Primer gran cacerolazo contra el Gobierno de Maduro tras el cierre de 'DIRECTV'

La oposición da un voto de confianza a Guaidó e insiste en un Gobierno de emergencia

Un pastor cristiano ondea una bandera blanca desde el techo de una casa, sede de la radio comunitaria de la iglesia cristiana en José Félix Ribas de Petare Caracas. (EFE)
En la pobre Petare (Caracas) también se escucharon cacerolas contra el Gobierno. (EFE)

(EFE).- Caracas vivió este martes su primer gran cacerolazo del año contra el Gobierno del presidente Nicolás Maduro, intermitente y no homogéneo en todas las zonas de la capital, tras el anuncio hecho horas antes por la empresa estadounidense AT&T de que cerrará en Venezuela su negocio de televisión de pago DIRECTV.

El ruido de las cacerolas fue particularmente intenso durante unos 20 minutos en el sector de Chacao, una zona que tradicionalmente alberga población acomodada y gran bastión opositor, donde muchos vecinos se asomaron a las ventanas y se escucharon petardos y gritos contra Maduro.

Algunos caraqueños convocados a través de mensajes, y otros sorprendidos por el ruido de sus vecinos, comenzaron la protesta casi de forma simultánea con una declaración del vicepresidente de Comunicaciones, Jorge Rodríguez, acerca de la situación del covid-19.

En el extremo oriental de Caracas, en la popular barriada de Petare, considerada como una de las mayores favelas de América Latina, el sonido de las cacerolas fue también muy fuerte, casi tanto como en el de los sectores que la circundan, según pudo constatar Efe.

Petare ha sido escenario las últimas semanas de duros combates entre pandillas en un aparente enfrentamiento por el control de la zona.

Al otro extremo de la capital venezolana, en la también popular barriada de Catia, las cacerolas sonaron aunque de un modo mucho menos ensordecedor, según comprobó Efe.

Catia es uno de los puntos fuertes del chavismo, en el que incluso residen muchos integrantes de "los colectivos", grupos de simpatizantes del oficialismo que actúan como parapolicías o paramilitares, según las denuncias de numerosos activistas de derechos humanos o Amnistía Internacional.

Catia es uno de los puntos fuertes del chavismo, en el que incluso residen muchos integrantes de "los colectivos", grupos de simpatizantes del oficialismo que actúan como parapolicías o paramilitares

Varios vídeos difundidos en redes sociales permiten ver que la protesta también adquirió fuerza en el sector conocido como El Paraíso, una zona habitada por la antigua clase media que viró de ser mayoritariamente chavista a simpatizar por la oposición de manera progresiva.

AT&T informó este martes en un comunicado de que "las sanciones del Gobierno de Estados Unidos a Venezuela han prohibido la transmisión de los canales de Globovisión y PDVSA, los cuales se requieren bajo la licencia de DIRECTV para proporcionar el servicio de televisión de pago en Venezuela".

Como consecuencia, la empresa señala que le resulta "imposible cumplir con los requisitos legales de los dos países" y por ello se ve obligada a cesar las operaciones de DIRECTV en Venezuela.

Según AT&T, la decisión -que tiene efecto inmediato- fue tomada por la directiva del grupo en Estados Unidos y en ella no tuvo participación o conocimiento previo del equipo de DIRECTV en Venezuela.

Con un pobre internet, escaso servicio de agua y cortes frecuentes de luz, la televisión de pago, que tiene un coste casi simbólico en Venezuela, supone para muchos el único alivio con el que pasar el confinamiento para prevenir la pandemia de covid-19.

Mientras, en el plano político, la oposición parlamentaria un voto de confianza a su líder, Juan Guaidó, al tiempo que insistió en respaldar su propuesta de conformar un Gobierno de emergencia como vía para superar la severa crisis que padece el país suramericano.

La ratificación del apoyo a Guaidó surgió cuando el diputado Omar Barboza, que presidió el legislativo en 2018, propuso durante la sesión telemática aprobar un acuerdo que respalde la ruta que sigue Guaidó para forzar un cambio de Gobierno en Venezuela.

Piero Maroun, líder del partido Acción Democrática, uno de los más antiguos e importantes de Venezuela que está adscrito a la socialdemocracia, instó a los diputados a no "caer en las trampas del régimen"

En este sentido, Piero Maroun, líder del partido Acción Democrática, uno de los más antiguos e importantes de Venezuela que está adscrito a la socialdemocracia, instó a los diputados a no "caer en las trampas del régimen (de Nicolás Maduro)" y aportar en la reconstrucción de la estrategia opositora. "Vamos a avanzar juntos", pidió Maroun.

De igual forma opinó la diputada Adriana Pichardo, que lidera la bancada de, Voluntad Popular, partido de Leopoldo López, al señalar que los problemas de Venezuela "encuentran su causa en una dictadura corrupta y criminal", como definió el Gobierno de Maduro.

"Nuestro apoyo a Guaidó responde a la necesidad de unión (...), su éxito es el éxito de Venezuela", dijo.

Este nuevo voto de confianza llega cuando Guaidó enfrenta horas bajas, luego del fracaso de dos incursiones marítimas en las que murieron al menos ocho personas y que, de acuerdo con el Gobierno de Maduro, fueron planificadas por el líder opositor.

Según el propio Maduro, Guaidó, a quien medio centenar de países reconocen como presidente interino de Venezuela, organizó los ataques junto a la contratista militar estadounidense Silvercorp para asesinarlo y promover un cambio de Gobierno por la vía violenta.

Asimismo, la prensa venezolana difundió hace días reportes de esfuerzos de algunos dirigentes para desplazar a Guaidó como líder de la oposición, una iniciativa que surge después del fracaso de los ataques armados.

"Venezuela está por encima de cualquier cálculo partidista", dijo Pichardo sin hacer alusión a estos reportes, que hasta ahora no han sido desmentidos.

El opositor Juan Pablo Guanipa, dijo que su partido, Primero Justicia, está "resteado" (se la juega) con Guaidó, aunque pidió escuchar las "voces de reclamo" de la militancia opositora

Y su aseveración fue secundada por la diputada Delsa Solórzano, quien pidió apartar "cualquier aspiración personal por legítima que esta sea", si es en beneficio del país. "(Nadie) puede estar por encima de la República, es menester que destaquemos la necesidad de unión", dijo.

En tanto que el primer vicepresidente de la Cámara, el opositor Juan Pablo Guanipa, dijo que su partido, Primero Justicia, está "resteado" (se la juega) con Guaidó, aunque pidió escuchar las "voces de reclamo" de la militancia opositora.

"Los ciudadanos tienen derecho a reclamarnos, tienen derecho a exigirnos. Debemos ser autocríticos", señaló.

Guanipa también dijo que la transparencia "es fundamental" para la oposición, y pidió una "investigación exhaustiva" sobre los ataques armados de hace dos semanas para que "los ciudadanos estén claros qué pasó ahí".

Guaidó, por su parte, agradeció el respaldo e indicó que el oficialismo intentó "infiltrar" la oposición, sin ofrecer detalles.

El líder opositor también aprovechó para volver a deslindarse de los ataques marítimos de hace dos semanas, al tiempo que pidió que fuera aclarado este suceso, por el que el Gobierno venezolano también acusa a Colombia y Estados Unidos, dos países que ya negaron, al igual que Guaidó, cualquier vinculación con la operación.

________________________

Colabora con nuestro trabajo:

El equipo de  14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez  haciéndote miembro de nuestro diario. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 0