Noviembre fotográfico seduce en Camagüey

Imagen de la exposición Horizontes Líricos en Camagüey. (Sol García Basulto/14ymedio)
Imagen de la exposición Horizontes Líricos en Camagüey. (Sol García Basulto/14ymedio)

El penúltimo mes del año, al refrescar las temperaturas y atemperarse la luz del sol, ha traído a tierras camagüeyanas ciertos aires melancólicos. Muy a tono con esas sensaciones, ha llegado a la ciudad la exposición Horizonte Lírico en el marco del evento Noviembre Fotográfico. La muestra de instantáneas reúne el trabajo y el talento de los autores Juset Torres Rivero y Josmy Mariño Torres.

El singular tratamiento del paisaje como tema principal que muestran las obras ha atraído a un amplio público, interesado en asomarse no sólo a la naturaleza, sino también a la presencia humana en ella. La sala de la galería 289 del Consejo Provincial de las Artes Plásticas de Camagüey ha atraído un amplio público por estos días.

El curador y crítico de arte Alfredo Fuentes Fernández explicó a 14ymedio que esta exhibición destaca como "un proyecto sui generis en Cuba, donde no son muchas las exposiciones fotográficas dedicadas exclusivamente al paisaje en su estado puro". Eso, apunta, "a pesar de que existe una tradición paisajística en nuestra pintura".

Camagüey ‒junto a Ciego de Ávila y Mayabeque‒ comparte con la capital cubana las actividades de este Noviembre Fotográfico, un evento gestionado por la Fototeca de Cuba con el fin de preservar el legado de este género artístico. Horizonte Lírico destaca por la calidad de su factura y, según Fuentes, porque "generalmente se invita a fotógrafos extranjeros y esta vez los autores son naturales no solo del país, sino además de la propia provincia".

Camagüey ‒junto a Ciego de Ávila y Mayabeque‒ comparte con la capital cubana las actividades de este Noviembre Fotográfico, un evento gestionado por la Fototeca de Cuba

A pesar de no conocerse antes de comenzar a organizar la muestra conjunta, los dos jóvenes artistas tienen en sus obras innumerables puntos de contacto. Según Mariño Torres, licenciada en educación primaria y fotógrafa autodidacta, "resultan asombrosas las coincidencias entre las temáticas y el enfoque general de piezas que se hicieron por separado y que responden a distintos procesos creativos".

Torres Rivero, fotógrafo y artista independiente, dice haberse inspirado para su creación en el hecho de que "la mano del hombre incide en el paisaje para transformarlo". Con sus fotografías busca "orientar la atención del espectador hacia la presencia humana" en la naturaleza, lo cual puede verse con claridad en títulos como En espera del sol.

En opinión del crítico Alfredo Fuentes, esta exposición "construye la sensibilidad de la imagen a partir de su propia experiencia". Añade: "En el proceso creativo los autores esperaron el instante preciso para plasmar la imagen de su interés en ocasión de un momento estético".

Fuentes apuntó a este diario que a los autores "les falta experiencia, trabajo y entrenamiento. Pero esos son detalles propios de su juventud, nada significativo dado que están bien encaminados". El crítico agregó que considera que ambos "tienen muy buen ojo y una gran sensibilidad, saben captar el instante preciso de aquello que nos conmueve el corazón".

La gran aceptación que ha tenido la exposición se debe en parte al trabajo de promoción que se hizo a través de los medios. "Llegó incluso a difundirse en el municipio de Nuevitas", cuenta Torres Rivero. Esta afluencia constante ha mantenido a Mariño Torres "emocionada y nerviosa", según confiesa.

Para espectadores como Ronny Blanco Loyola, artista plástico y psicólogo de profesión, cada imagen presente en Horizonte Lírico revela una "personalidad profunda y reflexiva de los autores". Un proceso que cautiva y mantiene callado y con los ojos pegados a las fotos a todo aquel que entra a la galería.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 0