Alejandro Gil es la persona "más odiada" en Cuba, junto a Díaz-Canel, lamenta su hermana

María Victoria 'Vicky' Gil Fernández considera que el ministro de Economía cubano "tendrá que irse si hay un cambio grande"

'Vicky', como también se le conoce, garantizó que la Seguridad del Estado supervisa y controla todos los contenidos de Televisión Cubana. (Captura)
'Vicky', como también se le conoce, recordó que la Seguridad del Estado supervisa y controla todos los contenidos de Televisión Cubana. (Captura)

La ex presentadora de Televisión Cubana María Victoria Vicky Gil Fernández, residente en Tenerife, concedió este miércoles una extensa y polémica entrevista en el canal de YouTube El mundo de Darwin, en la que ofreció detalles biográficos sobre su hermano Alejandro Gil, ministro de Economía de la Isla, y su antiguo colega Edmundo García.

Consideró que su intervención en el canal radicado en Canadá era una "obligación" con los cubanos, y que sus declaraciones cumplían el "derecho de poder" defenderse. Recordó sus 35 años de trabajo como presentadora del programa De la gran escena, y consideró su entrevista como "una reivindicación".

Vicky, como también se le conoce, recordó que la Seguridad del Estado supervisa y controla los contenidos de Televisión Cubana. "Todo lo que se dice pasa por un tamiz, eso lo sabe todo el mundo", admitió, antes de compartir anécdotas personales sobre la censura de varias emisiones de De la gran escena. "Libertad de prensa y de ideas no hay en una dictadura", señaló, sin tapujos, "nadie tenga miedo de decirlo: es una dictadura", aunque matizó con ironía que era "del proletariado".

Describió a García como un "guajiro" del interior del país que entró rápidamente en el mundo del tráfico de obras de arte a medida que ganaba fama en el programa

La presentadora comentó su vínculo con el periodista Edmundo García, uno de los personajes más polémicos vinculados al Gobierno cubano desde EE UU. "Fue impuesto" en De la gran escena, tras la sustitución forzada de Omar Moynelo, remarcó.

Describió a García como un "guajiro" del interior del país que entró rápidamente en el mundo del tráfico de obras de arte a medida que ganaba fama en el programa, comentó Gil. "Según él, sus amigos eran Vargas Llosa, Miguel Barnet, y su modo de vida era de la alta burguesía". Tenía guardaespaldas, móviles y carros cuando nadie podía tenerlos, aseveró.

"Su vida no era la de un comunista y llegó a tener una fortuna en el Banco Financiero Internacional", un dinero que obtenía en negocios de compra y venta de cuadros. Gil detalló cómo ella también participaba en el tráfico y obtenía su tajada, aunque no al nivel de García, que a menudo era detenido por la Policía y liberado al poco tiempo gracias a sus influencias.

Asegura que García, con la complicidad del periodista Ciro Bianchi Ross y la familia de Antonio Núñez Jiménez, fue el responsable de la venta de un falso cuadro de Picasso a un coleccionista italiano. Por la estafa, precisó Gil, ganaron 200.000 dólares. El italiano, desde luego, volvió a Cuba a presentar una denuncia pero los participantes quedaron impunes "por ausencia de pruebas".

García, con la complicidad del periodista Ciro Bianchi Ross y la familia de Antonio Núñez Jiménez, fue el responsable de la venta de un falso cuadro de Picasso a un coleccionista italiano

"Lo quitaron del programa sin haber hecho nada", afirma Gil, que dijo no tener claras las causas de la expulsión de Edmundo García ni saber nada de su "misión" en Miami.

En el segundo segmento de la entrevista, la presentadora se refirió a su hermano Alejandro Gil, a quien considera "un comunista". "Mi hermano no tiene necesidad de estar donde está", dijo, pero "cree ciegamente que logrará sacar el país adelante".

Alejandro Gil se graduó como ingeniero en Explotación de Transporte Marítimo por la Universidad Tecnológica de La Habana (Cujae), profesión que tiene poca relación con su actual cargo de ministro de Economía. "Yo no lo puedo eximir de su responsabilidad", reconoció la presentadora, aludiendo a la actual crisis en todos los órdenes que atraviesa el país, "ni puedo decir que soy hermana de un monigote".

"La economía cubana ha estado dirigida siempre por incapaces", zanjó, "siempre ha triunfado la voluntad política por encima de la realidad económica". Agregó que Cuba solo puede crecer financieramente a través de las "playas, el níquel y los pobres médicos". María Victoria Gil desacreditó la Tarea Ordenamiento, cuyo fracaso se podía predecir fácilmente.

"Dame tiempo", ha sido siempre la respuesta de su hermano, un "convencido" de que su receta para salvar la economía es la correcta, según la presentadora.

Alejandro Gil lo "dejó todo", explica, "por comunista y tonto". De vuelta a Cuba en uno de sus viajes "lo marearon" con banderas y honores y entró a formar parte del aparato gubernamental

"Mi hermano era un magnate", asegura sin ambages al recordar la muy exitosa carrera de su hermano en una empresa de seguros marítimos en Reino Unido. Era socio de varios clubes internacionales en Londres, Rusia y La Habana. Lo "dejó todo", explica, "por comunista y tonto". De vuelta a Cuba en uno de sus viajes "lo marearon" con banderas y honores y entró a formar parte del aparato gubernamental. "Mi familia lo quería matar", señaló.

Vicky se defendió de las acusaciones de ser "testaferro de los Castro" y dijo haber comprado un pequeño local de estética, de apenas 14 metros cuadrados en Tenerife, Islas Canarias, con el dinero de una prima, que vive en España.

Gil analiza con la misma indulgencia a Fidel Castro, al que calificó como un "ser humano que se equivocó", aunque admitió que era "demasiado egocéntrico". Comentó que hay muchos rumores sobre la cúpula del poder cubano y muchos son verdad, como los referentes al nieto de Raúl Castro, Guillermo Rodríguez Castro, El Cangrejo.

María Victoria Gil lamenta que su hermano "esté metido en ese problema" a sus 58 años, pues es la persona "más odiada" por el pueblo junto a Miguel Díaz-Canel y Manuel Marrero. Asegura que vive en un solar "que se está cayendo" y padece apagones, aunque otras fuentes apuntan a una cómoda casa en la barriada de La Víbora, en el municipio habanero de Diez de Octubre.

"Ojalá encuentre la salida, o se vaya en el momento preciso", dijo. "Tendrá que irse de Cuba si hay un cambio grande".

________________________

Colabora con nuestro trabajo:

El equipo de 14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez haciéndote miembro de nuestro diario. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 30