Con ilusiones y tropiezos reabren los servicios gastronómicos en La Habana

La modalidad de reserva por teléfono es vista con suspicacia por los clientes

En la imagen una empleada de la heladería Coppelia, en La Habana, este viernes. (14ymedio)
En la imagen una empleada de la heladería Coppelia, en La Habana, este viernes. (14ymedio)

"Hay que aprovechar hoy que mañana es solo para quienes reserven por teléfono", advertía esta mañana una entusiasta cliente a las afueras de la heladería Coppelia, en La Habana, uno de los locales estatales que abrió sus áreas con mesas disponibles para el público este viernes, tras meses brindando solo la opción para llevar.

Al igual que la Catedral del Helado, otros establecimientos estatales en El Vedado y Centro Habana también organizaban su funcionamiento para comenzar a recibir clientes luego de que las autoridades informaron este jueves la reapertura de los servicios gastronómicos en la capital y otras provincias del país.

"Estaba suspendido el consumo dentro de la instalación pero sí se podía comprar para llevar", asegura a este diario una señora que hacía la cola del helado para llevar. Junto a ella, varias personas cargaban envases de cinco litros para llevar el producto a casa.

Aunque las autoridades anunciaron que el céntrico local solo comenzaría atendiendo a quienes reserven una mesa a través de varios números telefónicos, el mecanismo todavía no parecía bien engrasado y los empleados postergaron para este sábado el inicio de esta modalidad.

"Hay que aprovechar hoy que mañana es solo para quienes reserven por teléfono", advertía esta mañana una entusiasta cliente a las afueras de la heladería Coppelia, en La Habana

"Todo este tiempo atrás la gente ha hecho tremendas colas aquí para comprar helado para su casa. Pero ahora se les complicó un poco la cosa porque están dando muy poquito en las mesas", explica a 14ymedio Yoana, de 25 años. "Pero eso es solo unos días, ya verás que pasando algo de dinero a los trabajadores de aquí se resuelva todo", agrega la joven, que este viernes pudo entrar a Coppelia a consumir las dos ensaladas permitidas por persona.

Yoana precisó que las mesas están bien separadas unas de otras y solo permiten dos personas en ellas. La joven terminó pidiendo dos ensaladas de helado: una de almendras y otra de fresa-bombón, por un valor de 25 pesos cada una, que llegaron acompañadas de seis galletas de dulce.

Pese a la reapertura, este diario pudo comprobar que la cola este viernes en la mañana era como la de cualquier otro día y en menos de 20 minutos los clientes podían estar sentados en una mesa. Todas los salones del establecimiento, uno de los más visitados de la capital, estaban abiertos menos las "4 Joyas", que es un local climatizado que vendía un helado más cremoso y caro, primero en pesos convertibles y con la Tarea Ordenamiento pasó a pesos.

A pocos metros de Coppelia se encuentran otros dos establecimientos estatales muy concurridos en la avenida 23 de El Vedado habanero: los restaurantes Buona Sera, que tenía previsto prestar servicios después de medio día y El Cochinito, donde sus empleados no pudieron confirmar si iban a recibir clientes este viernes.

Al igual que en Coppelia, a la entrada del Buona Sera y El Cochinito han colocado una mesa con un envase que contiene hipoclorito de sodio, y según las medidas higiénico sanitarias impuestas por las autoridades, es obligatorio desinfectarse las manos antes de entrar a cualquier establecimiento público.

El gobernador de La Habana, Reinaldo García Zapata, dijo este jueves en el programa Mesa Redonda al anunciar la reapertura, que es imprescindible mantener el uso de la mascarilla, los pasos podálicos, la desinfección de las manos y superficies de los establecimientos, la ubicación de las mesas a dos metros de distancia, y entre otras, un limitado aforo en dependencia de las características de los locales.

"Todo este tiempo atrás la gente ha hecho tremendas colas aquí para comprar helado para su casa. Pero ahora se les complicó un poco la cosa porque están dando muy poquito en las mesas"

La modalidad de reserva por teléfono es vista con suspicacia por los clientes. "Me temo que eso se va a prestar para que los empleados vendan los turnos y pasen solo a sus amigos y a los revendedores porque quién va a controlar si alguien realmente llamó o si lo pusieron en la lista por ser socio de un trabajador", se cuestiona un jubilado de 76 años.

"En esto de reservar por teléfono hay muy mala experiencias, en los años 80 algunos restaurantes de La Habana brindaban su servicio así y cuando el número no estaba ocupado entonces sonaba el timbre por largos minutos y nadie respondía", recuerda el hombre. "Una vez hasta colapsó parte de la central telefónica cuando miles de personas llamaron para reservar un turno para comprar juguetes por el racionamiento".

"Las medidas siguen siendo las mismas, pero realmente no vi que nadie las cumpliera todas: el pomo de hipoclorito en la puerta de Coppelia está, pero todo el mundo pasó por ahí como si no existiera, nadie se echó eso", afirmó Yoana. "Eso sí, todo el mundo anda con nasobuco y algunos con su pomito de cloro en su mochila o bolso".

Las autoridades insistieron en que se reservara con antelación los servicios gastronómicos para evitar estancias prolongadas a la espera de la entrada de los locales. Negocios privados como Lolita del Mar, Mercy Bar Café, Bom Apetite y Ranchón Costa Bella, entre otros, han publicado en sus redes sociales que desde este viernes estarán brindado la gastronomía en sus instalaciones pero los clientes podrán consumir los pedidos en sus casas debido a que mantienen los servicios "para llevar y a domicilio".

"En esto de reservar por teléfono hay muy mala experiencias, en los años 80 algunos restaurantes de La Habana brindaban su servicio así y cuando el número no estaba ocupado entonces sonaba el timbre por largos minutos y nadie respondía"

En otros negocios privados del municipio de Playa, entre ellos, Tropikna Sport Café y Glamour Café, están esperando por la autorización de Salud Pública para abrir a sus clientes, aún falta "el visto bueno" de los inspectores de la dirección de Higiene y Epidemiología, afirman los dueños de los locales.

No obstante, la mayoría de estos negocios ha avisado a sus clientes que seguirán llevando las ofertas a sus viviendas y las principales plataformas que gestionan estas compras han prolongado su horario de entregas en toda la capital. "Por acá seguiremos brindando servicio a domicilio desde nuestros locales hasta la puerta de tu casa para que mantengas tu comodidad y cuidado", reza el anuncio.

Junto a las 533 unidades que brindarán la gastronomía de manera presencial, han sido retomados los servicios notariales y de los registros Civil y de la Propiedad.

________________________

Colabora con nuestro trabajo:

El equipo de 14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez haciéndote miembro de nuestro diario. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 8