Madrid pide a Cuba la extradición de dos etarras

El Gobierno español ha vuelto a pedir a Cuba la extradición de los etarras José Ángel Urtiaga Martínez y José Ignacio Etxarte Urbieta, quienes residen en la Isla y tienen causas pendientes con la Justicia. El tema resurge precisamente cuando Cuba exige a los Estados Unidos ser retirada de la lista de países que colaboran con el terrorismo.

Los dos terroristas que reclama el Gobierno español han sido procesados por sus colaboración con ETA y por su presunta relación con la guerrilla colombiana de las FARC, según el diario El Mundo. El diario madrileño afirma que “La Habana ha dado la callada por respuesta” ante las solicitudes de extradición que ha presentado en repetidas ocasiones la administración de Rajoy.

El reclamo se remonta al Gobierno de Rodríguez Zapatero, cuando trasladó a Cuba la decisión de la Audiencia Nacional española que debía cumplirse entre noviembre de 2010 y diciembre de 2011. A pesar de los reclamos, el Gobierno de Raúl Castro no ha dado hasta hoy señales de que vaya a cumplir con esa petición.

El ministro español de Asuntos Exteriores, José Manuel García-Margallo, ha abordado el tema en numerosas encuentros y reuniones bilaterales que ha sostenido con la parte cubana. Recién se han vuelto a cursar las solicitudes, en esta ocasión con fecha de diciembre de 2014 para el caso de Urtiaga y de febrero de 2015 para Etxarte.

La noticia se ha dado a conocer pocas horas después de que concluyera en Washington la segunda ronda de negociaciones entre los Gobiernos de Cuba y Estados Unidos. En varias declaraciones, miembros de la delegación cubana enfatizaron la urgencia de que Cuba fuera retirada de la lista de países que apoyan el terrorismo -en la que están incluidos también Irán, Sudán y Siria- pero aclararon también que no condicionaban la reanudación de lazos con EE UU a su salida de ese listado.

El pedido de extradición también se hace público pocos días antes de una nueva ronda de conversaciones entre la Unión Europea y el Gobierno cubano. El Ejecutivo español sostiene que de la respuesta dada por La Habana a este asunto en particular podría desprenderse un apoyo europeo a que la isla salga de la lista negra.

En Cuba llegaron a vivir unos veinte etarras, ya que fue uno de los países de destino que eligió Felipe González para los miembros de ETA detenidos en Francia. Solo quedan seis en la actualidad, además de Urteaga y Etxarte. Entre los radicados en la Isla, según el diario español, están “Arrugaeta San Emeterio y Azkarate Intxaurrondo (...), el sangriento Txutxo Abrisqueta, asesino del capitán Martín Barrios y ahora empresario de éxito, y José Luis Rodríguez Muñoa, (además) de los no reconocidos Apala y Sarrionandia”.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 8