Primeros resultados muestran un Parlamento iraní con menos extremistas

La campaña para las elecciones fue feroz entre reformistas y conservadores en las elecciones de Irán. (EFE)
La campaña para las elecciones fue feroz entre reformistas y conservadores en las elecciones de Irán. (EFE)

(EFE).- Los primeros resultados oficiales de las elecciones en Irán, divulgados hoy, muestran un Parlamento con menos extremistas "principalistas" (conservadores) y un aumento de los independientes, reformistas y sus aliados.

Según los datos publicados por el Ministerio del Interior, de los primeros 27 escaños de los 290 que tiene el Parlamento y en cuya circunscripción ya terminó el recuento, 9 quedaron en manos de candidatos independientes, 6 fueron para "principalistas" y 4 a la lista de los reformistas.

Otros 5 de esos escaños deberán ser adjudicados en una segunda vuelta electoral entre los dos candidatos más votados de la circunscripción, contienda para la que quedaron habilitados 3 "principalistas", 4 independientes y 3 reformistas.

Sobre los tres restantes, no se ha informado del grupo al que pertenece el diputado electo.

Estos escaños corresponden a lugares del interior del país y poco poblados, que habitualmente apoyan con mayor fuerza a los sectores más conservadores y son más próximos a los "principalistas".

Aún queda por conocerse la distribución de votos de Teherán, la mayor circunscripción del país que otorga 30 diputados

Aún queda por conocerse la distribución de votos de Teherán, la mayor circunscripción del país que otorga 30 diputados y en la que el dominio de los reformistas durante la votación fue evidente.

En el Parlamento actual, los "principalistas" cuentan con 167 diputados, frente a 88 independientes, un amplio grupo que contiene varias tendencias pero que tiende más hacia la moderación y que durante esta legislatura apoyó al presidente Hasán Rohaní.

El sector reformista agrupa actualmente a 26 diputados.

Ayer también se celebraron elecciones para la Asamblea de Expertos, el organismo compuesto por 88 clérigos chiíes encargado de supervisar la labor del líder supremo y llegado el caso, elegir a su sucesor.

El recuento no oficial proyectaba una amplia presencia de seguidores del expresidente Hashemí Rafsanyaní, y del presidente Rohaní, cuya entrada en la Asamblea se da por hecho.

Según calculó Efe, este grupo moderado y reformista contaría con al menos 22 miembros, mientras que los candidatos apoyados por los "principalistas" y los independientes serían también 22, a falta aún de muchos lugares por adjudicar.

Fuentes del Ministerio del Interior informaron de que se hará todo lo posible por tener un resultado definitivo para la Asamblea de Expertos antes de la noche de hoy, si bien para el Parlamento, y particularmente para los resultados de la ciudad de Teherán, se calcula que no estarán antes de tres días.

Las primeras estimaciones oficiales de la participación en las elecciones cifraron en unos 33 millones, aproximadamente el 60% del censo electoral, el número de votos registrados durante la votación.

Las mesas electorales de Teherán cerraron ayer tras casi 16 horas de votación y cinco prórrogas sobre el horario establecido debido a la gran afluencia de electores que participaron en los comicios.

La votación discurrió con normalidad y total tranquilidad a lo largo de la jornada, en donde fueron evidentes las largas colas de votantes en los colegios de Teherán.

Casi 55 millones de iraníes (54.915.024) fueron convocados a estas elecciones.

La campaña electoral, de tan solo una semana, se centró en temas económicos, en los pedidos de voto útil y en los intentos conservadores de desprestigiar a los aliados del presidente Hasán Rohaní, favoritos para reafirmar en el Parlamento la progresiva apertura del país.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 3