El Gobierno impulsa un plan agrícola “emergente” ante la falta de alimentos en Cienfuegos

En la capital provincial el panorama es alarmante: la mayoría de las tarimas de los mercados están vacías y los carretilleros en las calles pregonan su mercancía al doble o el triple del precio que tuvieron antes de la llegada del huracán Irma

El mercado La Calzada en la ciudad de Cienfuegos con las tarimas vacías tras el paso del huracán Irma y la imposición de precios topados. (Cedeño/5 de Septiembre)
El mercado La Calzada en la ciudad de Cienfuegos con las tarimas vacías tras el paso del huracán Irma y la imposición de precios topados. (Cedeño/5 de Septiembre)

Para enfrentar el déficit de alimentos en Cienfuegos tras el paso del huracán Irma, el Gobierno ha creado un “plan emergente” de siembra para impulsar la producción agrícola, según informó el viernes el diario Granma. Una medida que llega pocos días después de la instauración de precios topados en la provincia.

El proceso de siembra acelerada busca “devolver la vitalidad a las placitas y mercados agropecuarios estatales, muy deprimidos en la actualidad”, y fortalecer “la presencia de determinados cultivos”, precisa el texto.

Según la nota oficial, cientos de trabajadores estatales se han lanzado desde la pasada semana a los campos para cultivar 330 hectáreas de boniato, 200 de plátano, 472 de maíz, 150 de yuca, 47 de tomate, 52 de pimientos, 385 de calabaza, 35 de pepino, 55 de col y 412 de otras hortalizas.

“Aquí se ha perdido todo, los mercados están vacíos”, cuenta vía telefónica a 14ymedio Roberto Delgado, residente en el poblado cienfueguero de Corralillo, uno de los más afectados por los fuertes vientos. “Han empezado a vender algo de arroz a cuatro pesos la libra, pero no hay ni una sola vianda.”

Con la movilización que impulsa el Gobierno se han reorganizado hacia las zonas agrícolas con mayor demanda las máquinas de riego, medios de transporte adicionales y semillas que se necesitan en la siembra. Todo esto en aras de obtener “logros en el menor tiempo posible”, aclara la prensa oficial.

En la zona de la costa norte donde vive Delgado los municipios más dañados han recibido también porciones de alimentos, fundamentalmente arroz y frijoles, proporcionadas por el Programa Mundial de Alimentos (PMA).

Recientemente el Gobierno de Vietnam también anunció la donación de 1.000 toneladas de arroz para aliviar los daños dejados por el huracán Irma

Recientemente el Gobierno de Vietnam también anunció la donación de 1.000 toneladas de arroz para aliviar los daños dejados por el huracán Irma.

En la capital provincial el panorama también es alarmante. La mayoría de las tarimas de los mercados están vacías y los carretilleros en las calles pregonan su mercancía al doble o el triple del precio que tuvieron antes de la llegada del meteoro. Una libra de cebolla supera los 25 CUP, el salario diario de un profesional.

El semanario 5 de Septiembre señaló “la retirada masiva de los carretilleros, vendedores ambulantes y otros gestores” vinculados al comercio de productos agropecuarios “en desafío al acuerdo del Consejo de la Administración Provincial” de topar los precios de estos alimentos.

“Desde que toparon los precios el problema se agravó y ahora los campesinos están probando fuerza con el Gobierno porque no quieren tener pérdidas al vender su mercancía”, explica Rogelio, un productor de frijoles de la zona de Rodas.

“No es ambición, es necesidad, no puedo vender mis productos a menos de lo que me costó lograr la cosecha”, explica el productor. “Mi finca se afectó mucho y ahora necesito recursos para reparar todo eso, no puedo regalar mis frijoles”.

Rogelio, como muchos otros productores, ha optado por el mercado negro. “Si no me dejan vender al precio que necesito para recuperar lo invertido tengo que vender por otro lado porque se me va a echar a perder la mercancía.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 45