Nicaragua y Cuba no acuden a la reunión internacional sobre migración cubana

Migrantes en Panamá.
Migrantes instalados en un campamento provisional en Panamá. (Facebook)

(EFE).- Nicaragua y Cuba no acudieron este martes a la reunión internacional de un día que se lleva a cabo en Costa Rica con el objetivo buscar soluciones a la oleada de emigrantes cubanos que pretenden llegar por tierra a Estados Unidos, en un periplo que comprende de Suramérica, Centroamérica y México.

A la cita asisten vicecancilleres, funcionarios de migración y otros representantes de los gobiernos de Ecuador, Colombia, Panamá, Costa Rica, El Salvador, Guatemala, Honduras, México y Estados Unidos, así como de la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) y el Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo.

"En el caos de Nicaragua sigue siendo una verdadera lástima que no atienda el llamado. Esperamos que esto no obedezca a que la reunión se esté haciendo en Costa Rica", declaró a los periodistas el canciller costarricense, Manuel González.

El canciller reconoció que lo de hoy se trata de una "reunión entre países amigos que se consideran afectados por la situación migratoria", y que la asistencia es voluntaria.

El canciller costarricense dijo que existe una disposición "muy buena" en Cuba para colaborar a través de su embajada en San José

Sobre Cuba, comentó que existe una disposición "muy buena" de colaborar a través de su embajada en San José, y que la cooperación que puede brindar es "diferente" a la de los países comprendidos entre Ecuador y Estados Unidos.

"Que no haya asistido no lo veo como un problema o un rechazo, y tampoco como un mensaje de que no continuarán colaborando. Lo más importante era contar con la representación de los países comprendidos entre Ecuador y Estados Unidos".

El ministro no adelantó posibles propuestas de solución que se tratarán durante la reunión.

Más de 2.000 emigrantes cubanos se encuentran varados en Panamá debido a la negativa de Costa Rica de permitirles el paso por su territorio.

Costa Rica afirma que no tiene capacidad de albergar a los cubanos, tras haber prestado ayuda humanitaria a unos 8.000 que quedaron varados en su territorio entre noviembre y marzo pasados, después de que Nicaragua les cerrara la frontera.

La mayoría de los cubanos que estuvieron en Costa Rica y otros 1.300 que estaban en Panamá fueron trasladados hasta la frontera con Estados Unidos en una operación por tierra y aire en la que participaron entre enero y marzo pasados México, El Salvador y Guatemala.

Las renovadas relaciones bilaterales entre Estados Unidos y Cuba, y la posibilidad de que el Gobierno estadounidense elimine la Ley de Ajuste Cubano que concede beneficios a los antillanos para vivir en ese país, estimulan a muchos cubanos a dejar la isla.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 9