Amnistía Internacional arremete contra la censura del Gobierno cubano en internet

Usuarios conectados al internet wifi en el parque de Jagüey Grande, provincia Matanzas. (14ymedio)
Usuarios conectados a la red pública de internet en el parque de Jagüey Grande, en la provincia de Matanzas. (14ymedio)

El control y la censura de internet son el centro de atención de un informe publicado este martes por Amnistía Internacional (AI) en el que asegura que restringir "la libertad de expresión y el acceso a la información" hacen peligrar los avances de la Isla en materia de educación.

Bajo el título La paradoja de internet en Cuba la organización muestra su preocupación por las dificultades que deben sortear los ciudadanos para acceder a la red desde la Isla.

AI basa sus críticas en un estudio desarrollado por el Observatorio Abierto de Interferencias en la Red (OONI, por sus siglas en inglés) que entre mayo y junio de este año ha investigado 1.458 webs desde ocho diferentes ubicaciones de La Habana, Santa Clara y Santiago de Cuba.

El Observatorio, que ha reunido datos sobre la censura en internet en más de 200 país y declara que su objetivo es fomentar la transparencia, detectó durante sus exploraciones en la Isla unas 41 páginas bloqueadas, entre ellas 14ymedio, aunque reconoce que "es probable que estén bloqueados muchos más sitios que no examinó".

AI sostiene en su informe que en la Isla hay unas 41 páginas bloqueadas, entre ellas '14ymedio'

"Todos los sitios bloqueados tenían algo en común: expresaban críticas al Gobierno cubano, trataban de asuntos relacionados con los derechos humanos o tenían relación con herramientas de elusión (técnicas para sortear la censura)", aclara el informe.

La censura contra estos sitios de Internet "con el exclusivo fin de limitar las críticas políticas y restringir el acceso a la información es -naturalmente- contrario al derecho internacional", denuncia Amnistía.

Según la investigación, "cuando una persona intenta acceder a un sitio bloqueado, es redirigida a una página de bloqueo sin ninguna explicación del motivo". El popular servicio de videollamadas Skype también está "bloqueado en Cuba, aunque se usa un tipo distinto de tecnología", asegura la OONI.

El Gobierno "ha comprado una tecnología sofisticada o cuenta con personas capacitadas para llevar a cabo el bloqueo", especula el texto. La situación apunta a que "contratistas chinos desarrollaron el software y las interfaces que se emplean para los portales de acceso a las conexiones wifi", pues los investigadores "encontraron trazas de código chino".

Los usuarios que solo acceden a la intranet nacional "reciben una información seleccionada por el Gobierno y sometida a una estricta censura". Como ejemplo, Amnistía Internacional señala a EcuRed, una versión de Wikipedia creada por el Gobierno que "difama a quienes defienden los derechos humanos" en la Isla.

A la censura en la web se agrega el filtrado de palabras claves en los mensajes de solo texto (SMS) en el servicio de telefonía móvil que controla la Empresa de Telecomunicaciones de Cuba (Etecsa), que ostenta el monopolio de las comunicaciones en la Isla.

A la censura en la web se agrega el filtrado de palabras claves en los mensajes de solo texto (SMS) en el servicio de telefonía móvil que controla la Empresa de Telecomunicaciones de Cuba

Los mensajes entre teléfonos celulares que contienen palabras como "democracia" y "huelga de hambre" nunca llegan a su destinatario, recuerda el reporte en alusión a una investigación realizada por este diario.

En relación con la legalidad en la que trabaja la prensa no gubernamental, el texto advierte que "la nueva generación de periodistas independientes trabaja en un entorno jurídico poco claro y bajo la amenaza constante de las detenciones arbitrarias".

A pesar del sombrío panorama, AI advierte que "los periodistas, blogueros y blogueras y activistas cubanos no han aceptado sin más estas restricciones" y "han encontrado formas creativas de conseguir publicar". El Paquete, que difunde series de Netflix, así como vídeos y música pirateados forman parte de esas soluciones junto a SNET, la red clandestina que conecta a miles de usuarios en varias ciudades de la Isla.

Sin embargo, ninguna de estas alternativas logra llenar el vacío que deja el deficiente acceso y la censura de internet. Cuando Raúl Castro se retire en febrero de 2018, "quien ocupe la presidencia del país tendrá la oportunidad de configurar la función que desempeñe Internet en el futuro de Cuba y en su sistema educativo", concluye el extenso reporte.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 36