Frío y desfile pioneril

Exposición "Los mundos de Quino" en homenaje al artista argentino, en la Casa de las Américas, La Habana. (14ymedio)
Los cubanos salen estos días mucho más abrigados de lo normal. Aquí, en la exposición de Quino. (14ymedio)

Los últimos partes meteorológicos han captado la atención incluso de los pequeños de la casa. "¿Qué es esa zona en blanco?", preguntan los niños cuando el especialista del tiempo muestra un mapa con el frente frío que se cierne sobre Cuba. El lunes se reportaron las más bajas temperaturas de la actual temporada invernal, con 6,6 grados centígrados, en Indio Hatuey, provincia de Matanzas.

Otros registros llamativos ocurrieron en Santo Domingo, Villa Clara, con 7,5; Sancti Spíritus, 7,6; Colón, Jovellanos y Bainoa 7,9; Jagüey Grande y Esmeralda, 8,0; Camilo Cienfuegos, Aguada de Pasajeros y Unión de Reyes, 8,3; Júcaro y Ciego de Ávila, 9,0; Batabanó, 9,2, y Güines y Santa Clara, 9,5.

En la estación meteorológica de Casablanca, en La Habana, el termómetro marcó una mínima de 14,6 grados centígrados, para alegría de quienes esperaban que refrescara el clima y poder sacar los abrigos que pocas veces pueden ponerse durante el resto del año.

Debido a la poca incidencia de las bajas temperaturas en el escenario climático cubano, la ausencia de calefacción, la poca hermeticidad de las casas y los problemas con el abastecimiento de alimentos, el país tiende a paralizarse cuando los termómetros bajan de los 20 grados Celsius. Una situación que arrancará sonrisas entre quienes viven inviernos por debajo de los cero grados, pero que en la Isla no causa ninguna gracia.

Las bajas temperaturas no son bien recibidas por quienes viven en casas muy deterioradas y entre las personas de mayor edad. Aleida, de 81 años reside con su hermana de 86 y este sábado necesitó la ayuda de un vecino para tapar con cartones su deterioradas ventanas, para evitar esos vientos que hacen que le le duela "cada hueso", como cuenta la anciana.

Para la población infantil también se vuelven días difíciles, sobre todo a la hora de levantarse. Leticia, madre de dos varones que estudian en una escuela primaria del municipio Cerro, así lo confirma: "Le dije a la directora de la escuela que lleguemos tarde porque mis hijos no quieren salir de abajo de la colcha".

No obstante, en los matutinos escolares se ha hecho un llamado de la Organización de Pioneros José Martí (OPJM) a participar en un desfile para el próximo jueves por el aniversario del nacimiento de José Martí, un evento que servirá como "convocatoria a la Asamblea Nacional de los Pioneros", según informó la prensa oficial.

Muchos padres han recibido con escepticismo la convocatoria, ante las predicciones meteorológicas que anuncian la llegada de un nuevo frente frío para el próximo miércoles.

"Si levanto a mis hijos tan temprano es para dar sus clases, no para andar caminando por ahí", sentencia Leticia, con cierto toque de exageración y pensando ya en inventarles una enfermedad para justificar la ausencia de ese día.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 12