Los rebrotes de coronavirus elevan el temor en las autoridades cubanas

Este sábado la cifra oficial de casos confirmados se elevó a 25 y el recuento de fallecidos se mantiene en 87 desde el 11 de julio

Colas en  tiendas
Las colas en las tiendas no ayudan a contener la expansión del covid-19 por la Isla. (14ymedio)

Los rebrotes de coronavirus han elevado el temor en las autoridades cubanas que han decidido poner nuevas medidas que afectan a La Habana y Artemisa, lugares de concentración de los nuevos casos.

Este sábado la cifra de casos confirmados (25) es superior a la del día anterior (11), pero supone un descenso con respecto a los preocupantes datos de días precedentes, cuando se llegaron a reportar hasta 33 casos. Falta por ver si el dato es puntual o se confirma una tendencia al alza provocada por los últimos contagios.

La isla acumula 2.633 pacientes confirmados, de los que se han recuperado 2.367, según el director de Epidemiología del Ministerio de Salud Pública, Francisco Durán. El número de fallecidos se mantiene en 87 desde el sábado 11 de julio. De los 25 nuevos contagiados, siete son viajeros procedentes de Estados Unidos y Venezuela, en uno no se identifica la fuente de contagio y el resto se infectó al entrar en contacto con otros enfermos. Por primera vez en semanas, se diagnostica un ciudadano extranjero: un francés de 43 años residente en la capital.

En su reunión diaria, el grupo temporal para la prevención y control del covid-19, encabezado por Miguel Díaz-Canel, hizo hincapié este viernes en el aislamiento de los casos y en la vigilancia epidemiológica para controlar los rebrotes. El ministro de Salud Pública, José Angel Portal Miranda, aseguró que diariamente se realiza pruebas a casi el 30% de la población cubana y que actualmente se procesan 3.000 muestras PCR (para buscar anticuerpos).

Las autoridades locales de La Habana han advertido que hay municipios de muy alto riesgo en la capital, entre los que están La Lisa, La Habana del Este, Centro Habana, Marianao, Diez de Octubre y Cerro

Dos de ellos son los surgidos en Bauta tras la celebración de una fiesta religiosa y otros cuatro en la capital, en los municipios de Centro Habana, Cerro y La Lisa. En este último, según se supo este jueves, ha surgido el más reciente, que afecta a once personas.

Las autoridades locales de La Habana han advertido que hay municipios de muy alto riesgo en la capital, entre los que están La Lisa, La Habana del Este, Centro Habana, Marianao, Diez de Octubre y Cerro. Con alto riesgo se mantienen Arroyo Naranjo, San Miguel del Padrón, Playa, Plaza de la Revolución, Regla y Cotorro, y en mediano riesgo quedan La Habana Vieja, Boyeros y Guanabacoa.

Para cortar la transmisión, el plan propuesto por La Habana contempla la formación de grupos de trabajadores de Salud o estudiantes que intensifiquen las pesquisas, además del aumento de realización de pruebas PCR en función del riesgo de la zona. Además de los municipios hay negocios y áreas calificadas de alto riesgo, como las playas, el transporte, piscinas y restaurantes, en las que se realizarán más test.

La Habana sigue confiando a la homeopatía como método de prevención y seguirá aplicando el producto PrevengHo-Vir entre la población vulnerable y la que está en cuarentena por contacto o a su regreso a la Isla, además del Nasalferon (un tipo de interferón) que se destinará a trabajadores que tienen contacto con amplias poblaciones, enfermas o sanas, como el personal sanitario y los choferes.

En lo que más han insistido las autoridades es en la necesidad de concienciar a la población que, sostienen, ha perdido la percepción de riesgo. En la capital cubana, tras decretarse el pasado 3 de julio la fase 1, se percibe un relajamiento de las medidas de prevención y una gran cantidad de personas en las calles. Las largas y muchas veces abarrotadas colas para comprar productos básicos también vuelven más compleja cualquier estrategia de contención del virus.

Los funcionarios de Salud han señalado a la indisciplina social como causante de los actuales brotes, pero evitan señalar las aglomeraciones en el transporte público y las filas para adquirir alimentos

Los funcionarios de Salud han señalado a la indisciplina social como causante de los actuales brotes y apuntan a las fiestas privadas, las reuniones familiares y el uso no constante de la mascarilla como los principales problemas. Sin embargo, evitan señalar las aglomeraciones en el transporte público y las filas para adquirir alimentos como uno de los escenarios de mayor riesgo.

En Artemisa, en los últimos 15 días la tasa de incidencia ha crecido enormemente y se sitúa en 12,24, cuando el pasado lunes era de 6,41. El gobernador de la provincia afirmó que se intenta controlar haciendo cumplir la cuarentena decretada. En la provincia hay 14 centros de aislamiento, con más de 700 plazas en las que ahora están los contactos de todos los contagiados de Bauta.

El ministro de Salud Pública, José Ángel Portal Miranda, cifró en 153 los pacientes de covid-19 en Cuba, de los que 152 mantienen una evolución clínica estable, mientras las cifras de fallecimientos siguen estancadas dos semanas.

________________________

Colabora con nuestro trabajo:

El equipo de  14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez  haciéndote miembro de nuestro diario. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 13