Estados Unidos devolverá a Japón 4.000 hectáreas de sus bases en Okinawa

Manifestantes protestan contra la construcción de una nueva base estadounidense en Okinawa. (EFE)
Manifestantes protestan contra la construcción de una nueva base estadounidense en Okinawa. (EFE)

(EFE).- Estados Unidos devolverá a Japón el control de 4.000 hectáreas ocupadas en la actualidad por sus bases militares en la isla de Okinawa (Sur), informaron las Fuerzas Armadas de EE UU en el país asiático.

Se trata del 17 por ciento del territorio administrado por el Ejército de EE UU, la mayor devolución de terreno por parte de este país desde que Japón recuperó en 1972 la administración de Okinawa, escenario de una batalla en la que murieron 240.000 personas en la Segunda Guerra Mundial y controlada por Washington desde entonces.

Las autoridades estadounidenses no han especificado cuándo será devuelta esta parcela, que en la actualidad es utilizada para entrenamientos enfocados al combate en zonas de jungla.

La prefectura de Okinawa alberga a más de la mitad de los cerca de 47.000 efectivos que EE UU mantiene en Japón

"Una vez que las instalaciones ya no necesarias para defender a Japón y mantener la paz y la seguridad en el Lejano Oriente, serán devueltas al Gobierno japonés", detallaron las Fuerzas Armadas en un comunicado divulgado este ayer.

La construcción de varias pistas de aterrizaje para helicópteros estadounidenses "permitirá la devolución de casi 4.000 hectáreas" a las autoridades niponas, se indica en la nota.

La prefectura de Okinawa alberga a más de la mitad de los cerca de 47.000 efectivos que EE UU mantiene en Japón, así como al 74 por ciento de las instalaciones militares estadounidenses en el país asiático.

La población de la isla y los políticos locales se han mostrado contrarios a la presencia de bases estadounidenses en la isla, un rechazo que se intensifica periódicamente debido a los incidentes protagonizados por algunos militares y trabajadores de EE UU.

Uno de los más graves y recientes tuvo lugar el pasado mes de mayo, cuando la policía nipona arrestó a un exmarine estadounidense que trabajaba en la base de Kadena y que, supuestamente, violó y asesinó a una japonesa de 20 años.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 17