El mejillón verde llega a la bahía de Santiago de Cuba

El mejillón verde. (Red Cubana de la Ciencia)
El mejillón verde. (Red Cubana de la Ciencia)

Algunos vecinos de la zona costera de Santiago de Cuba habían notado desde hace meses la presencia del mejillón verde, una especie invasora oriunda del Indo-Pacífico. Sin embargo, no ha sido hasta esta semana que la Unidad de Medio Ambiente de la Delegación Territorial del CITMA ha confirmado la llegada de la perna viridis a esta bahía y a sus zonas aledañas.

Decenas de ejemplares de gran tamaño del mejillón fueron localizados por trabajadores de la administración portuaria en el área del antiguo muelle de La Cucaracha. Los animales detectados se encontraban adheridos a unos 356 pilotes que hay dentro de la rada, según refirió a los medios locales Renato Estévez La O, especialista del CITMA en la provincia.

La situación ha activado el protocolo de “alerta temprana”, describió el especialista, que se compone de una serie de medidas para paliar el efecto negativo de especies exóticas invasoras. Los principales daños que ocasiona el mejillón verde están relacionados con las pérdidas económicas, al adherirse a estructuras industriales, hormigón y embarcaciones.

El animal fue reportado por primera vez en Cuba en el año 2005, en la Bahía de Cienfuegos. En el caso de Santiago de Cuba esta semana se ha puesto en alerta al cuerpo de guardabosques y a otras entidades como Inspección Pesquera, Centro Oriental de Ecosistemas y Biodiversidad (BIOECO) y la Unidad de Medio Ambiente.

Algunos residentes próximos al lugar del hallazgo curioseaban este viernes las labores de extracción y clasificación del molusco. Yunier López paseaba por la zona en bicicleta cuando se detuvo a observar la recogida de varios ejemplares. “Ojalá al menos sirvan para comer”, comentó. Sin embargo, el uso que se le da en otras regiones se enfoca hacia la medicina alternativa, a partir de un extracto del mejillón que se usa en el tratamiento de la artritis y como antiinflamatorio.

El protocolo para la erradicación comienza con ubicar los ejemplares, recogerlos e incinerarlos. Los especialistas advierten que también será necesario hacer una prospección en la bahía santiaguera en aquellas áreas más proclives al asentamiento de la especie. Especial atención, detalló Estévez La O, se dedicará a la zonas próximas a la Termoeléctrica Renté y los muelles de la Refinería y del puerto Guillermón Moncada.


Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 5