este proceso de paz son las víctimas y el reconocimiento de sus derechos.

Insistió en que "no se trata de negociar los derechos de las víctimas, sino de convenir la mejor manera de reconocerlos".

Desde que comenzó, en noviembre de 2012, el actual proceso de paz colombiano, Gobierno y guerrilla han logrado acuerdos parciales sobre los puntos de la cuestión agraria y tierras, participación política y drogas y narcotráfico.

Las sesiones preparatorias que se celebran hoy martes no se consideran un ciclo negociador y de hecho se celebran en un lugar distinto al Palacio de Convenciones de La Habana, donde habitualmente se reúnen los delegados del Gobierno y la guerrilla.

En esta ocasión, la prensa no ha tenido acceso a las delegaciones de paz al inicio de esas reuniones como sí ocurre durante las rondas de negociación.

El Gobierno colombiano y las FARC acordaron hace un mes suspender las conversaciones ante la celebración de la segunda vuelta de las elecciones presidenciales del pasado 15 junio, en las que fue reelegido Santos para un segundo mandato, hasta 2018.

Una semana antes de esos comicios, los negociadores de paz anunciaron en Cuba un acuerdo, calificado de "histórico" en Colombia, sobre los principios que regirán el debate sobre las víctimas y sobre su participación en los diálogos de La Habana.

Los delegados del Gobierno y la guerrilla ya celebraron los pasados 6 y 7 de julio en la capital cubana una primera tanda de reuniones preparatorias sobre ese punto.

En su medio siglo de duración, el conflicto colombiano ha causado 220.000 muertos, unos 25.000 desaparecidos, 5,7 millones de desplazados y 27.000 secuestrados, además de unas 2.000 masacres, según datos del Centro de Memoria Histórica del país sudamericano.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 2