Las autoridades cubanas admiten negligencias y problemas con el rastreo del virus

Un mes después de la entrada en vigor de las actuales medidas en La Habana, la situación no mejora

Los contactos tienen un mal seguimiento según han detectado las autoridades.
Los contactos tienen un mal seguimiento según han detectado las autoridades.

Septiembre acaba hoy y los habaneros no saben aún si las autoridades levantarán el toque de queda en vigor desde el 1 de septiembre. La respuesta debería llegar esta noche en la Mesa Redonda, que reunirá al gobernador de la capital y su director provincial de Salud para valorar los resultados de un mes de restricciones para luchar contra la expansión del covid.

Los datos no dan pie al optimismo. Con las cifras disponibles el pasado fin de semana, La Habana presentaba un balance de 27,9 contagios diarios frente a los 31,8 del mes anterior, una mejora insignificante para el alto costo de tener una ciudad cerrada 30 días. Además, en los 15 días previos se detectaron casos autóctonos en todos los municipios habaneros.

¿Qué está fallando en la capital para que la contención sea tan lenta? Las autoridades han admitido que se les está escapando algo en el sistema de rastreo a juzgar por las palabras de Francisco Durán García, director de Epidemiología del Ministerio de Salud, y Luis Antonio Torres Iríbar, presidente del Consejo de Defensa Provincial. Ambos coincidieron en señalar este martes que es una "chapucería" obtener apenas tres o cuatro contactos, puesto que la mayoría de familias ya las compone esa cifra y la socialización es elevada en la cultura cubana.

Ambos coincidieron en señalar este martes que es una "chapucería" obtener apenas tres o cuatro contactos, puesto que la mayoría de familias ya las compone esa cifra y la socialización es elevada en la cultura cubana

Las autoridades creen que esto es un reflejo poco objetivo de la realidad y han pedido una reunión inmediata para buscar "soluciones técnicas a lo que a todas luces es un problema técnico", según cita Tribuna de La Habana. Durán insiste en que debe realizarse un trabajo serio y profundo para determinar las cadenas de transmisión, especialmente por la cantidad de casos asintomáticos que produce esta enfermedad. La capacidad de rastreo se ha revelado como clave en el control del covid-19 y su eficacia (Corea del Sur, Alemania) o fracaso (España, Reino Unido) está determinando los resultados de la lucha contra la pandemia.

Las autoridades sanitarias han admitido en los últimos días más problemas en sus propias filas. Médicos y directivos de los centros de aislamiento Fermín Valdés Domínguez y la Universidad de Ciencias Informáticas cometieron negligencias al dar de alta a pacientes que aún eran positivos o sospechosos de serlo y serán por ello sancionados.

No pasa reunión sin que haya que abordar sanciones por incumplimiento de los protocolos y las medidas de bioseguridad por parte de personal médico y administrativos, como ya fue patente en el encuentro del pasado día 27.

Torres Iríbar insistió ya entonces que nadie puede salir de los centros de aislamiento sin una PCR negativa y dijo estar preocupado por las negligencias e indisciplinas en una situación que precisa de todos el rigor y atención.

Las últimas cifras disponibles, del lunes, confirmaron 30 casos en La Habana, de los que 27 se encontraban aislados, 2 se detectaron en el seguimiento y 1 se encontraba en vigilancia domiciliaria. Además, en los hospitales hay 276 pacientes activos de la capital y 100 focos de la enfermedad, con casos en Playa, Marianao y Boyeros, cuya fuente de infección se desconoce. La buena noticia es la baja positividad de las PCR, con una tasa de 1,9%,

Las cifras en este fin de mes (1.421) no son buenas en toda la Isla, que a dos días de terminar septiembre sumaba solo 11 casos menos que el pasado mes, cuando se detectaron 1.432 positivos. Aunque hay siete provincias que llevan una semana sin contagios, preocupan Matanzas, Sancti Spíritus y, mucho, Ciego de Ávila, que empieza a estabilizarse pero sigue con la tasa de incidencia más alta de la Isla.

Torres Iríbar se ha mostrado muy preocupado en los últimos días por otras negligencias más allá de las sanitarias. Entre las citadas, el desvío de aceite de la fábrica de Regla

Pero no solo esto quita el sueño a las autoridades. Torres Iríbar se ha mostrado muy preocupado en los últimos días por otras negligencias más allá de las sanitarias. Entre las citadas, el desvío de aceite de la fábrica de Regla, robos del Grupo de Gases Industriales, en La Lisa y actividades ilícitas en Plaza de la Revolución relacionadas con la reventa de artículos de tiendas en moneda libremente convertible.

"No puede ser que todas las semanas ocurran hechos como estos", dijo, constatando no solo la recurrente corrupción a pequeña y mediana escala, sino la imposibilidad de mantenerla bajo control.

Las medidas vigentes en La Habana desde el 1 de septiembre son las restricciones de movilidad, con prohibición de salir de la provincia, toque de queda de 7 pm a 5 am y limitación del transporte. También hay controles de aforos y cierre de actividades de ocio colectivo. Las estrictas medidas están teniendo un duro impacto en el sector privado y la vida de las familias, obligadas a permanecer en casa largas horas.

________________________

Colabora con nuestro trabajo:

El equipo de  14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez  haciéndote miembro de nuestro diario. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 9