El Salvador da un giro sorpresivo en su política exterior y se alía con China

El país ha roto los lazos que mantenía con Taiwan desde 1941 para aliarse con el gigante asiático

El presidente salvadoreño Salvador Sánchez Cerén se reunió con Jaushieh Joseph Wu, ministro de Relaciones Exteriores taiwanés, el pasado julio. (@sanchezceren)
El presidente salvadoreño Salvador Sánchez Cerén se reunió con Jaushieh Joseph Wu, ministro de Relaciones Exteriores taiwanés, el pasado julio. (@sanchezceren)

(EFE).- El Salvador dio este martes un giro sorpresivo en su política exterior al romper los lazos que mantenía con Taiwán desde 1941 y aliarse con China, una decisión criticada por la derecha del país centroamericano.

El presidente salvadoreño, Salvador Sánchez Cerén, informó sobre la ruptura de lazos con Taíwan, que se mantenía como uno de los principales cooperantes con su país en áreas de tecnología, salud, agricultura y educación.

"Anuncio la decisión de mi Gobierno de romper las llamadas relaciones diplomáticas, mantenidas hasta este día, entre la República de El Salvador y Taiwán, y establecer relaciones diplomáticas con la República Popular China", dijo el mandatario.

El Salvador se ha unido así a una tendencia iniciada por otros países que han decidido estrechar lazos con China en detrimento de Taiwán, como República Dominicana, que lo hizo en mayo pasado, Panamá en junio de 2017, o Santo Tomé y Príncipe, en diciembre de 2016.

El Salvador se ha unido así a una tendencia iniciada por otros países que han decidido estrechar lazos con China en detrimento de Taiwán

"La República de El Salvador se suma a otros 177 países que han aprobado la Resolución 2758 de la Asamblea General de la ONU, que reconoce que la existencia de una sola China" y que "Taiwán forma parte inalienable del territorio chino", añadió el mandatario.

Sánchez Cerén, de la exguerrilla del Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN), aseguró que antes de tomar la decisión realizó "una cuidadosa revisión de nuestra situación interna y externa con miras a lograr los objetivos nacionales" y consultó con diversos sectores del país.

"Estamos convencidos de que este es un paso en la dirección correcta", que "permitirá grandes beneficios para el país y brindará extraordinarias oportunidades", manifestó el excomandante guerrillero, quien destacó el permanente crecimiento de la economía china.

Añadió que esta alianza con China se enmarca en las promesas hechas al comienzo de su mandato de orientar sus esfuerzos en "generar las condiciones y resultados que transformen la situación nacional hacia un nivel de vida digno" para los salvadoreños.

"La República Popular de China es la segunda economía del mundo, en permanente crecimiento, y los desarrollos logrados en diversos campos le permiten posicionarse entre los países más exitosos", destacó.

El anuncio no fue bien recibido por la derecha salvadoreña, principal defensora de las relaciones con Taiwán, que teme la reacción de Estados Unidos

Añadió, sin tocar el tema militar, que la nación asiática "desempeña un gran papel en la salvaguardia de la paz mundial" y que la apertura de relaciones entre ambos países "impulsará decisivamente el diálogo político" y "la coordinación en asuntos internacionales".

El anuncio no fue bien recibido por la derecha salvadoreña, principal defensora de las relaciones con Taiwán, que teme la reacción de Estados Unidos.

"La ruptura de relaciones diplomáticas con Taiwán es una noticia de fuerte impacto en la comunidad internacional, (...) esto puede tener repercusiones con nuestro principal socio comercial, Estados Unidos", dijo el presidente del Congreso, Norman Quijano, de la opositora Alianza Republicana Nacionalista (Arena).

Señaló que Taiwán ha sido muy solidaria con El Salvador y lamentó la ruptura de relaciones diplomáticas, porque el país centroamericano se "sigue alejando de la comunidad democrática de naciones".

El anunció se produce más de un mes después de que la embajadora de Estados Unidos en El Salvador, Jean Manes, calificara de alarmante la estrategia de expansión económica y militar de China en la región

Recordó que el Ejecutivo de Sánchez Cerén ha respaldado al presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, y al de Nicaragua, Daniel Ortega, en la Organización de los Estados Americanos (OEA), y también "ha defendido la tiranía cubana".

Representantes de la derechista Gran Alianza por la Unidad Nacional (Gana) y el Partido Demócrata Cristiano (PDC) se han manifestado en similares términos.

El anunció se produce más de un mes después de que la embajadora de Estados Unidos en El Salvador, Jean Manes, calificara de alarmante la estrategia de expansión económica y militar de China en la región latinoamericana.

"Hay muchos países que invierten en El Salvador y están interesados en el desarrollo integral de este país, pero también están surgiendo nuevas potencias económicas como China, que buscan hacer avanzar su propia agenda de expansión", publicó Manes en sus redes sociales el pasado 9 de julio.

___________________________________________________________________________

El equipo de  14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez  haciéndote miembro de  14ymedio. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 17