La necesidad no entiende de consignas

CDR en el municipio Regla, La Habana, a pocos metros del embarcadero de la lancha que une a este poblado con el casco histórico de la ciudad. (14ymedio)
En este muro en el municipio Regla, La Habana, la vida se ha colado a través de las consignas revolucionarias. (14ymedio)

Los muros de la ciudad emulan a las vallas políticas en cuanto a consignas y lemas. Sin embargo, la propaganda que se hace sobre las fachadas es frecuentemente interrumpida por la apertura de una puerta, una ventana o un respiradero. Detrás de esos cambios en el exterior de los inmuebles está casi siempre la historia de un divorcio, de un hijo que nació y hasta de un pariente que vino a vivir con la familia.

En estos casos, el respeto al lema escrito en la pared puede menos que la necesidad en la mayoría, como se muestra en esta foto en el poblado de Regla, a pocos metros del embarcadero para la lancha que une a este municipio capitalino con el casco histórico de La Habana.

La frase que recordaba un aniversario de la fundación de los Comités de Defensa de la Revolución (CDR) ahora es solo una serie de letras con poco sentido sobre un muro. La palabra "viva" ha sido sustituida por el lugar de paso hacia una nueva morada, donde la "vida" se ha impuesto a las consignas.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 12