Muere en Miami el opositor Darsi Ferret

El disidente cubano Darsi Ferrer. (Cortesía)
El disidente cubano Darsi Ferret. (Cortesía)

El opositor cubano Darsi Ferret, residente desde 2012 en Estados Unidos, fue hallado muerto este sábado en West Palm Beach, según confirmaron a 14ymedio algunos de sus colegas y familiares.

Ferret, de 47 años y graduado de medicina, se encontraba en el local de un canal de televisión que pensaba lanzar en esa ciudad de Florida cuando murió en circunstancias que aún se desconocen.

En 2006 el disidente fue apartado del ejercicio de la medicina por su postura política y fundó en La Habana el Centro de Salud y Derechos Humanos Juan Bruno Zayas. Su labor como opositor fue ampliamente reconocida, en especial por encabezar cada 10 de diciembre una manifestación pacífica frente a la sede de la Unesco en Cuba. Unas marchas que resultaron duramente reprimidas por la policía política.

En 2006 el disidente fue apartado del ejercicio de la medicina por su postura política y fundó en La Habana el Centro de Salud y Derechos Humanos Juan Bruno Zayas

En 2009 fue detenido y condenado a 11 meses de privación de libertad por el supuesto delito de comprar en el mercado informal materiales de construcción para renovar su casa. Medio año después Amnistía Internacional lo declaró "preso de conciencia" y reclamó al Gobierno de Raúl Castro su liberación.

En junio de 2010, Ferret  quedó en libertad condicional y dos años después emigró como refugiado político a Estados Unidos. En la ciudad de Chatanooga, en Tennessee, lo guardaban su esposa en ese momento Yusnaimy Jorge Soca, y su hijo Daniel, de 10 años.

“Dejé a mi patria, amigos y a un pueblo que sufre mucho”, aseguró Ferret  al llegar a EE UU “pero mantengo viva la esperanza de que Cuba será libre porque cada vez más el pueblo cubano está determinado a esa libertad”.

En Estados Unidos Ferret  se dedicó a difundir la realidad de la Isla a través de su trabajo como productor, reportero y organizador de eventos en los que participaron varios disidentes cubanos. Hasta su muerte mantuvo una postura muy crítica hacia la Plaza de la Revolución.

Una actitud que dejó clara en agosto pasado en su muro de Facebook cuando aseguró que “durante casi seis décadas de control absoluto del poder en la isla, nada bueno o meritorio han aportado los Castro”.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 20