Fumadores, cada vez más jóvenes

Cartel con prohibición de fumar
Cartel con prohibición de fumar

Un reciente estudio de las autoridades sanitarias cubanas demostró que el hábito de fumar, aunque de manera global se ha reducido, en el país aumenta progresivamente entre los jóvenes. La información fue parcialmente revelada en declaraciones hechas por especialistas del Ministerio de Salud Pública durante el espacio de la televisión “Con sentido Propio”, dedicado hoy al tema de las adicciones.

Los grupos de edad donde se ha detectado un crecimiento en el hábito de fumar  se ubican entre los 13 y los 17 años. Se registró entre ellos un consumo promedio de 13 cigarrillos diarios. Otro aspecto notable es que a diferencia de los resultados obtenidos en investigaciones anteriores, ahora la presencia de féminas y varones está igualada en las estadísticas.

El doctor Reinaldo Fabelo Roche, especialista en el tema de adiciones, al explicar las razones de este crecimiento, argumentó que el típico anhelo de los adolescentes de exhibir conductas de adulto se ve muy inclinado en Cuba al tabaquismo debido a que tanto el tabaco como el ron son parte de la identidad nacional.

El doctor se refirió también a la tácita aceptación en el ámbito social y familiar ante el hecho de que un joven fume. “La familia juega un papel esencial, cuando un muchacho ve que sus padres fuman piensa que eso no ha de ser tan malo”. El hábito de fumar es una ventana abierta al consumo de otras drogas más dañinas.

En Cuba está expresamente prohibido vender cigarros a menores de 16 años, pero la extendida indisciplina social hace de esta proscripción una formalidad que no se cumple.


Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 5