El COI y Japón acuerdan el aplazamiento de los Juegos Olímpicos a 2021

Tan solo se suspendieron las ediciones de 1916, 1940 y 1944 por la Primera y Segunda Guerra Mundial

La llama olímpica salió de Grecia el pasado 19 de marzo y llegó un día después a Japón, donde permanecerá a la espera de la celebración de los Juegos, con un año de retraso. (COI)
La llama olímpica salió de Grecia el pasado 19 de marzo y llegó un día después a Japón, donde permanecerá a la espera de la celebración de los Juegos, con un año de retraso. (COI)

(EUROPA PRESS) -El presidente del Comité Olímpico Internacional (COI), Thomas Bach, y el primer ministro de Japón, Shinzo Abe, han acordado el aplazamiento de los Juegos Olímpicos de Tokio a 2021 debido a la pandemia mundial por el coronavirus, dando respuesta a las numerosas peticiones de deportistas y federaciones internacionales que habían pedido tomar esta decisión.

Según detallaron el COI y el comité organizador de Tokyo 2020 en un comunicado conjunto, Bach y Abe mantuvieron una videoconferencia este martes, tan solo dos días después de que el COI anunciara que se daba un plazo de cuatro semanas para decidir sobre el futuro de los Juegos.

En la reunión virtual también participaron otras autoridades importantes como el presidente del Comité Organizador de Tokyo 2020, Mori Yoshiro; el ministro de Olimpismo de Japón, Hashimoto Seiko; el presidente de la Comisión de Coordinación del COI, John Coates; o el director general del COI, Christophe De Kepper.

Fue "una reunión muy amistosa y constructiva" en la que todas las partes "elogiaron el trabajo del Comité Organizador de Tokio 2020 y señalaron el gran progreso realizado en Japón para luchar contra Covid-19", pero también reconocieron que "la propagación sin precedentes e impredecible del brote ha deteriorado la situación en el resto del mundo".

La llama olímpica podría convertirse "en la luz al final del túnel en el que el mundo se encuentra actualmente"

"En las circunstancias actuales y en base a la información proporcionada por la OMS, el presidente del COI y el primer ministro de Japón han concluido que los Juegos de la XXXII Olimpiada en Tokio deben reprogramarse para una fecha posterior a 2020, pero no después del verano de 2021, para salvaguardar la salud de los atletas, de todos los involucrados en los Juegos Olímpicos y de la comunidad internacional", anunciaron.

Tanto Bach como Abe coincidieron en que "los Juegos Olímpicos en Tokio pueden ser un faro de esperanza para el mundo durante estos tiempos difíciles" y que la llama olímpica podría convertirse "en la luz al final del túnel en el que el mundo se encuentra actualmente".

"Por lo tanto, se acordó que la llama olímpica permanecerá en Japón. También se acordó que los Juegos mantendrán el nombre de Juegos Olímpicos y Paralímpicos Tokyo 2020", confirmaron los organismos, que optan así por no cambiar la denominación oficial de ambas competiciones.

De esta forma, el COI cede a las numerosas demandas procedentes de deportistas y estamentos de todo el planeta pidiendo el aplazamiento olímpico, la última este mismo martes del Comité Olímpico de Estados Unidos (USOPC), que se había referido al aplazamiento como "el camino más prometedor" para esquivar las consecuencias del coronavirus.

"Se acordó que la llama olímpica permanecerá en Japón. También se acordó que los Juegos mantendrán el nombre de Juegos Olímpicos y Paralímpicos Tokyo 2020"

Los Juegos Olímpicos se habían convertido en la única competición internacional que aún no se había visto alterada por la pandemia, ya que el coronavirus ya había obligado a paralizar grandes competiciones como la Eurocopa y todas las ligas europeas de fútbol, la Fórmula 1 y MotoGP en el motor, o la NBA y la Euroliga en el baloncesto, así como numerosos torneos de todo tipo de deportes.

Aunque los Juegos Olímpicos se han visto afectados por guerras, conflictos políticos, epidemias y boicots, ésta es la cuarta vez que se suspenden desde la primera edición de la era moderna, en 1896 en Atenas, tras los de 1916, 1940 y 1944 debido al estallido de la Primera y Segunda Guerra Mundial.

Desde aquel remoto 6 de abril de 1896 en Atenas, los Juegos Olímpicos de verano se han disputado cada cuatro años, excepto los de Berlín en 1916, Helsinki en 1940 y Londres 1944 por estos conflictos bélicos, aunque las capitales alemana, finlandesa y británica los albergarían más tarde en 1936, 1952 y 1948, respectivamente.

Inicialmente, los Juegos de 1940 se otorgaron a Tokio, pero en un telegrama fechado el 16 de julio de 1938 el miembro del COI de Japón Togukawa Soyeshima anunció que, debido a las "prolongadas hostilidades sin perspectivas de paz inmediata", decidieron cancelar la cita olímpica.

Posteriormente, el COI la trasladó a Helsinki, aunque en abril de 1940 se les retiró porque era imposible su celebración debido a la "situación internacional" y el presidente del COI, Baillet-Latour, anunció en una circular del 2 de mayo de 1940 que, de conformidad la Carta Olímpica, los Juegos "no tendrían lugar".

El ataque terrorista en la Villa Olímpica el 5 de septiembre de 1972 provocó la suspensión durante 36 horas de los Juegos de Múnich. Once miembros del equipo olímpico israelí fueron secuestrados por el comando terrorista palestino 'Septiembre Negro'. Los terroristas asesinaron a dos atletas y asesinaron al resto después de un intento fallido de liberación. Sin embargo, el entonces presidente del COI, Avery Brundage, decidió que "los Juegos deben continuar".

El ataque terrorista en la Villa Olímpica el 5 de septiembre de 1972 provocó la suspensión durante 36 horas de los Juegos de Múnich. Once miembros del equipo olímpico israelí fueron secuestrados por un comando terrorista palestino

Otro atentado, el del 28 de julio de 1996 en el Parque Olímpico del Centenario de Atlanta (Estados Unidos), con dos muertos y 111 heridos, provocó también un aplazamiento de 24 horas, aunque el español Juan Antonio Samaranch, máximo mandatario del COI en aquel tiempo y padre del actual vicepresidente, ordenó que no se aplazaran.

Al margen de ello, en los años de la 'Guerra Fría' los boicots fueron una constante en el último cuarto del siglo pasado. En 1976, algunos países africanos no participaron en los Juegos de Montreal en respuesta a la actuación de Nueva Zelanda, que había violado el boicot internacional a Sudáfrica, entonces aún bajo el 'apartheid'.

La invasión soviética de Afganistán impulsó a Estados Unidos y a otros 64 países aliados a no viajar a los Juegos de Moscú en 1980, lo que redujo el número de participantes a 81, la cifra más baja desde Melbourne en 1956.

Los exsoviéticos respondieron de igual forma cuatro años más tarde en Los Ángeles'84, donde no estuvieron la Unión Soviética y 14 naciones del bloque del Este. Las naciones que boicotearon estos Juegos organizaron los Juegos de la Amistad ese mismo agosto.

En Seúl'88, Corea del Norte presionó al COI para organizar una edición conjunta con su país vecino del Sur, pero ante la negativa del máximo organismo olímpico llamó a boicotear los Juegos y éste fue apoyado únicamente por Cuba, Nicaragua, Albania y Etiopía.

La última gran crisis relacionada con los Juegos fue hace cuatro años por la amenaza del virus zika, que podía traer complicaciones especialmente a las mujeres embarazadas. Algunos deportistas, expresaron su preocupación, pero los Juegos de Río se celebraron sin problemas.

En cambio, las secuelas del coronavirus, con más de 390.000 casos y 16.000 muertos en 185 países hasta la fecha, ha provocado el aplazamiento durante un año de los Juegos.

________________________

Colabora con nuestro trabajo:

El equipo de  14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez  haciéndote miembro de nuestro diario. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 0