Rosa María Payá considerada desequilibrado el anuncio de Obama sobre Cuba

(EFE).- Rosa María Payá, hija del disidente cubano Oswaldo Payá, calificó como desequilibrado el anuncio del presidente de Estados Unidos, Barack Obama, quien esta semana ordenó el restablecimiento de las relaciones diplomáticas con Cuba.

Rosa María Payá dijo a Efe que algunos puntos contenidos en el acercamiento de Washington hacia La Habana son "controvertidos" y en el mejor de los casos está "'desbalanceado' con respecto a la realidad de lo que el gobierno de mi país hace".

"Podemos ver (el anuncio) como una apertura del mundo a Cuba, pero no a la inversa", manifestó la hija de Oswaldo Payá, el fundador del Movimiento Cristiano de Liberación (MCL) fallecido en julio de 2012 en un controvertido accidente de tráfico en Bayamo, en la zona oriental de Cuba.

La hija del desaparecido disidente considera "incongruente" que Obama haya pedido además a su secretario de Estado, John Kerry, que revise la inclusión de Cuba en la lista de países a los que Estados Unidos considera patrocinadores del terrorismo.

"Hace poco más de un año pasaban un cargamento de armamento por el canal de Panamá", señaló, en alusión al caso del barco norcoreano retenido en Panamá en julio de 2013 por hallarse material bélico en su interior procedente de la Isla.

La hija del disidente manifestó que la política del Gobierno con respecto a los ciudadanos de la isla no ha cambiado, y en ese sentido expresó su esperanza en que en el nuevo escenario bilateral e internacional que se abre las "demandas de los cubanos estén presentes".

"Esperemos que se apoye a los cubanos su derecho a elecciones libres y plurales a través de un plebiscito", recalcó Payá, para referirse luego al Proyecto Varela que impulsó el MCL en 2002, con el aval de miles de firmas, con miras a celebrar un referéndum para una transición democrática en Cuba.

"Esperemos que se apoye a los cubanos su derecho a elecciones libres y plurales a través de un plebiscito"

"El proyecto Varela tiene que ver con una demanda de la ciudadanía, con aquello que está en la base de la democracia, y eso son elecciones libres y plurales", afirmó.

Payá, quien reside en Miami, señaló que el deshielo de las relaciones entre ambos países podría ayudar a la salud económica del cubano de a pie, aunque a la vez plantea un desafío a la "censura constante" que aplica el Gobierno de Cuba "al derecho a la empresa y propiedad privada".

"El embargo que hay que superar es el que tiene el Gobierno cubano contra los propios cubanos, ese es el verdadero embargo. El de los derechos económicos y políticos de los cubanos", señaló.

Rosa María Payá reiteró a Efe, tal como hizo esta semana en una carta pública que publicó en el diario The Washington Post, la necesidad de que se abra una investigación independiente sobre la muerte de su padre y del también disidente Harold Cepero.

"Nosotros hasta ahora no tenemos el informe de autopsia, seguimos esperándolo", afirmó Payá, cuya familia ha solicitado una investigación a la Relatoría Especial sobre Ejecuciones Extrajudiciales de la ONU, con sede en Ginebra.

Payá y Cepero fallecieron en un accidente por el que fue condenado a cuatro años de cárcel por homicidio imprudente Ángel Carromero, dirigente de las juventudes del Partido Popular (PP) de Madrid, quien estaba al volante del vehículo y afirma que el accidente fue provocado por el Gobierno cubano.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 35