Los "pequeños" candidatos al Elíseo, entre el trotskismo y el 'frexit'

Captura del debate a 11 entre los candidatos a las presidenciales francesas. (Captura)
Captura del debate a 11 entre los candidatos a las presidenciales francesas. (BFMTV)

(EFE).- Los seis candidatos minoritarios de los 11 que concurren a las elecciones francesas representan un amplio abanico político que va desde el trotskismo de Philippe Poutou hasta el soberanismo de Nicolas Dupont-Aignan, pasando por las propuestas de colonización lunar del francoargentino Jacques Cheminade.

Poutou, aspirante del Nuevo Partido Anticapitalista (NPA), ganó gran repercusión mediática en el debate televisado de hace una semana, gracias a réplicas como la lanzada contra Marine Le Pen: "Cuando somos convocados por la policía, no tenemos inmunidad obrera". Mecánico en una fábrica de Ford, Poutou no aspira a la Presidencia francesa sino a "dar visibilidad al movimiento anticapitalista", explicó a EFE una portavoz del NPA.

El candidato trotskista, de 50 años, propone reducir la jornada laboral a 32 horas, aumentar el salario mínimo a 1.700 euros o abandonar la energía nuclear.

El candidato trotskista propone reducir la jornada laboral a 32 horas, aumentar el salario mínimo a 1.700 euros o abandonar la energía nuclear

Nicolas Dupont-Aignan busca, a sus 57 años, situarse entre el representante de Los Republicanos (LR), François Fillon, y la del Frente Nacional (FN), Marine Le Pen.

El presidente de Debout La France ("Francia En Pie") ha hecho de Europa un tema central de su campaña, con un programa que incluye la salida del euro o la reforma de los tratados europeos para "devolver la soberanía" a cada país. Se sitúa a la cabeza de los candidatos minoritarios, con una intención de voto cercana al 5% según las encuestas.

Dupont-Aignan ha formado parte de varios equipos ministeriales, y abandonó el partido conservador Unión por un Movimiento Popular (UMP) en 2007, tras un desacuerdo con Nicolas Sarkozy.

En las antípodas del espectro político se sitúa Nathalie Arthaud, de 47 años, profesora de Economía en un instituto a las afueras de París y candidata del partido trotskista Lucha Obrera (LO). Más teórica en su discurso que Poutou, tampoco busca llegar al Elíseo, sino "hacer escuchar" el punto de vista obrero.

La segunda mujer aspirante a la presidencia, junto a Le Pen, incluye en su programa la nacionalización de bancos y fábricas, rebajar la edad de jubilación a los 60 años o aumentar el salario mínimo a 1.800 euros mensuales.

El presidente de Debout La France ha hecho de Europa un tema central de su campaña, con un programa que incluye la salida del euro o la reforma de los tratados europeos para "devolver la soberanía" a cada país

Por su parte, Jean Lassalle, de 61 años, se ha erigido en representante del mundo rural, declarándose por ejemplo "preparado para afrontar a Trump y Putin" gracias a su experiencia con lobos y osos. Originario de un pequeño pueblo al norte de los Pirineos, el líder del movimiento Résistons! ("¡Resistamos!") aprendió el español antes que la lengua de su país, aseguró a EFE.

Comenzó su andadura política al ser elegido alcalde en 1977 de una localidad de 160 habitantes, y desde 2002 es diputado de la región Pirineos Atlánticos.

La baja intención de voto que indican los sondeos (0,5 %) se debe a que todavía no ha "tocado" el corazón de los franceses, explicó, aunque se resiste a "tirar la toalla".

Crítico con la globalización y partidario de una "ecología humanista", el diputado propone volver al modelo territorial francés anterior a 2015 y renegociar los tratados de la Unión Europea (UE) para crear una "Europa de las naciones".

Más radical en este punto es el soberanista François Asselineau, partidario de una salida rápida de la UE (el llamado frexit), que se encuentra bajo la "triple dictadura de la Comisión Europea, la OTAN y el Banco Central Europeo", aseguró el político a EFE.

Jacques Cheminade, originario de Argentina, es el sexto de los aspirantes "minoritarios" y también el que más veces se ha presentado a las elecciones presidenciales

En ocasiones tratado de complotista, Asselineau tan solo consiguió 17 apoyos de cargos públicos de los 500 necesarios para presentarse a las elecciones presidenciales de 2012, que en esta ocasión sí ha obtenido. El candidato, de 59 años, fundó la Unión Popular Republicana (UPR) en 2007, después de haber trabajado como alto funcionario y consejero ministerial en los años 90.

Jacques Cheminade, originario de Argentina, es el sexto de los aspirantes "minoritarios" y también el que más veces se ha presentado a las elecciones presidenciales. Tras dos intentos fallidos en 1981 y 1988 por conseguir los avales necesarios, los obtuvo por primera vez en 1995 y de nuevo en 2012 -aunque en ninguno de los dos casos sobrepasó el 0,25 % de los votos totales-.

Es, a sus 75 años, el aspirante de mayor edad al Elíseo, y basa su proyecto en la salida de la UE y del euro. También propone la separación de los bancos de depósito y de crédito, la nacionalización de las empresas estratégicas y el lanzamiento de un programa de colonización espacial.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 2