Pedro Pablo Oliva: “No es posible discernir si la cancelación de ‘Utopías y disidencias’ vino de más arriba”

El pintor explica los acontecimientos que rodearon al proyecto y suspensión de la muestra

El prestigioso pintor Pedro Pablo Oliva ha hecho pública una carta en la que habla de la cancelación de su exposición Utopías y disidencias en el Museo de Arte de Pinar del Río. La muestra fue suspendida, como adelantó 14ymedio el pasado 7 de septiembre, días antes de su inauguración –prevista para el día 10–, por "no existir condiciones subjetivas favorables en la ciudad de Pinar del Río para la apertura", según el Consejo Nacional de las Artes Plásticas (CNPA).

El que fuera premio Nacional de Artes Plásticas 2006 se dirige a quienes "continúan solicitando insistentemente una explicación" en torno al suceso. Sin embargo, tras desgranar cómo se produjeron los contactos con el Consejo Nacional de las Artes Plásticas para la organización de la exposición, el pintor revela, en tono de queja, que desconoce el motivo. "No me han aclarado, hasta el momento, la naturaleza concreta de estas garantías inexistentes o en qué, quién o quiénes reside la subjetividad desfavorable que motivó la cancelación".

Oliva explica que inicialmente había proyectado un recorrido para la exposición que arrancaría en Pinar del Río para después llegar a La Habana y terminar en Miami. No obstante, trasladó al CNPA sus inquietudes sobre una diapositiva de una obra suya utilizada por un oficial del MININT para referirse a "imágenes que ilustraban la subversión y la manipulación ideológica del enemigo". Otro de sus reparos, cuenta, estribaba en llamadas "por parte del oficial de la Seguridad del Estado que "atiende" el sector cultura en Pinar del Río, a nuestros amigos y colaboradores cercanos, con la intención de vigilar nuestra vida privada". Las autoridades le propusieron, entonces, arrancar la gira en La Habana, algo que el pintor rechazó.

"Cual no sería mi sorpresa cuando apenas una semana antes de la inauguración en Pinar del Río recibimos la visita de Rubén del Valle –presidente del CNPA–para informarnos que la exposición estaba cancelada, y pospuesta, porque el contexto actual (refiriéndose a Pinar del Río) no ofrecía la garantía de condiciones favorables desde un punto de vista que subrayaba como subjetivo", se lamenta.

Oliva se queja de que a un autor reconocido como él se le den "respuestas evasivas" y pide que se cree un jurado de prestigiosos intelectuales cubanos de todo tipo de sensibilidades para que juzgue si aún reúne las condiciones para conservar las distinciones que ha recibido en su carrera.

"A estas alturas no es posible discernir con absoluta claridad si la cancelación de "Utopías y disidencias" fue una decisión tomada o una presión ejercida desde mi provincia, o si por el contrario "vino de más arriba". Nadie me aclara nada. Nadie me dice nada", denuncia.

"Si aún hoy (...) una exposición de arte puede ser cancelada por decreto en una institución pública sin más explicaciones, me pregunto si esto no es una muestra más de la necesidad de cambiar nuestras políticas culturales. Me pregunto ¿qué es un intelectual, sino un hombre que intenta cambiar el mundo siempre, siempre para mejorarlo?, concluye.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 6