El sector petrolero cubano invita a las empresas de EE UU a invertir en la Isla

Plataforma petrolera de Cupet
Plataforma petrolera de Cupet.

"Que vengan, que estamos listos esperando por ellos, tenemos todo tipo de negocios para ellos", aseguró este martes una funcionaria de la petrolera estatal Cupet, María Yodalis Hernández. La invitación iba dirigida a las compañías estadounidenses, que tienen prohibido hacer negocio con Cuba por el embargo decretado hace más de medio siglo contra la Isla.

La portavoz de la Empresa de Perforación y Extracción de Petróleo del Centro, filial de Cupet, agregó que la empresa pública está abierta a hacer "todo tipo de negocios" con compañías norteamericanas, sobre todo después de la reanudación de las relaciones diplomáticas entre los dos países.

"Esperamos que esta nueva apertura [...] influya en la industria petrolera" cubana, añadió Hernández durante una visita de corresponsales extranjeros a Matanzas. La funcionaria atribuyó al embargo los daños provocados en el sector, ya que las compañías estadounidenses disponen de "los principales recursos y la tecnología de punta", pero no pueden trabajar con Cuba.

Cupet solo puede explotar el 5% de sus reservas totales por falta de "tecnologías para poder extraerlo", según argumentó Hernández.

La funcionaria aseguró que esperan que la nueva política del presidente estadounidense, Barack Obama, ofrezca la posibilidad de demostrar que la Isla tiene oportunidades petroleras. "Y ellos lo saben ‒agregó ‒ porque estuvieron aquí antes de 1959 y nos exploraron completamente".

El expresidente cubano Fidel Castro nacionalizó las propiedades de las empresas petroleras estadounidenses en la Isla en 1960. Hoy, el país produce unos 25 millones de barriles anuales de petróleo, que corresponden a un 50% del consumo nacional, e importa el resto desde Venezuela a un precio muy por debajo de la cotización internacional.

El Gobierno cubano estima que en el Golfo de México hay reservas equivalentes a 22.000 millones de barriles, aunque las exploraciones hasta ahora no han dado resultados. Para relanzar los trabajos, La Habana precisa inversión y tecnología foráneas.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 18