El Ejército iraquí y las milicias locales se preparan para liberar Mosul

El ejército norteamericano y el iraquí entrenan para hacer frente al Estado Islámico. (Flickr/US Army)
El ejército norteamericano y el iraquí entrenan para hacer frente al Estado Islámico. (Flickr/US Army)

El Ejército iraquí empieza a calentar motores para liberar, apoyado por milicias locales, la ciudad de Mosul del yugo yihadista. Entre anuncios oficiales de que los preparativos están listos para la ofensiva, la población desconfía tras meses de retraso.

Ya ha pasado un año desde que el grupo terrorista Estado Islámico (EI) ocupara Mosul, capital de la provincia de Nínive y segunda ciudad de Irak, por lo que los ánimos están bajos pese a que cientos de mosuleños se han enrolado en brigadas para participar en la campaña y se espera la inminente llegada de más armamento.

El comandante de las operaciones de seguridad de Nínive, Neshm Abdalá al Yaburi, aseguró esta semana que todas las unidades militares han recibido "un entrenamiento de alto nivel" y esperan para iniciar el ataque la orden del jefe de Gobierno Haidar al Abadi, en su condición de comandante supremo de las Fuerzas Armadas.

Estos contingentes cuentan con armas modernas medianas y pesadas, según Al Yaburi, que adelantó que en los próximos días serán equipados con una nueva partida de armamento por parte de la coalición internacional, encabezada por Estados Unidos.

"Estamos en coordinación con el Gobierno, la coalición internacional y las tropas kurdas para atacar al EI desde todas las direcciones", indicó un alto mando de EE UU

"Estamos en coordinación con el Gobierno, la coalición internacional y las tropas kurdas para atacar al EI desde todas las direcciones", indicó el alto mando militar en un comunicado.

A las fuerzas regulares se une la milicia "Multitud Nacional", originaria de Nínive y que ha ido reclutando estos meses a miles de habitantes de la zona.

Comanda este grupo el destituido gobernador de Nínive, Ezil al Nuyeifi, quien explicó orgulloso a Efe que esta milicia es ahora "un ejército verdadero decidido a liberar Mosul".

Esta fuerza local adquiere relevancia con el objetivo de evitar tensiones sectarias y actos de venganza como los ocurridos en la ciudad de Tikrit, donde se denunciaron abusos de las milicias chiíes contra los civiles suníes.

En ese sentido, Al Nuyeifi subrayó la necesidad de que su milicia sea una de las fuerzas que encabece la operación: "Solo los mosuleños liberarán su ciudad, ellos constituyen la esperanza para iniciar un nuevo y brillante futuro después de la expulsión del EI", agregó.

El número de milicianos voluntarios alcanza los 8.200, todos habitantes de Nínive, que fueron entrenados por oficiales del Ejército jubilados en las afueras de Mosul.
Además de los preparativos, ya han empezado a filtrarse detalles de la ofensiva.

El comandante de las operaciones de seguridad de Nínive reveló que la alianza militar participará con aviones de combate F-22 y F-35 y con bombarderos estratégicos.

"El enemigo será sorprendido por una lucha no convencional", advirtió el responsable militar, que llamó a la colaboración de los habitantes de Mosul para garantizar su seguridad.

"Dudamos de la capacidad del Gobierno para liberar nuestra ciudad después de que tres brigadas militares fueron derrotadas por algunos cientos de combatientes del EI"

Los civiles consultados no ocultan sin embargo su pesimismo y sus dudas ante la inminencia y el éxito de la esperada ofensiva.

Husein Hasan al Zubeidi, de 57 años, explicó que mientras todos hablan de la liberación de Nínive del yugo yihadista, el EI sigue asesinando y saqueando la zona a diario, donde ha impuesto una estricta aplicación de la ley islámica.

"Dudamos de la capacidad del Gobierno para liberar nuestra ciudad después de que tres brigadas militares fueron derrotadas por algunos cientos de combatientes del EI", dijo Al Zubeidi recordando la toma de Mosul hace un año.

Las débiles esperanzas están puestas además en distintos contingentes. Unos apuestan por la ayuda de los bombardeos aéreos de EE UU y otros esperan una solución desde Bagdad.

También hay quienes ven que las milicias chiíes Multitud Popular son las que tienen una mayor capacidad, mientras que otros abogan por una sublevación de la propia población suní de Mosul contra los yihadistas.

Entretanto, no faltan los habitantes que advierten de que el retraso en liberar Mosul ha sido aprovechado por el EI para reclutar jóvenes de la urbe en paro, lo que podría fortalecer al grupo de cara a la ofensiva.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 2