Luisiana y Texas sobreviven al poderoso huracán Laura, que deja 4 muertos

Las autoridades estadounidenses pidieron la evacuación el martes, pero no todo el mundo hizo caso de las advertencias

Los expertos están ya comparando a 'Laura' con 'Harvey', que causó inundaciones catastróficas y produjo daños por 125.000 millones de dólares

Cuba emprende la fase recuperativa, con más de mil viviendas afectadas y severos daños a la red eléctrica

Localización del huracán 'Laura' este jueves a las dos de la madrugada. (EFE/NOAA-NHC)
Localización del huracán 'Laura' este jueves a las dos de la madrugada. (EFE/NOAA-NHC)

Al menos cuatro víctimas mortales, daños estructurales a edificaciones e incendios en viviendas y en una planta petroquímica es el saldo temporal que ha dejado el poderoso huracán Laura a su paso este jueves por Luisiana y Texas luego de tocar tierra como categoría 4 esta madrugada.

Según reportes oficiales, las cuatro muertes se deben a la caída de árboles, incluida la de una niña de 14 años que falleció cuando un árbol cayó sobre su vivienda en Leesville, situada a unas 95 millas (160 km) desde la costa de Luisiana.

En una conferencia de prensa, el gobernador de este estado sureño, John Bel Edwards, dijo que las marejadas ciclónicas que se habían pronosticado en las costas del estado no alcanzaron "proporciones catastróficas", sin embargo durante su trayectoria Laura, ya degradada a tormenta tropical, ha ocasionado numerosos destrozos.

"Tenemos miles y miles de personas cuyas viviendas y negocios han quedado devastados por la tormenta. Y aunque tenemos mucho que hacer para salir adelante, el saldo es mejor de lo esperado", dijo Edwards.

El presidente, Donald Trump, informó de que este fin de semana se desplazará hasta la zona para comprobar en primera persona los numerosos daños, aunque, se congratuló, pudo ser mucho peor.

"Resultó que tuvimos un poco de suerte. Era (un huracán) muy grande, era muy poderoso, pero pasó rápido", dijo el mandatario, que adelantó que visitará Texas, Luisiana y quizás Arkansas.

Entre el saldo de destrucción que dejó atrás Laura destaca el "incendio químico" en una planta petroquímica cercana a Lake Charles, una región al sureste de Luisiana con numerosas instalaciones de este tipo, incluidas refinerías de petróleo y gas.

Se trata de una planta industrial que fabrica productos a base de cloro y que tras estallar en llamas emitió una amplia humareda tóxica, por lo que las autoridades instaron a los residentes a ponerse a cubierto, cerrar ventanas y puertas y no poner el aire acondicionado.

El huracán Laura ya de categoría 2 sigue siendo un peligro para la vida de las personas que no evacuaron la zona, según reporta la agencia Associated Press.

Las autoridades habían ordenado desde este martes la evacuación de la zona de Lake Charles, donde viven unas 200.000 personas, pero no todo el mundo lo hizo. Horas después de que el ojo del ciclón tocara tierra, continúan los vientos huracanados y las lluvias torrenciales.

Laura, que alcanzó la categoría 4 (de un máximo de 5), tocó tierra cerca de la localidad de Cameron, estaba ubicado 45 kilómetros al sursuroeste de Lake Charles y avanzaba en dirección norte a una velocidad de 24 kilómetros por hora, según informó el Centro Nacional de Huracanes (NHC, por sus siglas en inglés).

"Laura está avanzando sobre tierra en el suroeste de Luisiana. ¡PÓNGANSE A CUBIERTO AHORA! Considere estos vientos extremos inminentes como si se acercara un tornado y vaya de inmediato al sitio seguro en su refugio. ¡Actúe ahora para proteger su vida!", alertó el NHC en su último boletín.

'Laura' se moverá tierra adentro a través de Luisiana y llegará a Arkansas la próxima noche para desplazarse el viernes sobre el valle central de Misisipí debilitado

El director del centro, Ken Graham, se dirigió en un vídeo a los residentes de la zona: "Es demasiado peligroso estar ahí afuera, espero que no estén allí, espero que hayan evacuado".

Los expertos están ya comparando a Laura con Harvey, un huracán de categoría 4 que causó inundaciones catastróficas y produjo daños por 125.000 millones de dólares en Texas y Luisiana, por estas mismas fechas hace tres años.

El director del Centro Nacional de Huracanes (NHC), Ken Graham, declaró a The Weather Channel, que "esto es algo que supone una amenaza para la vida humana" y el impacto se va a sentir a millas de distancia del lugar donde toque.

La jueza Lina Hidalgo, del condado texano de Harris, pidió en una rueda de prensa a la población que no se dedique a comparar tormentas y "se prepare para lo peor". "Cada tormenta es diferente, esta no es Harvey ni Imelda, es Laura. Cada tormenta es diferente", subrayó, según recoge la agencia Efe.

La tormenta tropical Laura abandonó el territorio cubano la noche de este lunes al filo de las 10:00 pm por el poblado de Puerto Esperanza

Mientras tanto, Cuba inició el martes la fase de recuperación tras el paso de Laura como tormenta tropical. El meteoro abandonó el territorio cubano la noche de este lunes al filo de las 10:00 pm por el poblado de Puerto Esperanza, en el municipio de Viñales en Pinar del Río, en el norte de la Isla.

El presidente de Cuba, Miguel Díaz-Canel, convocó la tarde del lunes a una reunión para evaluar los daños del ciclón, donde reconoció que tienen una cifra preliminar de más de mil viviendas afectadas, informa la prensa oficial.

Tras alejarse de Cuba se estableció la fase recuperativa para las provincias de Guantánamo, Santiago de Cuba, Granma, Las Tunas, Holguín, Camagüey, Ciego de Ávila, Sancti Spíritus, Cienfuegos, Villa Clara y Matanzas.

"El 95% de la provincia de Pinar del Río presenta afectaciones eléctricas. Ahora hay tres tres líneas con averías que son la prioridad: la del Hospital Abel Santamaría, la del Hospital Pediátrico Pepe Portilla y la del Combinado Lácteo", dijo Yosvany Torres Director de la Organización Básica Eléctrica en esa provincia. En La Habana quedan aún 33 circuitos fuera de servicios, según reportó la prensa oficial.

Laura tocó tierra el lunes en el occidente cubano a las 8:00 pm en Punta La Capitana, en San Cristóbal, provincia de Artemisa, según reportó el Centro de Pronósticos del Instituto de Meteorología de Cuba. Dos horas después, el centro comenzó a salir de la Isla.

Hasta el momento no ha habido que lamentar la pérdida de ninguna vida humana y fueron evacuadas miles de personas fundamentalmente a lo largo del litoral sur

No ha habido que lamentar la pérdida de ninguna vida humana y fueron evacuadas miles de personas fundamentalmente a lo largo del litoral sur. Laura deja daños aún por cuantificar en la Isla, la mayoría relacionados con árboles caídos, techos dañados y viales que sufrieron con el embate de las lluvias. 

Antes de tocar tierra, los vientos de la tormenta tropical se incrementaron en el occidente cubano, con velocidades sostenidas entre 50 y 65 kilómetros por hora, con rachas entre 70 y 110 km/h, que se mantendrán durante parte de la noche.

En La Habana se reportaron ráfagas cercanas a los 100 kilómetros por horas, que han mantenido a amplias zonas de la capital cubana sin suministro eléctrico.

Desde las primeras horas de la tarde se sintieron vientos con fuerza de tormenta tropical en las provincias de Mayabeque, Matanzas y el municipio especial Isla de la Juventud, además de zonas de Cienfuegos, Villa Clara y Sancti Spíritus.

La entrada en el territorio del occidente cubano fue la segunda vez que se adentró Laura en la Isla, después de que el domingo incursionara en la provincia Granma.

Las mayores áreas de lluvias se encuentran en los mares al sur de la zona central de Cuba.

En la mañana de este lunes y debido al deterioro de la situación climatológica el Estado Mayor Nacional de la Defensa Civil declaró Fase de Alarma a las provincias de Matanzas, Mayabeque, Artemisa, La Habana, Pinar del Río y el Municipio Especial de la Isla de la Juventud, según el parte emitido a las 11:30 am de este lunes.

Imagen del radar de La Bajada a las 8:40 pm de este lunes, poco después de que ‘Laura’ tocara tierra en Punta La Capitana en la provincia Artemisa.
Imagen del radar de La Bajada a las 8:40 pm de este lunes, poco después de que ‘Laura’ tocara tierra en Punta La Capitana en la provincia Artemisa.

Laura ha mantenido en jaque a buena parte de la Isla desde el domingo. Al filo de la madrugada del lunes ya se reportaban algunos árboles caídos en algunas avenidas de Santiago de Cuba y casi toda la ciudad se quedó sin electricidad desde que comenzaron a sentirse los primeros vientos, no se reportaron pérdidas de vidas humanas.

"En la madrugada comenzó a venir la luz en algunas zonas. En mi barrio, en el distrito José Martí, llegó a eso de las cinco de la mañana", dijo a 14ymedio el joven Robier González desde Santiago de Cuba.

La Empresa Eléctrica advirtió en una nota que si los vientos superan los 60 km/h "se activa protocolo de desconexión".

Comunicado de la Empresa Eléctrica.
Comunicado de la Empresa Eléctrica.

En la histórica ciudad de Baracoa, situada en el extremo oriental del país, se llegó a registrar una ráfaga de viento de 146 km/h, según el Insmet, prueba de la extremada virulencia del temporal, cuya fuerza ha aumentado en su trayecto por el Paso de los Vientos tras dejar Haití.

A su paso por la isla de La Española, que comparten República Dominicana y Haití, la tormenta dejó al menos doce muertos, comunidades anegadas y cuantiosos daños materiales, además de la evacuación de un millar de personas, y más de 200 casas con daños, según el último balance.

En la provincia Granma, el paso de Laura dejó aisladas a unas 30 comunidades montañosas del Consejo Popular San Pablo de Yao en Buey Arriba, tras el derrumbe del puente Yao Nave.

El derrumbe del puente Yao Nave en la provincia Granma. (CNC TV Granma)
El derrumbe del puente Yao Nave en la provincia Granma. (CNC TV Granma)

Durante la mañana, el centro de Laura transitó sobre los mares al sur de la región central de Cuba, sobre el archipiélago Jardines de la Reina. Los nublados y las lluvias continúan afectando a las provincias orientales, que se extenderán durante las próximas horas a Ciego de Ávila, Sancti Spíritus y Cienfuegos, según el Centro de Pronósticos.

Además, se mantuvieron las fuertes marejadas con inundaciones costeras ligeras en el litoral norte desde Holguín hasta Ciego de Ávila, extendidas al resto de la costa norte central a lo largo del lunes.

Dennis Valdés, residente en la ciudad de Trinidad, al sur de la Isla, cuenta a este diario que, ante la inminente llegada de Laura, tuvo que irse a refugiar para la ciudad de Sancti Spíritus. "Demasiadas lluvias y buenas ráfagas de viento que hubo por allá en la madrugada, eso me dijo una amistad que vive en Topes de Collantes. Muchas lluvias, todas las vías de acceso a Topes cerradas, sin embargo aquí en Sancti Spíritus no se sintió tanto a Laura, lluvias y algo de viento, más nada", declaró.

"Empezamos a oír un zumbido y en la casa el viento se coló por cada rendija", cuenta Yunnier Pedraza

Según el testimonio de Miguel Febles Hernández, el paso de Laura por Santa Cruz del Sur, en Camagüey, dejó daños "de poca consideración" a pesar de "las fuertes rachas de viento que golpearon al territorio durante la madrugada". Destacó también que los pobladores más vulnerables habían sido "oportunamente" evacuados. "No se reportan ni pérdida de vidas humanas ni lesionados", agregó.

En el poblado de La Máquina, en el municipio de Maisí, el más oriental de la provincia de Guantánamo y de Cuba, las rachas de viento se comenzaron a sentir con fuerza desde las primeras horas del domingo. "Empezamos a oír un zumbido y en la casa el viento se coló por cada rendija", cuenta Yunnier Pedraza, residente en el lugar a 14ymedio. Tuvimos que meter a los animales para adentro", añade.

Los daños a varias viviendas y la pérdida del techo de un Consultorio del Médico de la familia están entre los daños sufridos en La Máquina, aunque Pedraza aclara que "otros ciclones no han llevado mucho peor, esta Laura lo que nos ha traído es lluvia y preocupación, pero al final no ha sido tan malo".

Las mayores afectaciones en el municipio Maisí se las ha llevado hasta ahora la agricultura, especialmente los sembrados de café, plátano y aguacate, según reportes de la prensa local.

La tormenta tropical 'Laura' este domingo a su paso por Baracoa. (Facebook/Claudia Rafaela Ortiz Alba)
La tormenta tropical 'Laura' este domingo a su paso por Baracoa. (Facebook/Claudia Rafaela Ortiz Alba)

Durante la tarde y la noche del domingo, el periodista independiente Osmel Ramírez Álvarez estuvo reportando la aproximación y paso de Laura. A las primeras imágenes que subió a las redes sociales desde el municipio holguinero de Mayarí, en las que se veía un paisaje todavía soleado, les sucedieron las lluvias.

"Ya comenzó a lloviznar fuerte y a soplar rachas de viento", detalló el reportero la noche de este domingo. Debido a los vientos la zona donde reside Ramírez perdió el suministro eléctrico. "Todo el mundo protegiendo la vida y los bienes lo más que pueda. Ojalá tengamos un impacto mínimo y no nos sorprenda como hizo Sandy", advirtió.

En la ciudad de Camagüey los vecinos tomaron precauciones desde temprano, especialmente los que residen en viviendas de cubiertas ligeras o en las tradicionales casonas de más de un siglo que abundan en la urbe. "Reforzamos el techo y arreglamos algunas tejas y hasta ahora todo ha sido lluvias y no constantes, sino que vienen y van", cuenta a este diario Danieska, una joven madre residente en el centro.

"Lo que más nos preocupa ahora mismo es cómo esto va a afectar todo el tema de los alimentos que ya está bastante complicado, antes de que llegara la tormenta era muy difícil ya comprar comida y ahora que no podemos salir para evitar cualquier accidente, estamos con lo poco que pudimos comprar antes de que llegara Laura", explica.

A las ocho de la mañana y desde la Redacción de nuestro diario, La Habana se veía nublada, con algunos chubascos pero todavía sin vientos fuertes. (14ymedio)
A las ocho de la mañana y desde la Redacción de nuestro diario, La Habana se veía nublada, con algunos chubascos pero todavía sin vientos fuertes. (14ymedio)

Con el desabastecimiento recrudecido en toda la Isla, muchos parecen más alarmados por la estela de daños al suministro de alimentos que dejará Laura que los efectos naturales. "Ya en mi barrio están diciendo que van a poner a buen recaudo la comida que queda en la bodega [mercado racionado] pero nadie se cree eso porque ya estaba casi vacía", cuenta Danieska.

Durante la mañana, el centro de Laura ha transitado sobre los mares al sur de la región central de Cuba. Caibarién, municipio de Villa Clara, amaneció con algunos árboles derribados. (Pedry Roxana Rojo)
Durante la mañana, el centro de Laura ha transitado sobre los mares al sur de la región central de Cuba. Caibarién, municipio de Villa Clara, amaneció con algunos árboles derribados. (Pedry Roxana Rojo)

En La Habana, salvo unos chubascos en la madrugada y la mañana, este lunes la tormenta todavía no se había hecho sentir. En la mayoría de los barrios los vecinos salieron a intentar buscar alimentos para una posible espera de varios días en sus casas, algo complicado porque los lunes la mayoría de los mercados agrícolas de la ciudad no abren sus puertas.

En una larguísima fila para comprar salsa de tomate y aceite vegetal, estuvo todo el domingo Ricardo, un residente de Cayo Hueso en Centro Habana. "Sabía que cuando llegara Laura todo se iba a complicar así que decidí hacer la cola antes de que comenzaran las lluvias".

Extensas zonas de La Habana se han mantenido sin suministro eléctrico por horas este lunes. (14ymedio)
Extensas zonas de La Habana se han mantenido sin suministro eléctrico por horas este lunes. (14ymedio)

Lo positivo del paso del ciclón fue que las precipitaciones llenaron los embalses cubanos tras un periodo prolongado de sequía.

"Para bien ha pasado menos de lo que esperábamos y ha traído un poco de agua en algunos lugares del país que tenían una situación compleja", reconoció el presidente cubano durante una reunión del Órgano Económico-Social del Consejo de Defensa Nacional, informa Efe.

Para la actual temporada de ciclones, que concluirá el próximo 30 de noviembre, los especialistas del Centro de Pronósticos del Instituto de Meteorología cubano sitúan en un 60% las probabilidades de que la isla sufra el azote de un huracán, tras salir ilesa de la temporada 2019.

La última vez que un huracán de grandes dimensiones afectó a Cuba fue en 2017, cuando Irma recorrió la costa norte de la isla de oriente a occidente dejando 10 muertos y pérdidas materiales cuantificadas en 13.185 millones de dólares en viviendas, infraestructuras y en los sectores agrícola y ganadero, según datos oficiales.

________________________

Colabora con nuestro trabajo:

El equipo de  14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez  haciéndote miembro de nuestro diario. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 43