La Red Iberoamericana de Bosques Modelos visita Villa Clara

Sabanas de Manacas, en Villa Clara (@casapuebloorg)
Sabanas de Manacas, en Villa Clara (@casapuebloorg)

La Red Iberoamericana de Bosques Modelos (RIABM) ha puesto su mira en la zona conocida como Sabanas de Manacas, un área entre los municipios de Santo Domingo y Corralillo, en Villa Clara, el único sistema boscoso de su tipo existente en Cuba.

El pasado jueves, un grupo de miembros de la organización visitó el lugar para conocer el trabajo integrado en la región. La comitiva, con miembros procedentes de Canadá, Guatemala, Costa Rica, Puerto Rico, Bolivia, Chile, Argentina, Brasil, Paraguay, Colombia, Perú, República Dominicana y Cuba, estuvo reunida hasta el pasado viernes en el Palacio de Convenciones de La Habana para intercambiar conocimientos y experiencias sobre el manejo sostenible de los bosques y la participación comunitaria en el cuidado y protección de estos.

Los visitantes sostuvieron encuentros con niños de escuelas rurales incorporados a círculos de interés, campesinos dedicados a tareas que desarrollan el trabajo forestal y visitaron la empresa Carlos Baliño, productora de azúcar ecológica.

Los Bosques Modelos se basan en un esquema que combina necesidades sociales, culturales y económicas de la zona y en el que las personas se integran con el paraje, apoyando el desarrollo sostenible y la conservación. La RIABM actualmente tiene presencia en 15 países y enlaza 29 Bosques Modelos de América Central y del Sur, el Caribe y España, donde impulsa iniciativas para el manejo sostenible y el manejo participativo de estos espacios y sus recursos naturales.

Villa Clara es pionera en la preservación ambiental con el apoyo de la población local

La preservación del paisaje depende del trabajo de varias entidades, como la Empresa Forestal Integral, Flora y Fauna; el Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente; el Cuerpo de Guardabosques; los asentamientos poblacionales y las cooperativas situadas en el entorno.

Villa Clara es pionera en la preservación ambiental con el apoyo de la población local. Este tipo de trabajo comenzó en el poblado de Carahata, en la zona de Corralillo, con la conservación de manglares y bosques costeros, así como con el manejo de especies como el flamenco.

Sabanas de Manacas es un hábitat de una extensión territorial de más de 1.720 kilómetros cuadrados que alberga el Bosque Modelo cuya extensión territorial y característica lo convierten en un área protegida y de gran prioridad en materia de conservación y preservación de la flora y la fauna.

Este paisaje limita al norte con las llanuras y alturas del noroeste del subdistrito de La Cordillera; al este, colinda con el grupo de paisajes de las llanuras, alturas y montañas pequeñas de Cubanacán, a lo largo de una línea irregular que, de norte a sur. Al sur, limita con la costa noreste de la Bahía de Cienfuegos y, al oeste, con la llanura de Real Campiña, tras el Río Damují y con la Llanura cársica Artemisa-Colón. Se extiende por el Río Sagua la Grande, pasa por Ranchuelo y Cruces y continúa hasta el Río Caunao.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 2