Santos: "Esta honrosa distinción no es para mí, es para todas las víctimas del conflicto"

El presidente colombiano se alza con el galardón por sus decididos esfuerzos" por llevar la paz a su país tras 52 años de conflicto armado

Santos se alza con el galardón por "sus esfuerzos para la finalización de un conflicto de más de 50 años". (@NobelPrize)
Santos se alza con el galardón por "sus esfuerzos para la finalización de un conflicto de más de 50 años". (@NobelPrize)

El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, galardonado con el premio Nobel de la Paz este viernes, ha dedicado la distinción a las víctimas del conflicto y el pueblo colombiano.

"Recibo este reconocimiento con gran humildad y como un mandato para seguir trabajando sin descanso por la paz de los colombianos. A esta causa dedicaré todos mis esfuerzos por el resto de mis días. Gracias a Dios, la paz está cerca. La paz es posible. Es la hora de la paz", ha dicho en una declaración institucional a primera hora de la mañana en Bogotá.

"Colombianos, este premio es de ustedes, es de las víctimas, para que no haya un solo muerto más", añadió el presidente, que ya había expresado en su cuenta de Twitter como primera reacción su reconocimiento a quienes más han sufrido. "Esta honrosa distinción no es para mí, es para todas las víctimas del conflicto", dijo.

"El hecho de que la mayoría de los votantes dijera 'no' al acuerdo de paz no significa necesariamente que el proceso esté muerto", insistió el Comité Nobel

El Comité Nobel de Noruega anunció a las 12:00 hora local que el presidente era el ganador el premio Nobel de la Paz 2016 por sus "decididos esfuerzos" por llevar la paz a su país tras 52 años de conflicto armado.

Santos "estaba abrumado y muy agradecido. Dijo que esto es inestimable e importantísimo para la evolución del proceso de paz en Colombia", señaló el Comité.

El premio es un claro apoyo, señala el fallo, a la decisión de Santos de invitar a todas las partes a participar en un amplio diálogo nacional para que el proceso de paz no muera, después de que el pasado domingo ganara el 'no' a los acuerdos de paz firmados con las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) en un referéndum.

"El hecho de que la mayoría de los votantes dijera 'no' al acuerdo de paz no significa necesariamente que el proceso de paz esté muerto. El referéndum no fue un voto por o contra la paz", insistió el Comité Nobel en su fallo.

"Ese resultado ha generado una gran incertidumbre sobre el futuro de Colombia. Hay un riesgo real de que el proceso de paz se paralice y de que estalle de nuevo la guerra civil, lo que hace todavía más importante que todas la partes, encabezadas por el presidente Santos y el líder de la guerrilla de las FARC, Rodrigo Londoño, mantengan el respeto al alto el fuego", recalcó el Comité.

El premio es también "un tributo al pueblo de Colombia que, a pesar de las grandes dificultades y los abusos, no ha perdido la esperanza en una paz justa"

Según el jurado, el premio es también "un tributo al pueblo de Colombia que, a pesar de las grandes dificultades y los abusos, no ha perdido la esperanza en una paz justa, a todas las partes que han contribuido al proceso de paz" y a todas las víctimas de una guerra que se ha cobrado la vida de al menos 220.000 colombianos y ha obligado a abandonar sus casas a más de seis millones de personas.

Los esfuerzos de Santos, según el Comité, llevaron al acuerdo de paz y, aún sabiendo que era controvertido, el presidente colombiano decidió someterlo al voto de sus compatriotas.

El desfase horario ha hecho que las primeras reacciones en Colombia se hicieran esperar desde Europa, primera en saludar el premio. Londoño, alias Timochenko, ha manifestado que la guerrilla aspira a la paz como único premio. El negociador de las FARC estaba también entre los favoritos en las quinielas para ganar el premio, pero el Comité ha decidido concedérselo en solitario al presidente.

Álvaro Uribe, expresidente de Colombia y principal defensor del 'no' en el plebiscito, ha felicitado a Santos a la vez que expresaba su deseo de que "conduzca a cambiar acuerdos dañinos para la democracia".

La comunidad internacional, que ha mostrado su apoyo decidido al proceso de paz defendido por Santos y así lo demostró con una nutrida asistencia a la firma de los acuerdos en Cartagena, ha reaccionado rápidamente en los minutos posteriores a la lectura del galardón. La ONU ha sido de las primeras organizaciones en felicitar al presidente colombiano y manifestar su deseo de que suponga "un gran empuje al proceso de paz". Al organismo transnacional se han unido algunas de sus divisiones, como la cultural UNESCO y la de refugiados ACNUR.

Martin Schulz, presidente del Parlamento Europeo, ha enviado su apoyo a Santos vía Twitter a través de un mensaje en el que se muestra convencido de la elección del galardonado "por su gran coraje y su compromiso con la paz". José Manuel García-Margallo, ministro de Exteriores español, ha calificado el anuncio del comité de Oslo de "magnífica noticia", mientras la canciller alemana, Angela Merkel, considera el premio "un aliciente para seguir avanzando hacia la paz". 

Desde Noruega, donde se entrega el Nobel de la Paz excepcionalmente (el resto de premios del Comité se otorgan en Suecia), país garante junto a Cuba de las negociaciones, los principales partidos políticos y organizaciones vinculadas al proceso han coincidido en aplaudir la concesión del Nobel a Santos. 

"Si hay algo que conmueve al corazón más duro es que las víctimas de la crueldad de la guerra elijan la reconciliación antes que el odio y la venganza. Eso es lo que provoca las lágrimas cuando las víctimas de una sangrienta guerra civil son honradas con el Nobel de la Paz", afirmó el diputado Heikki Eidsvoll Holmås.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 11