Kurdistán rechaza las sanciones de Bagdad, que toma nuevas medidas tras el referendo

El impacto económico puede empezar a notarse desde mañana si finalmente se suspende el tráfico aéreo en el Kurdistán

El presidente de la región autónoma del Kurdistán iraquí, Masud Barzani. (EFE)
El presidente de la región autónoma del Kurdistán iraquí, Masud Barzani. (EFE)

(EFE).- El Gobierno del Kurdistán iraquí rechazó este jueves las medidas anunciadas por las autoridades centrales tras la celebración del referéndum de independencia del lunes, mientras Bagdad adoptó nuevas sanciones que amenazan a la economía de la región autónoma del norte del país.

Este jueves el Banco Central iraquí suspendió las transferencias bancarias a las provincias que están bajo el paraguas del Kurdistán, cuya autonomía está reconocida en la Constitución iraquí de 2005, en la que se define al país como un Estado federal.

Esta es la última medida adoptada desde Bagdad después de que el primer ministro, Haidar al Abadi, amenazara con suspender los vuelos hacia y desde el Kurdistán si las autoridades locales no le entregan el control de los aeropuertos de Erbil y Suleimaniya en un plazo de 72 horas, que expira mañana.

Además, el Gobierno central exigió a las autoridades kurdas que cedan el control también de los pasos terrestres que llevan a la región -actualmente controlados por las tropas kurdas "peshmerga"- y el Parlamento iraquí solicitó ayer al Ejecutivo que tome una serie de medidas, entre ellas hacerse con los yacimientos de petróleo en manos del Kurdistán.

Este jueves el Banco Central iraquí suspendió las transferencias bancarias a las provincias que están bajo el paraguas del Kurdistán

Las fuerzas iraquíes detuvieron este jueves a vehículos que transportaban productos desde Erbil, capital del Kurdistán, a la ciudad iraquí de Mosul, en los pasos terrestres entre las dos zonas, como pudo constatar Efe.

El conductor de un vehículo que llevaba alimentos, Hamza Sami, dijo a Efe que las fuerzas iraquíes han permitido solo a unos pocos conductores llegar hasta Mosul y señaló que tiene miedo de que su trabajo se vea afectado por las disputas políticas entre Bagdad y Erbil.

El impacto económico puede empezar a notarse desde mañana si finalmente se suspende el tráfico aéreo en el Kurdistán, ya que las autoridades han rechazado entregar el control de los aeropuertos de Erbil y Suleimaniya hasta el momento.

"La prohibición de viajar a los aeropuertos del Kurdistán es completamente ilegal e inconstitucional, y contradice las normas y reglamentos" internacionales, aseguró el Gobierno kurdo en un comunicado, difundido este jueves por la televisión local Rudaw.

Ayer las aerolíneas estatales de Egipto, Jordania y el Líbano, y todas las compañías turcas anunciaron que dejarán de volar al Kurdistán iraquí a partir del viernes, a petición de las autoridades de Aviación Civil de Irak, y este jueves se sumó la aerolínea Qatar Airways, que cancela sus viajes desde el sábado.

Ayer las aerolíneas estatales de Egipto, Jordania y el Líbano, y todas las compañías turcas anunciaron que dejarán de volar al Kurdistán iraquí a partir del viernes

El Parlamento iraquí también solicitó ayer al Gobierno que recupere el control de las "zonas disputadas" -administradas por Bagdad pero que están actualmente en manos de las fuerzas "peshmerga"-, a lo que el Gobierno kurdo respondió de forma contundente.

"Desplegar tropas en las áreas disputadas viola el artículo 9 de la Constitución iraquí que estipula que las fuerzas armadas y de seguridad iraquíes no pueden ser usadas contra alguno de los componentes de (la sociedad de) Irak", aseguró en la nota emitida después de una reunión para abordar la crisis.

Erbil calificó todas esas medidas de "castigo colectivo" contra el pueblo kurdo, después de que se celebrara un plebiscito que contó con el 72% de participación y en el cual el 92% de los votantes dijeron "sí" a la independencia, según datos oficiales.

La votación se celebró en las provincias del Kurdistán y en algunas zonas disputadas, como la provincia iraquí de Kirkuk, uno de los puntos más conflictivos debido a que allí conviven árabes, kurdos y turcomanos.

La Guardia Fronteriza de Irán aseguró que está "totalmente" preparada para "defender las fronteras y evitar cualquier amenaza" proveniente del Kurdistán

Este jueves la Agrupación de Árabes de Kirkuk pidió a todos los partidos y facciones, en Bagdad y en el Kurdistán que "dejen de usar el lenguaje de las amenazas y la fuerza" y abandonen las medidas que "representan un bloqueo del que será víctima solo el pueblo kurdo".

Destacaron que desean que se provincia sea "una llave para la paz y no una mecha" para encender la guerra.

La tensión permanece también elevada con los vecinos y este jueves el presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, insistió en que nunca permitirá que un Estado kurdo independiente se establezca junto a la frontera turca.

Mientras, la Guardia Fronteriza de Irán aseguró que está "totalmente" preparada para "defender las fronteras y evitar cualquier amenaza" proveniente del Kurdistán.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 0