Fallece el guitarrista y compositor Sergio Vitier

El guitarrista y compositor Sergio Vitier. (Iván Cañas)
El guitarrista y compositor Sergio Vitier. (Iván Cañas)

El guitarrista y compositor Sergio Vitier falleció este domingo en La Habana en horas de la mañana, a los 68 años, víctima de un accidente cerebrovascular, según informó la prensa oficial.

Maestro de varias generaciones de músicos, Vitier fue merecedor en 2014 del Premio Nacional de la Música. Su obra se mueve en diversos registros de la creación sonora y destaca por sus osadas composiciones y una impecable interpretación de la guitarra.

Miembro de una de las familias más importantes de la cultura cubana, el músico fue el primogénito de los escritores Fina García Marruz y Cintio Vitier, además de contar como hermano al pianista y compositor José María Vitier.

Vitier comenzó sus estudios de guitarra con Elías Barreiro e Isaac Nicola. Una enseñanza que completó junto a Leo Brouwer, Federico Smtih, José Loyola y Roberto Valera. Algo que quedó reflejado en la mezcla de estilos y tendencias que recogió en sus composiciones, todas ellas ligadas a la identidad cubana.

Entre sus trabajos más recordados está el que desarrolló como autor e intérprete junto al Grupo de Experimentación Sonora del Icaic. Una etapa que consideró "una escuela" para su "formación musical, humana y cultural en general" donde "confluyeron varias tendencias estéticas y diversos talentos".

Vitier compuso más de 50 bandas sonoras para películas, espectáculos de ballet, teatro y producciones televisivas. En el séptimo arte destacan las partituras que realizó para filmes como De cierta manera (1974) La tierra y el cielo (1976), El brigadista  (1977),  Capablanca (1987), Caravana (1990) y Roble de olor (2002), entre otros.

Su registro discográfico lo integran títulos como Cuerdas cuba­nas y la placa Nuestra canción, que grabó junto a Martha Valdés, además del disco Con­cierto habanero, dedicado a la música sin­fónica.

Vitier cosechó numerosos galardones, como el Premio Egrem 1997 con el disco Homenajes, el Cubadisco 2000 por la placa Travesía (1999), un reconocimiento que repitió en 2001 con el disco Nuestra canción.

En su disco  Cruce de caminos (2014) reunió a excelentes músicos como el pianista Ernán López-Nussa, el saxofonista Javier Zalba y el tresero Pancho Amat. En las piezas recogidas  la percusión desempeñó un papel protagónico, lo que confirmó el juicio de Leo Brouwer sobre la música de Vitier que "in­serta siempre un elemento de lo afrocubano ritual que no aparece de manera colorista; no es interpolación, no es la fuerza que se convierte en dato exótico”.

Al hablar de su creación artística y el reconocimiento que recibió del público, Vitier aseguraba que  si en algún momento había alcanzado "el éxito o la fama", siempre recordaba "una frase del poeta alemán Rainer Maria Rilke, que decía que la fama no era más que una suma de malentendidos alrededor de una persona".

Este domingo muchos colegas y conocidos le han rendido homenaje a Vitier en las redes sociales, agradeciéndole la música y su reconocido "don" de hacer buenos amigos.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 10