El dengue y el zika avanzan en Cienfuegos

En una semana se confirmaron 33 casos de dengue y 25 de zika, y hay más de 200 personas con síntomas

Un médico atiende a un niño con estado febril en una de las salas anexas del hospital de Cienfuegos. (14ymedio)
Un médico atiende a un niño con estado febril en una de las salas anexas del hospital de Cienfuegos. (14ymedio)

El invierno no ha bastado para contener al Aedes aegypti, que campea a sus anchas en Cienfuegos. 198 personas han sido atendidas en la última semana con sospecha de dengue y se han registrado 22 casos sospechosos de zika, lo que convierte a la provincia es una de las más afectadas por la presencia del mosquito, según cifras oficiales obtenidas por 14ymedio.

"Tenemos alrededor de 200 pacientes con síntomas de haber contraído zika o dengue", explicó, bajo condición de anonimato, uno de los médicos que dirige la lucha contra la epidemia. Además, los casos confirmados en el mismo periodo de tiempo son 33 de dengue y 25 de zika. La situación epidemiológica es complicada en la provincia y la población no tiene percepción de riesgo",

El municipio más afectado es Cienfuegos, con 118 casos de pacientes con fiebre, por lo que se han tenido que habilitar salas y hospitales anexos para atender el flujo de pacientes. En la provincia se han contabilizado 45 focos de mosquitos Aedes aegypti, de los cuales la mayor parte, 40, está en la ciudad de Cienfuegos. El municipio, con 118 casos de pacientes con fiebre, ha necesitado habilitar salas y anexos a hospitales para atender el flujo de pacientes.

El periódico de la ciudad, 5 de Septiembre publicó un artículo a finales de noviembre alertando sobre la presencia de un tipo de dengue en la provincia que no se veía desde 1977 y que puede provocar la muerte.

Las autoridades calificaron en aquel momento la situación sanitaria de la provincia de "alarmante".

"Tenemos algunos albergues en la Facultad de Ciencias Médicas, en el politécnico Cinco de Septiembre y en otras áreas como Caunao. Pensábamos que en 15 días se resolvería esta situación, pero hasta el momento se mantiene muy complicado el panorama", agregó.

La mayor parte de las salas anexas y albergues en los que se tiene hospitalizados a los pacientes con fiebre no poseen las condiciones necesarias para un buen servicio. Los pacientes se encuentran hacinados, con pésimas condiciones de higiene y mala alimentación, según pudo constatar 14ymedio durante un recorrido por estas salas. A eso se une la falta de medicamentos y el mal estado de los equipos, algunos de ellos en una situación deplorable.

A pesar del aumento en el número de casos de dengue y zika los salideros proliferan en diversos barrios de la ciudad. (14ymedio)
A pesar del aumento en el número de casos de dengue y zika los salideros proliferan en diversos barrios de la ciudad. (14ymedio)

En Cienfuegos hay 25 casos confirmados de zika, un virus que provoca la aparición de placas rojizas en la piel que pueden ir acompañadas de fiebre leve, dolor de cabeza, conjuntivitis, dolores musculares, diarrea, vómito y falta de apetito.

En el caso de las embarazadas, se cree que el zika pueda provocar la microcefalia, por lo que las autoridades sanitarias advierten a quienes están en gestación evitar viajar a zonas donde esté presente el virus. En Cienfuegos, hasta el momento hay confirmadas 12 pacientes embarazadas.

"El mosquito Aedes se reproduce en aguas limpias. En Cienfuegos tenemos una situación precaria con el abasto de agua, por lo que la gente utiliza tanques, cubos, cubetas y cuanto tenga a mano para no carecer. Hay zonas donde el agua falta hasta por 15 días. Ese es el lugar perfecto para que se generen focos", alerta el médico.

"Por suerte tenemos un sistema de salud, que tiene sus defectos, pero en cobertura es muy efectivo, de lo contrario, la situación sería peor. Hasta el momento no hemos tenido que lamentar muertes debido al dengue o el zika", añadió.

Yamilka Portuondo, una cienfueguera que vive en el barrio de Buena Vista, ni siquiera recuerda la picada del mosquito, pero una mañana amaneció con fiebre y le dolía todo el cuerpo. "Era como si me hubiesen dado una paliza", explica. Pasó casi una semana con fiebres altas, dolores abdominales y decaimiento..

"En la tarde noche es cuando los mosquitos empiezan a salir y no hay quien se escape de ellos. Aquí hay muchísimos salideros, ahí se crían", dice vía telefónica.

"Estuve una semana en cama en mi casa. Me tuve que comprometer a mantenerme en mi cuarto con mosquitero y sin salir. El dengue mío no era de los malos, por eso un médico amigo mío me permitió quedarme en casa, pero a la mayoría de las personas se las ingresa en el hospital", comenta.

Su familia le consiguió carne, aceite y verduras para su alimentación, un lujo para los desabastecidos mercados locales. "Mis familiares en Miami me enviaron un paquete con alimentos que también ayudó. El dengue hace que las plaquetas bajen mucho por lo que los médicos ordenan una dieta reforzada. Sin ellos no sé qué hubiese hecho".

________________________________________________________________________

El equipo de 14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez haciéndote miembro de  14ymedio. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 65