Una pedrada nocturna destroza la vidriera de una tienda en MLC de Etecsa en La Habana

"La gente fue poco colaboradora con la policía porque aquí nadie quiere quedar como chivato", cuenta un vecino

Oficina de Etecsa de la calle Obispo, en La Habana Vieja, este martes, con tablones en las ventanas. (14ymedio)
Oficina de Etecsa de la calle Obispo, en La Habana Vieja, este martes, con tablones en las ventanas. (14ymedio)

Nadie vio nada y pocos hablan, pero lo cierto es que este martes la oficina de Etecsa de la calle Obispo, en La Habana Vieja, amaneció con un cristal roto.

"Ya empezaron a romper las vidrieras de los puntos de Etecsa en MLC", dijo el activista Ángel Cuza en un video transmitido a través de Facebook, en el que se observaba a agentes de Criminalística colocando tablones en las ventanas.

Un cliente que entró a comprar una tarjeta inquirió, curioso, a la empleada del lugar: "¿Van a arreglar aquí, que veo que están tapiando la vidriera?", a lo que la joven respondió: "No, no, es que hubo un incidente y pusieron eso ahí hasta que cambien el cristal".

Un vecino residente en la calle Habana, a pocos metros de la oficina de Etecsa, comentó a este diario que "en la madrugada sentimos un ruido pero ni nos asomamos". El hombre, que prefiere mantener el anonimato, asegura que "esta zona es muy ruidosa y hasta las altas horas se escucha mucho ruido, música y voces por lo que en la casa no le dimos importancia".

"No, no, es que hubo un incidente y pusieron eso ahí hasta que cambien el cristal"

A la mañana siguiente, cuando fue a bajar de su casa se encontró "un fuerte operativo policial y todo el mundo comentando que le habían metido una pedrada a la vidriera de Etecsa".

La calle Obispo, una vía peatonal muy usada para pasear por el casco histórico habanero, "estaba prácticamente bloqueada por la policía y un carro de criminalística".

"Estuvieron preguntándoles a los vecinos si alguien había visto algo pero a la gente le pasó lo mismo que a mí, que estaba durmiendo a la hora en que pasó todo, que yo calculo haya sido a eso de las tres de la mañana, porque me desperté y luego me costó trabajo dormirme".

El vecino asegura que "la gente fue poco colaboradora con la policía porque aquí nadie quiere quedar como chivato", pero opina: "Esa vidriera era una ostentación con sus teléfonos carísimos que nadie puede comprar, lo raro es que no le hubieran metido antes una pedrada".

________________________

Colabora con nuestro trabajo:

El equipo de 14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez haciéndote miembro de nuestro diario. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 10