La 'Ilíada' se vende más que Fidel Castro o el Che en la nueva librería Alma Mater

Reinaguran el local tras más de un año cerrado por inundaciones con aguas albañales

En la mayoría de anaqueles de Alma Mater se multiplican los "textos educativos", con las palabras "Che" o "Fidel" en sus lomos. (14ymedio)
En la mayoría de anaqueles de Alma Mater se multiplican los "textos educativos", con las palabras "Che" o "Fidel" en sus lomos. (14ymedio)

El libro más vendido en la librería Alma Mater, recién reabierta en La Habana, no es El capital ni algún título de Marta Harnecker, sino la Ilíada, de Homero.

Ubicado en un pequeño rincón del local, donde justamente se aglomeraba la mayor parte de la clientela este lunes, el clásico griego estaba junto a otros grandes de la literatura, como Papá Goriot, de Honoré de Balzac, o La casa de Bernarda Alba, de Federico García Lorca.

"Ay, ¡pero cómo se ha vendido este libro!", decía la dependienta a uno de los jóvenes que se llevaba bajo el brazo un ejemplar de la Ilíada. "Es que fuera de eso, hay muy poco de interés", confesaba el cliente.

El precio de esos títulos internacionales, entre 10 y 15 pesos, favorecía también su compra, a pesar de que su edición es de muy mala calidad. "Los otros libros propagandísticos tienen una portada más trabajada, y aun así no los compra nadie", bromeaba otro comprador, de unos 50 años.

"Los otros libros propagandísticos tienen una portada más trabajada, y aun así no los compra nadie", bromeaba otro comprador, de unos 50 años

En el resto de anaqueles, se multiplican los "textos educativos", con las palabras "Che" o "Fidel" en sus lomos. "¿No tienen La edad de oro?", preguntaba por el título de José Martí otra joven de unos veinte años. "No la tenemos todavía pero la vamos a tener, a finales de mes o comienzos de marzo", aseguraba la dependienta.

La librería, ubicada en la esquina de Infanta y San Lázaro, fue reinaugurada este domingo, luego de permanecer más de un año cerrada y en obras. Un crónico problema de tupiciones, vinculado al flujo de aguas negras de los pisos superiores del edificio, había inundado el sótano y afectado la estructura.

Alma Mater, que debe su nombre a la cercanía con La Colina universitaria, ha sido en los últimos años también sala de navegación a través de la intranet nacional y salón para eventos oficiales. Sin embargo, para los taxistas y los que pasan de 70, esas vidrieras de cristal que sirven de referencia a tantos se siguen llamando a la vieja usanza: Lámparas Quesada, el negocio privado ubicado en el lugar antes de 1959.

El 27 de enero en la tarde, poco antes de que una muchedumbre pasara ante ese local como parte de la oficialista Marcha de las Antorchas, los vecinos de la zona murmuraban que la apertura era inminente y estaba destinada a complacer los ojos de Miguel Díaz-Canel y Raúl Castro, ambos en primera fila del desfile.

Los muebles que se han colocado en el amplio salón parecen de utilería. "Son como los que se usan en algunos programas televisivos", ironizaba este lunes un cliente. (14ymedio)
Los muebles que se han colocado en el amplio salón parecen de utilería. "Son como los que se usan en algunos programas televisivos", ironizaba este lunes un cliente. (14ymedio)

Ni siquiera para la ocasión pudo estar lista. Apenas dio tiempo para crear un decorado de muebles y luces. "Lo que hicieron fue poner unos muebles en medio del salón, para aparentar que había algo, porque no había más nada", cuenta una vecina del lugar con sorna. "Por si el designado llegaba o miraba por el cristal cuando pasara por ahí".

Durante el evento de reapertura, este domingo, con la presencia de varios funcionarios del Partido Comunista y autoridades académicas, se anunció que en el local están a la venta 186 títulos, 36 números de revistas académicas y 300.000 ejemplares de más de 22 editoriales cubanas.

Amanda García Roche, directora de Publicaciones Académicas y del sello Editorial Universidad de la Habana (UH), que gestiona la librería, alabó el "reencuentro con un espacio al que todos le profesamos mucho cariño y echábamos en falta" y aseguró que se "reinaugura completamente restaurada", aunque la premura por cumplir con una fecha hace temer que no sea así.

"Aquí han dado unas cuantas manos de pintura, arreglado las luminarias y empezado a vender pero tenemos dudas de cuánto va a durar hasta que la mierda vuelva a salir por debajo de la puerta"

El acto, cargado de solemnidad, incluyó varios discursos, decenas de sillas colocadas en el cercano Parque de los Mártires y un operativo de seguridad que dejó a los vecinos de la barriada sin la posibilidad de comprar "ni un botón" en el mercado informal hasta que se fueron los encopetados visitantes. El corte de una cinta blanca selló la enésima reapertura del local.

"Aquí han dado unas cuantas manos de pintura, arreglado las luminarias y empezado a vender pero tenemos dudas de cuánto va a durar hasta que la mierda vuelva a salir por debajo de la puerta", cuestiona un vecino que vive en los altos de la cercana oficina de Correos de Cuba y que pasa todos los días frente a la librería.

Los muebles que se han colocado en el amplio salón parecen de utilería. "Son como los que se usan en algunos programas televisivos", ironizaba este lunes un joven que se acercó para revisar los títulos a la venta. Los anaqueles de metal, pegados a las paredes, y algunos en el centro eran pocos en comparación con el amplio salón, al que habían pulido tanto los pisos, que hacían resbalar a más de uno.

Desde este 6 de febrero se expone también en la librería la muestra colectiva de carteles El cisne salvaje, inspirada en los versos de Luis Rogelio Nogueras Wichy, y realizada por estudiantes de Comunicación Visual del Instituto Superior de Diseño.

Entre los títulos más repetidos está la revista Economía y Desarrollo, que publica cada semestre la Facultad de Economía de la Universidad de La Habana, pero no parece suscitar mucho interés en estos tiempos de crisis, inflación y pérdida del poder adquisitivo de miles de familias cubanas.

________________________

Colabora con nuestro trabajo:

El equipo de 14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez haciéndote miembro de nuestro diario. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 29