Sin reservación en los hoteles ya no se podrá acceder a varios cayos cubanos

Los Cayos del Norte de Ciego de Ávila quedan restringidos a actividades turísticas, trabajadores y otras personas autorizadas por el Gobierno provincial

Playa de Cayo Coco, en Jardines del Rey
Cayo Coco, en Jardines del Rey, es una de las áreas con restricciones a partir de ahora. (14ymedio)

Los Cayos del Norte de Ciego de Ávila serán territorio reservado en exclusiva al turismo. Una nueva norma impide el acceso a una de las áreas más privilegiadas de la Isla al común de los cubanos y establece que este se limita "solo para actividades turísticas con previa reservación o autorización del Gobierno del territorio; trabajadores de la Zona y personal autorizado".

La disposición, publicada en la Gaceta Oficial del pasado viernes 4 de noviembre, declara como zona con regulaciones especiales, del tipo de desarrollo económico en la categoría de Territorio de Preferente Uso Turístico, al área que incluye: Cayo Guillermo, Cayo Coco y los cayos Antón Chico, Antón Grande, Romano y Paredón Grande, todos pertenecientes al municipio de Morón.

La disposición declara el área como zona con regulaciones especiales, del tipo de desarrollo económico en la categoría de Territorio de Preferente Uso Turístico

El objetivo declarado es "desarrollar la actividad turística, vinculada a la vocación de sol, playa, náutica y naturaleza con un enfoque sostenible, armónico y planificado, orientado a propiciar el encadenamiento productivo y el desarrollo del municipio, elevando la calidad de vida de su población", aunque del contenido se deduce que los vecinos no podrán entrar libremente en el área si no son trabajadores autorizados por el Gobernador de la provincia, que queda facultado ahora para emitir el procedimiento de las solicitudes de acceso.

En los últimos años, el Gobierno ha desarrollado una amplia normativa para la protección de zonas que considere estratégicas para el turismo amparado en un decreto ley de 2015 mediante el cual el Instituto de Planificación Física propone al Consejo de Ministros las áreas que reciben un tratamiento di­­ferenciado en función de intereses me­dio­ambientales, históricos, culturales, económicos, de la defensa, la seguridad y el orden in­terior.

En 2020, sin ir más lejos, se declararon 14 zonas de este tipo en el litoral cubano, pero la mayor parte de las regulaciones estaban encaminadas al control de la pesca o extracción de flora y fauna sin autorización. Un año más tarde, en julio de 2021, se establecieron otras seis en distintos municipios de la Isla. Las restricciones más duras en aquellos casos iban desde las posibles expropiaciones con compensación de viviendas si el terreno se consideraba óptimo para el turismo o limitaciones estéticas para conservar el entorno.

También este 2022 se establecieron en junio Soroa y en julio Playa Larga y Ciénaga de Zapata territorios con restricciones, una de las cuales ya apuntaba en esta dirección al requerir autorización de las autoridades para el acceso de personal a áreas naturales no definidas como de uso público. Pero la prohibición de entrada en toda el área sin permiso no se había impuesto aún en ninguna de estas zonas como hasta ahora en Ciego de Ávila.

Solo se permite en este área "la ubicación de viviendas asociadas al desarrollo de golf e inmobiliaria, moteleras para trabajadores"

La norma desarrollada para la cayería norte contiene una larga serie de regulaciones. Otra de las que destaca es que solo se permite en este área "la ubicación de viviendas asociadas al desarrollo de golf e inmobiliaria, moteleras para trabajadores y viviendas dirigidas al alojamiento de especialistas extranjeros, vinculados a la actividad turística, a partir de medios básicos".

También se podrán hacer campamentos temporales para el personal que trabaje en obras de construcción, administración y cuidado de las áreas protegidas y unidades de seguridad.

El resto de la normativa, fundamentalmente aborda cuestiones de ahorro energético, medidas de higiene y seguridad, protección medioambiental y de conservación de las especies autóctonas así como atribuir la responsabilidad del cumplimiento de cada medida a las autoridades competentes o las empresas que gestionan las distintas actividades.

________________________

Colabora con nuestro trabajo:

El equipo de 14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez haciéndote miembro de nuestro diario. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 23