Quince artistas denuncian la "legalización de la censura"

Varios creadores independientes debaten iniciativas para evitar que se les aplique el decreto 349

Artistas contra el decreto 349 durante el debate de este miércoles y jueves. (14ymedio)
Artistas contra el decreto 349 durante el debate de este miércoles y jueves. (14ymedio)

Un grupo de artistas independientes ha decidido plantar cara al Decreto 349 que regula la difusión cultural y cataloga su contenido como una "legalización de la censura". Quince creadores reunidos esta semana en La Habana acordaron realizar acciones para mostrar su inconformidad con algunas de las medidas que afectan al sector alternativo y a las actividades en locales privados.

Durante dos días, miércoles y jueves, en la sede del Museo del Arte Políticamente Incómodo (MAPI) de La Habana Vieja, los artistas debatieron el Decreto Ley que entrará en vigor en diciembre. Antes de aplicarse, la legislación ya levanta ronchas especialmente entre los músicos, humoristas y otros artistas que se presentan en clubes y restaurantes gestionados por el sector privado.

El artista Luis Manuel Otero Alcántara afirma que los artistas independientes, que no están afiliados a ninguna entidad del Ministerio de Cultura, no están en contra de "pagar impuestos por ingresos personales", puesto que incluso les puede servir para tener derecho a la jubilación. "Hemos dicho que no porque consideramos que se trata de legalizar la censura y legalizar que nosotros, por el simple hecho de tener una forma de pensar diferente a un sistema determinado, podemos ir presos", afirma.

El artista Luis Manuel Otero Alcántara afirma que los artistas independientes no están en contra de "pagar impuestos por ingresos personales", puesto que incluso les puede servir para tener derecho a la jubilación

El Decreto 349 establece rígidas normas sobre las presentaciones en espacios estatales o privados para músicos y demás creadores. En todos los casos los artistas deberán tener una autorización previa de la institución cultural a la que estarán afiliados de manera obligatoria, lo que afecta directamente a quienes realizan una labor al margen de estas entidades estatales.

El contenido de las presentaciones y obras también estará regulado. Los locales en los que se difunda música o se desarrollen actividades artísticas "en las que se genere violencia con lenguaje sexista, vulgar, discriminatorio y obsceno" podrán recibir penalizaciones que van desde una multa hasta la cancelación de la licencia por cuenta propia. Esta medida puede afectar fundamentalmente a géneros urbanos, como el reguetón, y también a los humoristas.

Los controles se extenderán a los puestos de venta de libros, en los que queda prohibido comercializar volúmenes "con contenidos lesivos a los valores éticos y culturales", una restricción que pondría fin a la distribución en manos privadas de obras de autores censurados por el Gobierno como Mario Vargas Llosa o Václav Havel, entre otros.

Durante la primera jornada de debate en el MAPI los artistas señalaron de manera unánime como algo negativo "la vaguedad" de esta ley que permite que sea "interpretada de muchas maneras". En más de una intervención se criticó la apelación constante que se hace en el texto de la expresión "política cultural" que, para Iris Ruiz, está completamente sujeta a la interpretación de quien lo aplique.

"Si se lee el decreto completo se puede ver que las contravenciones calificadas de muy graves son las que tiene que ver con la política cultural y graves las relacionadas con las prestaciones de servicios. ¿Dónde está escrita en blanco y negro esa política? ¿Dónde y para quienes el Ministerio de Cultura ha publicado la política cultural que ellos refieren ahí?", se pregunta.

La actriz señala como uno de los efectos más perversos de la ley las repercusiones que tendrá sobre el arte cubano más actual

La actriz señala como uno de los efectos más perversos de la ley las repercusiones que tendrá sobre el arte cubano más actual. "Institucionalizarse en Cuba significa entrar en la política cultural que censura hoy gran parte de lo que es el arte contemporáneo de Cuba y del mundo entero, por tanto nos excluye del arte contemporáneo en el mundo", sostiene.

En el debate de este miércoles Yanelys Núñez recordó que algunas de las bases de esta ley ya estaban recogidas en otra de 1997 y que la de ahora es una actualización que recrudece las trabas a la producción cultural.

Núñez se dirigió "a todos los artistas y personas interesadas que vivan en Cuba o fuera" y a los artistas "cubanos o extranjeros preocupados por la creación libre" para que se sumen a la iniciativa y reivindiquen que el decreto no se aplique a los creadores independientes. "Las instituciones no pueden regir lo que produce el artista en su casa", reivindicó.

Durante el debate la historiadora del arte recordó, papel en mano, que el Registro del Creador se lo pueden quitar a un artista cuando la posición que asume "resulte contraria a la política cultural del país". Así les sucedió a los artistas Italo Expósito y Luis Trápaga después de participar en la #00Bienal.

Algunos artistas presentes en el debate alertan del alcance que puede tener esta ley a la hora de explorar horizontes complejos desde el punto de vista moral. Italo Expósito cree que es importante entender que en la historia del arte cubano "tenemos grandes maestros que han aportado a la dignidad humana y todos transgredieron límites". El pintor lamenta que ahora pretendan quitarle una libertad que se ha ganado trabajando en su casa y no le ha regalado nadie.

Italo Expósito cree que es importante entender que en la historia del arte cubano "tenemos grandes maestros que han aportado a la dignidad humana y todos transgredieron límites"

Los artistas congregados han recibido el apoyo y la asesoría legal del grupo Cubalex, y su abogada Laritza Diversent, residente ahora Estados Unidos, y que hizo pública su postura a través de las redes sociales. En ellas ha manifestado que se trata de una ley que "violenta el derecho de toda persona a participar en la vida cultural" y el "derecho a la indispensable libertad creadora".

Yanelys Núñez explicó a 14ymedio que el pasado jueves se dedicaron a recibir y generar propuestas que apoyen la campaña contra el decreto desde el punto de vista legal y artístico y llegaron a varios acuerdos. "Lo que pedimos es que se elimine el Registro del Creador y que no se le aplique el decreto 349 al artista independiente que se ha ganado un espacio durante años trabajado al margen de todo", detalló la artista.

Además, contó que el Festival de Poesía de Miami, Vista, apoyará la iniciativa que ellos impulsan desde La Habana. Los artistas Ana Olema y Diddier Santos van a dedicar un espacio que tienen dentro de este evento para apoyar la campaña de la lucha contra el decreto 349 desde el exilio.

La batalla contra el decreto 349 comenzó el sábado 21 de julio con una protesta de Luis Manuel Otero Alcántara, Soandry del Río, José Ernesto Alonso, Iris Ruiz, Amaury Pacheco y Yanelys Núñez en las escaleras del Capitolio de La Habana. El acto reivindicativo, que no había empezado a producirse cuando llegó la Policía, supuso el arresto de todos los participantes excepto Yanelys Núñez, la única que pudo manifestar su queja. A Otero Alcántara ese amago de protesta le costó dos días de detención en la estación policial de la calle Zanja.

___________________________________________________________________________

El equipo de  14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez  haciéndote miembro de  14ymedio. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 8