Baja un 9% la producción de petróleo en Venezuela en el tercer trimestre

La promesa de Maduro de producir dos millones de barriles de crudo al día se desvanece

Los informes de exportación de Pdvsa señalaron que el suministro a La Habana en 2021 cayó a 56.300 barriles por día. (EFE)
Con los datos actuales y el alivio de las sanciones en suspenso, la promesa de Maduro está muy lejos de materializarse. (EFE)

Maduro está a años luz de cumplir su promesa de bombear dos millones de barriles de petróleo (bpd) por día a finales de 2022. El repunte que vivió la industria en el segundo trimestre del año se ha desinflado y la producción cayó un 9%, según datos del informe de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP), difundido este miércoles.

Entre julio y septiembre, Venezuela bombeó 673.000 bpd, frente a los 745.000 bpd de los meses que van de abril a junio.

Además, septiembre fue mucho peor que agosto, un dato que ya se conocía gracias a los informes de Refinitiv Eikon publicados por Reuters que pusieron de manifiesto que la elevada exportación de combustible a la Isla el octavo mes del año no era más que un espejismo. En septiembre, la estatal Pdvsa produjo 666.000 bpd, es decir, 57.000 bpd menos que en agosto, lo que tuvo su reflejo en los envíos a La Habana, que pasaron de 81.000 bpd de petróleo y derivados al día a tan solo 36.000.

"Este año vamos a dos millones de barriles diarios llueva, truene o relampaguee. Este año recuperamos la producción petrolera de la mano de la clase obrera"

El pasado enero ante la Asamblea Nacional y en marzo en televisión Nicolás Maduro defendió que 2022 era el año de la inflexión en la producción petrolera venezolana, que se ha derrumbado específicamente desde 2017. "Este año vamos a dos millones de barriles diarios llueva, truene o relampaguee. Este año recuperamos la producción petrolera de la mano de la clase obrera", se comprometió.

Además, anunció que el siguiente año aún sería mejor y se producirían tres millones, una cantidad cercana a la que se bombeaba en los años 2000.

Varios economistas consideraron una locura que Maduro se propusiera llegar a tan elevadas cifras. "Yo no creo que la producción petrolera venezolana vaya a recuperarse tan significativamente como lo dijo el presidente Maduro y su ministro (de Petróleo) Tareck El Aissami, que para el cierre de diciembre íbamos a tener 2 millones de barriles. Estos señores no conocen nada de petróleo o simplemente son unos irresponsables", dijo el experto petrolero Rafael Quiroz recientemente.

Maduro ni siquiera contaba en enero con la opción de un alivio de las sanciones por parte de EE UU, única opción según los especialistas para crecer. A partir de la invasión de Ucrania, Washington comenzó a negociar para aliviar algunas de las restricciones sobre el petróleo venezolano con el fin de paliar la salida del mercado, por las medidas internacionales contra Rusia, del crudo de ese país.

Las cosas se han estancado en ese sentido. Este miércoles, el secretario de Estado, Anthony Blinken hizo referencia a las medidas contra el sector petrolero venezolano en un encuentro con la prensa por el Mes de la Herencia Hispana. El jefe de la diplomacia estadounidense aseguró que no hay planes para cambiar las sanciones contra Venezuela si no hay medidas de cambio político.

El Gobierno de Biden se planteaba permitir que Chevron reanudase las exportaciones a EE UU si el gobierno de Maduro retomaba las conversaciones con la oposición.

"Revisaremos nuestras políticas de sanciones en respuesta a los pasos constructivos del régimen", dijo Blinken. "Las sanciones son un medio para alentar un cambio de enfoque o un cambio de políticas del régimen de Maduro. Al mismo tiempo, también revisaremos y, si es necesario, recalibraremos nuestro enfoque, incluidas nuestras sanciones, si vemos represión adicional, en vez de progresos", agregó.

El jefe de la diplomacia estadounidense aseguró que no hay planes para cambiar las sanciones contra Venezuela si no hay medidas de cambio político

La presión por aumentar la producción de petróleo venezolano se incrementa después de que la OPEP anunciara la semana pasada que planea reducirla.

Mientras, Venezuela también intenta encontrar nuevos clientes. Según publicó la agencia económica Bloomberg la pasada semana, Pdvsa está presionando a los países que forman parte de PetroCaribe para renegociar los acuerdos y a la vez busca mercados donde se les pague en efectivo el petróleo.

Los países del caribe, algunos de los cuales intercambian combustible por productos como frijoles o pantalones, también quieren que EE UU rebaje las sanciones y ellos puedan seguir obteniendo petróleo en condiciones ventajosas.

Según Bloomberg, estos países tienen una deuda con Venezuela que en 2019 ascendía ya a 6.500 millones de dólares. Cuba no está en esa contabilidad ya que en su caso el intercambio no es monetario, sino mediante médicos y personal militar.

________________________

Colabora con nuestro trabajo:

El equipo de 14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez haciéndote miembro de nuestro diario. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 0