México exige a Trump "respeto" con multitudinarias marchas

Miles de mexicanos salieron a las calles para expresar su repudio al presidente de EE UU y sus políticas contra México. (EFE/Mario Guzmán)
Miles de mexicanos salieron a las calles para expresar su repudio al presidente de EE UU y sus políticas contra México. (EFE/Mario Guzmán)

(EFE).- El grito unánime contra Donald Trump y la exigencia de "respeto" unieron en la capital y otras 17 ciudades de México a decenas de miles de personas que lanzaron consignas por la unidad y derribaron simbólicamente el muro que el presidente de EE UU pretende construir en la frontera común.

Las marchas, organizadas por asociaciones civiles agrupadas con el emblema #VibraMéxico, inundaron las calles de forma "apartidista y pacífica", como indicó la convocatoria, para exhibir el orgullo patriótico y que se respeten los derechos de los inmigrantes ilegales mexicanos en Estados Unidos, que Trump quiere deportar.

La manifestación más multitudinaria la acogió la Ciudad de México, con una asistencia de unas 20.000 personas, de acuerdo con datos de la Secretaría de Seguridad Pública capitalina.

muchos participantes mostraron su disconformidad con las políticas del político republicano, al que tildaron de "narcisista y psicópata" y que tildaron de "Anticristo" y "Hitler"

El objetivo de la protesta era enviar el mensaje al presidente de Estados Unidos "de que estamos enojados, que nos ha insultado, que es un abusivo, que no respeta", dijo a Efe una de las asistentes, Gabriela Torres.

Como ella, muchos participantes mostraron su disconformidad con las políticas del político republicano, al que tildaron de "narcisista y psicópata" y que tildaron de "Anticristo" y "Hitler".

Las pancartas, escritas en inglés y en español recogieron lemas como "Puentes, no muros", "Los trabajadores mexicanos han ayudado a construir EE UU" o "Make Mexico great again" ("Hagamos México grande otra vez"), este último imitando el conocido lema de la campaña electoral de Trump.

A pesar de que la manifestación no fue convocada para protestar contra el presidente mexicano, Enrique Peña Nieto, aunque sí para "exigir el buen Gobierno", se pudieron ver numerosos carteles que ponían en el punto de mira la situación política nacional con frases como "El problema más grande de México es la corrupción" o "Con muro o sin muro, nos están robando en casa".

Coreando consignas como "¡Fuera Trump!" o "¡México, México!", los asistentes concluyeron la marcha cantaron en el Ángel de la Independencia, en el neurálgico Paseo de la Reforma, el himno nacional con la compañía de una banda de música.

A los pies del monumento, un grupo de personas con camisetas de colores desmontaron de manera simbólica un muro construido con cajas de cartón a modo de ladrillos que tenían escritas palabras como "racismo", "homofobia", "discriminación", "miedo", "intolerancia" y "exclusión".

María Elena Morera, directora de la organización Causa en Común -una de las convocantes-, se mostró "feliz" por la respuesta masiva y porque la gente saliera "para defender los derechos de todas las personas".

"Nunca habíamos recibido una amenaza del exterior tan fuerte", afirmó la activista.

Por otra parte, Alejandro Martí, presidente de la asociación civil México S.O.S. y padre de un joven secuestrado y asesinado, instó a sus compatriotas a trabajar, también con el Gobierno, para hacer "políticas públicas internas, mejorar nuestras instituciones, hacer un México más fuerte".

En cuanto a las reclamaciones contra Peña Nieto, consideró que "este no es momento de desunirnos, por más que tengamos problemas, los trapos sucios se lavan en casa".

Se pudieron ver numerosos carteles que ponían en el punto de mira la situación política nacional con frases como "El problema más grande de México es la corrupción" o "Con muro o sin muro, nos están robando en casa"

"No es momento de estar viendo el pasado, es momento de ver el futuro y mandar un mensaje que necesitamos de soberanía, fortaleza", coincidió el rector de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), Enrique Graue.

A la protesta de #VibraMéxico en la capital se sumó otra del movimiento "Mexicanos Unidos", cuyo recorrido tuvo el mismo punto final pero que contó con mucha menos asistencia.

Además, las marchas y concentraciones se repitieron en diferentes puntos de la geografía mexicana. La de Guadalajara, capital del occidental estado de Jalisco, congregó a 10.000 asistentes.

"Don't build the wall" ("No construyan el muro") y "Trump racista" fueron las consignas de los participantes, que por algunos momentos también aprovecharon para manifestarse en contra de la reciente alza de los precios de los combustibles adoptada por Peña Nieto.

Villahermosa (Tabasco), Morelia (Michoacán), Mérida (Yucatán), Monterrey (Nuevo León) y Tijuana (Baja California) fueron otras de las ciudades que se sumaron a la convocatoria.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 10