Mujeres periodistas recaudan fondos para apoyar a colegas acosadas en Cuba

La iniciativa fue difundida por la plataforma Verkami con el objetivo de adquirir un inmueble

“Casa Palanca es un espacio inicial para encontrarnos y empezar a decidir cómo queremos que sea nuestro periodismo y la Cuba del futuro”, afirma la activista Marta María Ramírez. (Facebook)
“Casa Palanca es un espacio inicial para encontrarnos y empezar a decidir cómo queremos que sea nuestro periodismo y la Cuba del futuro”, afirma la activista Marta María Ramírez. (Facebook)

Un grupo de periodistas cubanas independientes lanzó este lunes la campaña Casa Palanca, con el objetivo de recaudar fondos para adquirir un inmueble. Con la iniciativa, difundida por la plataforma Verkami, las activistas y reporteras quieren crear una red "de vinculación, protección y de apoyo emocional y psicológico".

"Ser periodista independiente en Cuba es un oficio de riesgo. Criminalizado por un Gobierno que solo acepta la prensa oficial, los y las periodistas independientes somos objeto de constante acoso en el ejercicio de la profesión", así responden las promotoras de la campaña ante la pregunta de por qué es necesario una casa que sirva de refugio a estas profesionales.

No son pocas las periodistas que han pasado por situación de desamparo por ejercer su trabajo de forma independiente, recientemente la reportera Camila Acosta vivió momentos difíciles cuando la Seguridad del Estado amenazaba a toda persona que le ofrecía vivienda en alquiler para que no encontrara lugar donde vivir.

Entre las reporteras que apoyan la iniciativa desde la Isla están María Matienzo, Karolina Guillen, Luz Escobar, Camila Acosta, entre otras. Para Matienzo, por ejemplo, la campaña "abrirá puertas" que van a permitir "brindar una ayuda colectiva" a todas las periodistas y activistas que lo necesiten.

"A lo mejor no se podrá comprar una casa pero sí hacer que los medios y las instituciones miren hacia las mujeres que están en situación de vulnerabilidad por su situación política y eso ya de por sí es una ventaja", agrega la reportera, colaboradora del diario CubaNet.

"Ser periodista independiente en Cuba es un oficio de riesgo. Criminalizado por un Gobierno que solo acepta la prensa oficial, los y las periodistas independientes somos objeto de constante acoso en el ejercicio de la profesión"

En un principio la campaña busca visibilizar la situación vulnerable de las periodistas independientes cubanas pero tiene, como foco principal, el lanzamiento de un crowdfunding que, si logra su propósito, daría la posibilidad de comprar un local en La Habana para dar refugio, de manera transitoria, a mujeres o ayudarlas en el cuidado de sus hijos. Explicaron que además serviría como espacio de trabajo y de ahí se generarían también nuevos proyectos colectivos.

La feminista Marta María Ramírez, con una gran experiencia en este tipo de inciativas de crowdfunding, es otra de las activistas que ha impulsado la campaña que considera novedosa en la Isla. "Creo que esto es una campaña inédita, no porque no se hayan hecho otras campañas para encontrar una casa, (...) pero creo que resulta inédito que por primera vez nos hemos unido y hemos generado algo juntas", dijo a este diario en referencia al gremio de las periodistas y activistas de la Isla.

"La desprotección institucional de las mujeres ante cualquier tipo de violencia machista, incluida la violencia política, es total, no existiendo refugios ni procesos de acompañamiento adecuados para atender los casos de violencia. Por otro lado, la acumulación de todas las tareas de cuidados en las mujeres en un país cada vez más empobrecido dificulta su desarrollo personal y profesional", denuncia el texto de la campaña en Verkami.

También se señala que aunque "no existen datos específicos" sobre cuántas periodistas integran los medios y en qué condiciones, saben que "en el mundo del periodismo independiente las mujeres somos una minoría notable". "Casa Palanca es un espacio inicial para encontrarnos, hablar sobre estas cosas y muchas otras, y empezar a decidir cómo queremos que sea nuestro periodismo y la Cuba del futuro".

"La desprotección institucional de las mujeres ante cualquier tipo de violencia machista, incluida la violencia política, es total, no existiendo refugios ni procesos de acompañamiento adecuados para atender los casos de violencia"

Según explica Ramírez, lo que más le gusta de esta experiencia es que han trabajado juntas y que han respetado "todas las diferencias" que hay entre las participantes.

"Somos un grupo bastante variopinto que nos hemos olvidado de todas las competencias, incluso las que puede haber entre medios de comunicación, que podría haber entre nosotras, para ponernos en función de algo mucho más grande", admite la periodista, que agrega: "Sobre todo, me deja mucha esperanza la posibilidad de que algunas mujeres que han abandonado el periodismo, porque no han tenido cuidados para sus criaturas, porque se han sentido inseguras o solas porque no han tenido acompañamiento psicológico para sus malestares, puedan volver".

A la par de la recaudación, en las redes de Casa Palanca se publicarán varias historias de periodistas cubanas contadas en primera persona por las protagonistas en una serie de videos que pretenden mostrar la urgencia de este proyecto. En ellos, las profesionales responderán a las preguntas: "¿Qué ha significado / significa para ti ser periodista independiente mujer en Cuba?, ¿cómo podría haberte ayudado el espacio Palanca si hubiese existido?, ¿cómo podría ayudarte el espacio Palanca ahora?".

________________________

Colabora con nuestro trabajo:

El equipo de 14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez haciéndote miembro de nuestro diario. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 2