Xi y Obama discuten cómo gestionar sus diferencias tras anuncio sobre clima

El presidente Barack Obama y Xi Jinping. (EFE)
El presidente Barack Obama y Xi Jinping. (EFE)

(EFE).- Los presidentes de China y Estados Unidos, Xi Jinping y Barack Obama, discuten hoy en su última reunión oficial cómo gestionar sus diferencias, entre ellas en asuntos marítimos, derechos humanos y ciberespionaje, tras dar un paso adelante en el frente común contra el cambio climático.

"Sé que, una vez más, mantendremos conversaciones sinceras sobre algunas de nuestras diferencias en asuntos como derechos humanos, ciberseguridad o (las disputas) marítimas", dijo hoy Obama a Xi en su reunión en Hangzhou (este de China), donde mañana comienza la cumbre de líderes del G20 (4 y 5 de septiembre).

Los presidentes de las dos mayores economías mundiales mantienen en la víspera de la cumbre la que se espera que sea su última reunión oficial, dos meses antes de que EEUU celebre elecciones en noviembre.

Al respecto, Obama mostró hoy su "absoluto compromiso" con asegurar que ambos "sientan las bases para que el próximo Gobierno de EEUU se encuentre una relación (con China) que tenga una estructura fuerte y productiva".

El mandatario estadounidense se refirió a algunos aspectos positivos, como la ratificación del pacto de París sobre el clima que ambos anunciaron hoy, ejemplo, dijo, "de lo que pasa cuando nuestros dos países trabajan juntos de manera efectiva".

Asimismo, subrayó la importancia de "discutir sobre aquellos temas en los que diferimos y sobre cómo gestionarlos".

En un tono menos conciliador, Obama aseguró en una entrevista concedida a la CNN antes de llegar a China que Pekín debe evitar mostrar músculo en el mar de China Meridional

"Creo que hemos logrado una cooperación práctica allí donde nuestros intereses coinciden y una discusión constructiva en los temas en los que diferimos (...) para que éstos no arriesguen nuestras relaciones bilaterales", apuntó.

En un tono menos conciliador, Obama aseguró en una entrevista concedida a la CNN antes de llegar a China que Pekín debe evitar mostrar músculo en el mar de China Meridional, donde se disputa territorios con varios países vecinos.

En la entrevista, que la CNN emitirá el domingo pero de la que ya se han divulgado algunos extractos, Obama opina que China debe obedecer las leyes internacionales, después de que Pekín ignorara el fallo en su contra, y a favor de Filipinas, que una corte de la Haya emitió en julio sobre sus disputas en esa zona.

Xi, por su parte, consideró el encuentro de hoy como "importante" y se basó en todas las veces que se han reunido (cuatro encuentros oficiales, con este último, y ocho en total) para subrayar la relevancia de las relaciones entre China y Estados Unidos.

El presidente chino urgió a que ambos países "sigan los principios de no confrontación, no conflicto, respeto y ganancias mutuas, profundización de la colaboración y la confianza, y gestión de las diferencias de una forma constructiva".

"El comercio bilateral, la inversión y los intercambios entre nuestros pueblos están a niveles históricos", subrayó Xi, quien destacó el trabajo de los dos países en combatir el cambio climático, sus negociaciones para un tratado de inversión bilateral y el establecimiento de un mecanismo de confianza entre sus Ejércitos.

Además, puso en relieve el "importante progreso" alcanzado por las dos naciones para combatir los crímenes cibernéticos, la gestión de la epidemia de ébola o el acuerdo nuclear con Irán.

"Todo esto ha demostrado la importancia estratégica y la influencia global de las relaciones entre China y Estados Unidos", anotó Xi.

Ambos líderes mantendrán un largo encuentro que concluirá hoy con una cena más privada, para mañana participar en la cumbre del G20.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 0