El Gobierno obvia su responsabilidad y da consejos para evitar los accidentes de tránsito

Las autoridades, que limitan su acción a sancionar a los conductores, vuelven a incidir en el error humano como causa de los siniestros

Vuelco de un ómnibus turístico con 40 personas a bordo en una vía peligrosa de la provincia de Guantánamo este enero. (Escambray)
Vuelco de un ómnibus turístico con 40 personas a bordo en una vía peligrosa de la provincia de Guantánamo este enero. (Escambray)

La prensa oficial divulgó el pasado martes el informe de la Comisión Nacional de Seguridad Vial con los datos de siniestralidad de 2018 en un extenso reportaje de más de 1.200 palabras en las que vuelve a brillar por su ausencia la atribución de responsabilidades al Estado en los 10.070 siniestros que dejaron 683 muertos y 7.730 heridos el pasado año en la Isla.

El texto, lejos del tono informativo que cabría suponerse a un documento de datos que solo aparece en la segunda mitad del reportaje, se caracteriza por un tono sensiblero que incluso llega a cerrar su primer bloque con esta frase: "Y aspiras a que estas líneas sirvan para que conductores, pasajeros y peatones, cuiden más sus vidas y las de los otros".

El error humano, en efecto, está detrás del 90% de accidentes de tránsito según la Organización Mundial de la Salud, sin embargo, el mismo organismo indica que la inmensa mayoría de las muertes en este tipo de siniestros ocurren en países de ingresos bajos y medios, hasta el punto de que las personas de bajos niveles socioeconómicos tienen más probabilidades de participar en accidentes de tránsito.

El informe de la OMS explicita que el 93% de los fallecimientos se producen en países de ingresos medios y bajos, a pesar de que estos tienen aproximadamente el 60% de los vehículos del mundo

El informe de la OMS sobre la seguridad vial en el mundo explicita que el 93% de los fallecimientos se producen en países de ingresos medios y bajos, a pesar de que estos tienen aproximadamente el 60% de los vehículos del mundo.

De estos datos se desprende que el estado de las carreteras, del parque motor y los sistemas de seguridad, sin despreciar la educación viaria o una adecuada atención sanitaria, ya después del siniestro, son determinantes a la hora de reducir la mortalidad vinculada al tránsito.

"Las piedras angulares de este enfoque son las carreteras seguras, las velocidades seguras, los vehículos seguros y los usuarios de carreteras seguras, todos los cuales deben abordarse para eliminar accidentes fatales y reducir las lesiones graves", indica la OMS, que recuerda que estos siniestros cuestan a los países hasta el 3% de su PIB.

Los datos de 2018 (un accidente cada 52 minutos) son ligeramente mejores que los del año anterior, cuando perdieron la vida 750 personas en 11.187 siniestros y quedaron lesionadas 7.999. Esto supone un descenso del 10% en el número de accidentes, un 9% en las víctimas mortales y un 3% de heridos. Pese a ello, una persona muere cada 13 horas a causa de colisiones en la vía.

El informe indica que la mayoría de los implicados en los siniestros (5.686 personas) se encontraban "en plena capacidad socialmente útil", como describen a la franja de edad que va de los 21 a los 55 años

Tal y como se venía percibiendo, por las últimas manifestaciones en la prensa oficial, se confirma que aumentó el número de accidentes masivos, de 36 en 2017 a 44 en 2018, lo que deja un saldo de 165 lesionados más y un fallecido menos que en el año previo.

El informe indica que la mayoría de los implicados en los siniestros (5.686 personas) se encontraban "en plena capacidad socialmente útil", como describen a la franja de edad que va de los 21 a los 55 años.

Los accidentes de tráfico decrecieron en el 69% del país. En Camagüey, Las Tunas, Granma y La Habana, donde ocurrió el 36% del total de estos sucesos (3.661), se registró el 29% de los fallecidos (195) y el 17% de los heridos (1.329).

Pinar del Río, Mayabeque, Artemisa, Villa Clara y Las Tunas son otras de las provincias en las que se dan siniestros con fatales consecuencias en los que murió una persona cada dos o tres accidentes.

De lunes a viernes, entre las 3 y las 9 de la tarde se produjeron más incidentes. Otro dato que se extrae del informe afecta a la incidencia por sectores, con 10.856 autos estatales implicados en accidentes, frente a menos de 5.000 vehículos privados.

Las autoridades afirman haber tomado algunas medidas legales, como la retirada de 36.000 permisos de circulación, 233.710 multas o realización de 13.088 pruebas de alcoholemia que arrojaron como resultado que el 31% (4.022) conducía bajos efectos del alcohol, de los cuales 126 iban en completo estado de embriaguez.

En lo que va de 2019, se han reportado más de una decena de accidentes, el más sangriento, en enero, fue el vuelco de un ómnibus turístico con 40 personas a bordo en una vía peligrosa de la provincia de Guantánamo

Según la agencia EFE, en lo que va de 2019, se han reportado más de una decena de accidentes, el más sangriento, en enero, fue el vuelco de un ómnibus turístico con 40 personas a bordo en una vía peligrosa de la provincia de Guantánamo, que provocó la muerte de siete pasajeros (tres cubanos, dos argentinas, una alemana y un francés) y causó heridas a 33.

La Comisión Nacional de Seguridad Vial indica que durante las inspecciones obligatorias se detectaron "deficiencias técnicas, principalmente por el sistema de frenos, dirección y luces", en el 44% de los coches verificados (63.966), un dato que confirma el mal estado del parque motor. Las dificultades para adquirir vehículos nuevos unidas a las de lograr una reparación en condiciones son un escenario perfecto para conducir autos que, en ocasiones, representan un peligro público.

Granma, como portavoz del Gobierno, obvia las responsabilidades del Estado en seguridad vial y zanja el asunto con un: "Ya lo dice la sabiduría popular, nada tiene que ver el azar, y sí ese modo 'temerario' con que en más de una ocasión asumimos los riesgos".

___________________________________________________________________________

El equipo de 14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez  haciéndote miembro de  14ymedio. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 19