El precio del agua se multiplicará por siete para la mayoría de los cubanos

La tarifa para consumidores de tres metros cúbicos por habitante al mes pasa de 0,25 pesos a 1,75

Vecinos cargados con galones vacíos se acercan en busca de agua en San Isidro, en La Habana Vieja. (14ymedio)
Vecinos cargados con galones vacíos se acercan en busca de agua en San Isidro, en La Habana Vieja. (14ymedio)

La subida de la tarifa del agua ha provocado menos alboroto que la de la luz, a pesar de que crece siete veces en el tramo más consumido por los cubanos, tres metros cúbicos por persona al mes. La tarifa para ese tramo en el servicio metrado era hasta la fecha de 0,25 pesos por m3, pero tras la unificación monetaria y el proceso denominado por el Gobierno "Tarea Ordenamiento", pasará a costar 1,75.

"También en esta tarifa de agua se busca un consumo adecuado, el que la persona necesita. El consumo previsto en esa tarifa responde a los estándares internacionales de cuánto una persona necesita consumir. Por ejemplo, en el estándar adecuado, que son tres metros cúbicos por habitante al mes, la tarifa es solamente de 1,75 CUP, y va creciendo en dependencia del consumo de agua por habitante", dijo Meisi Bolaños Weiss, ministra de Finanzas y Precios, este martes en la Mesa Redonda.

La funcionaria asistió al programa de la televisión estatal junto con Marino Murillo Jorge, jefe de la Comisión de Implementación y Desarrollo de los Lineamientos, que habló de los precios de los medicamentos, donde hizo algunas aclaraciones sobre estas nuevas tarifas anunciadas a principios de diciembre y que dejan atrás las de marzo de este mismo año.

Aunque la ministra insistió en la importancia de la progresividad en la tarifa del agua, lo cierto es que el mayor encarecimiento va a parar al consumidor más común

Aunque la ministra insistió en la importancia de la progresividad en la tarifa del agua, lo cierto es que el mayor encarecimiento va a parar al consumidor más común, mientras los tramos más altos se incrementan en menor medida. El segundo tramo, con consumos entre 3 m3 y 4,5 m3 pasa de 0,5 a 3,5 pesos.

El siguiente, de hasta 6 m3, aumenta de 1,50 a 5,25 pesos. Un cuarto grupo es el de quienes alcanzan los 7,5 m3, que pagaban 3,00 pesos y ahora deberán abonar 7. El penúltimo tramo es el que llega a 8,5 m3, que sube de 7 a 10 pesos y finalmente, el de mayor consumo, con más de 8,5 m3 apenas crece de 15 a 21 pesos el metro cúbico.

"Ahí la tarifa es alta porque estás planteando un sobreconsumo de agua, al que prácticamente no se llega en el sector doméstico", sostuvo Bolaños.

Algunos consumidores alcanzan gastos más elevados de los reales por el mal estado de las instalaciones o la falta de materiales de reparación. Encontrar algunas tuberías o pilas a veces es misión imposible en muchos comercios de la Isla, lo que conlleva una pérdida de agua que, en algunos casos puede suponer un salto de tramo.

Por otra parte, los propietarios de negocios en sus viviendas dispondrán de un precio especial, como ya ocurría anteriormente, en función de la que les será aplicada una tarifa doméstica o del sector productivo según el consumo. "Por supuesto, a quienes las realizan en locales independientes se les aplican las tarifas productivas", especificó.

También se mantienen iguales otros servicios específicos, como la gratuidad del servicio de carros cisterna para el abasto de agua siempre y cuando la falta de suministro sea responsabilidad de la empresa de aguas. "Estoy hablando de las pipas de agua que llegan a las zonas cuando hay reparaciones y hay que abastecer de agua a la población", dijo, en referencia a un problema muy habitual en la Isla, donde las roturas de tuberías son constantes y la población necesita hacer cola para llenar todas los cubos que pueda acarrear.

Ls consumidores se preguntan si con la subida mejorará la calidad, ya que muchas veces el agua llega en un estado completamente insalubre. (14ymedio)
Ls consumidores se preguntan si con la subida mejorará la calidad, ya que muchas veces el agua llega en un estado completamente insalubre. (14ymedio)

La ministra admitió que hay un servicio particularmente caro para los usuarios, la limpieza de fosas, que costará 280 CUP, cuando antes estaba en 15 pesos. Es "un servicio que es altamente costoso porque implica un consumo alto de combustible, no solo para llegar al lugar, sino en la operación propia de esa limpieza pero (...) se realiza una vez cada dos o tres años", esgrimió.

Bolaños también recordó que quienes no tengan metrocontadores pagarán una tarifa fija mensual de siete pesos por habitante, cuando antes costaba un peso. El cálculo es uno de los que más molestias generan entre la población, como reflejan algunos comentarios a la noticia en Cubadebate.

"Estoy de acuerdo con la tarifa de 7 pesos o con que me ponga metrocontador individual para mi apartamento, pero no estoy de acuerdo, en el caso de los edificios multifamiliares, con la que denominan 'tarifa de reparto equitativa,'porque no tengo por qué pagar parte del consumo de otros", se queja un lector.

"En los edificios se ha colocado un solo metrocontador en la entrada y no es justo. No es ético, ni políticamente correcto que algunos tengan que pagarle el agua que otro gasta, y menos en estos momentos de altos gastos que tenemos que afrontar con el ordenamiento monetario", secunda otro de los muchos que han aprovechado para reclamar que se contabilice el gasto exclusivo de cada domicilio.

Algunos, incluso, dudan que el cálculo para este tipo de servicio no medido sea correcto. "El consumo diario para un adulto es de 80 y puede aceptarse 100 litros diarios por persona. Correcto, 3 metros cúbicos mensuales por persona. Mi pregunta es: ¿por qué para los consumidores no metrados estiman que gasten entre 200 y 250 litros diarios? O sea, entre dos o dos y media veces el consumo mensual que necesita una persona. Nos parecen excesivas estas consideraciones", lamenta un lector.

Otra de las quejas que más se ha podido ver entre los consumidores es el grave problema que generan los salideros

Otra de las quejas que más se ha podido ver entre los consumidores es el grave problema que generan los salideros. Ya en 2015, las autoridades establecieron en 3.400 millones de metros cúbicos la cantidad de agua que se pierde de este modo en la Isla.

Varios usuarios han preguntado si el alza de las tarifas traerá "aparejada calidad" y se repararán con diligencia los abundantes salideros que "son riachuelos en ocasiones".

Algunos dan direcciones e incluso ironizan con resignación. "Si el abasto de agua representa un gasto considerable de combustibles al país y existe tanto despilfarro por mal trabajo en las obras del INRH (Instituto Nacional de Recursos Hidráulicos), no se puede esperar que se controle el consumo a través de tarifas. Es increíble la cantidad de agua que se bota a diario. Específicamente en la calle Caraballo de la Barriada de San Francisco de Paula, San Miguel del Padrón. Más de una vez han trabajado diversas brigadas allí, pero resulta que todo sigue igual desde hace años. Le dicen Venecia".

________________________

Colabora con nuestro trabajo:

El equipo de  14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez  haciéndote miembro de nuestro diario. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 29