El fin de la política del hijo único beneficiará a 100 millones de familias

La política del hijo único se puso en marcha en 1979 para reducir los problemas de superpoblación del gigante asiático
La política del hijo único se puso en marcha en 1979 para reducir los problemas de superpoblación del gigante asiático

(EFE).- Hasta cien millones de familias se beneficiarán del histórico cambio anunciado por el Partido Comunista de China (PCCh) para que todas las parejas del país puedan tener dos niños, destacó este viernes el diario oficial China Daily, que cita a expertos nacionales en sociología y demografía.

Según Lu Jiehua, sociólogo de la Universidad de Pekín, a corto plazo ése será el número de parejas a las que afectará el cambio, aunque tomará su tiempo contabilizar los efectos reales de la medida, que pone punto final a 35 años de política del hijo único.

"Las parejas nacidas en los años 70 podrían intentar tener un segundo niño, ya que quieren 'aprovechar la última oportunidad', pero aquéllas nacidos en los 80 y los 90 no tienen un urgente deseo de tener dos hijos", analizó el experto.

En 2013, cuando ya se relajó ligeramente la política de planificación familiar permitiendo a más parejas urbanas que tuvieran un segundo hijo, sólo 1,5 de las 11 millones de parejas beneficiadas solicitaron tener ese segundo vástago.

Un 60 % de las parejas beneficiadas por el mayor cambio anunciado proceden del mundo rural, donde el interés en tener descendencia suele ser mayor

Sin embargo, un 60 % de las parejas beneficiadas por el mayor cambio anunciado ayer, que extiende a toda la población la autorización de tener dos hijos, proceden del mundo rural, donde el interés en tener descendencia suele ser mayor.

En el mismo diario, el experto Yuan Xin, de la Universidad de Nankai de la ciudad de Tianjin, subrayó que la nueva política reducirá el problema del envejecimiento de la población en China, pero igualmente sus efectos no se notarán demasiado a corto plazo.

"Hacia 2050, la proporción de población anciana se habrá reducido un 1,5 por ciento", previó Yuan, quien advirtió de que la segunda economía mundial seguirá enfrentándose a problemas por la reducción de su población trabajadora.

La mano de obra del gigante asiático alcanzó su cifra máxima (940 millones de personas) en 2012, ya en 2014 había disminuido hasta 930 millones y se espera que baje la barrera de los 900 millones en el comienzo de la próxima década.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 8