"Sabemos que el Estado cubano fundamentalmente se ha mantenido igual de represivo"

Un alto funcionario del Departamento de Estado amplía a '14ymedio' las razones del viaje del presidente de EE UU a Cuba

El presidente norteamericano, Barack Obama, este febrero
El presidente norteamericano, Barack Obama, este febrero

El Gobierno estadounidense es consciente de que el acercamiento con el de Cuba no se ha traducido aún en un aumento de los derechos de sus ciudadanos, pero confían en contribuir a crear un clima que lo propicie.

"No vamos a decir que hemos notado grandes avances en cuestiones de derechos humanos. Sabemos que la práctica de detenciones ha continuado. El Estado cubano fundamentalmente se ha mantenido igual de represivo", declaró un alto funcionario del Departamento de Estado a 14ymedio poco después de conocerse la visita que el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, hará a Cuba los próximos días 21 y 22 de marzo.

Entre los pocos datos avanzados de manera oficial por la Casa Blanca se ha podido saber que el mandatario viajará a la Isla acompañado de la primera dama, Michelle Obama, como parada previa a otra visita oficial, en este caso a Argentina. El presidente se reunirá con Raúl Castro y sectores de la sociedad civil entre los que estarán miembros de la oposición, según fuentes del Departamento de Estado. Sin embargo, se descarta inicialmente que se produzca un encuentro entre Barack Obama y el expresidente cubano y líder de la Revolución Fidel Castro.

De acuerdo con las fuentes del Departamento de Estado, los disidentes que se encontrarán con Barack Obama procederán de todos los sectores, los que han apoyado la política de su administración y los que han sido críticos con ella.

El mandatario estadounidense dará un discurso dirigido al pueblo cubano y se reunirá, además de con opositores, con cuentapropistas y líderes religiosos

"Queremos cambiar el punto de vista de los cubanos y la comunidad internacional respecto a la política de Estados Unidos y del Gobierno cubano cuando observan la pobreza, el atraso y la falta de oportunidades y libertades políticas. Nuestra meta es que vean con absoluta claridad que estos problemas están causados por las políticas del Gobierno cubano, no por culpa de Estados Unidos ni del embargo", subrayó el alto funcionario norteamericano.

Otras fuentes de la administración Obama facilitaron algunos detalles de la visita del presidente a Cuba. El mandatario estadounidense dará un discurso dirigido al pueblo cubano en un lugar que aún no se ha podido concretar y se reunirá, además de con opositores, con cuentapropistas y líderes religiosos.

La cancillería cubana se mostró receptiva ante el anuncio de Washington y aseguró que "el mandatario estadounidense será bienvenido por el Gobierno de Cuba y su pueblo, con la hospitalidad que le caracteriza".

Josefina Vidal, directora general para EE UU de la cancillería, considera que esta será "una oportunidad para que el presidente Obama pueda apreciar la realidad cubana y seguir intercambiando sobre las posibilidades de ampliar el diálogo y la cooperación bilateral sobre temas de interés mutuo para ambos países", unas declaraciones que este viernes son portada en el diario oficial Granma que, no obstante, da a la visita de Ollanta Humala mayor peso en su primera plana.

"Será interesante ver cómo la prensa cubana cubrirá la visita —señaló el funcionario del Departamento de Estado a 14ymedio—. Les será difícil ocultarle a su pueblo el mensaje que llevará el presidente Obama".

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 65