Solo la familia e invitados acompañaron las cenizas de Castro en Santa Ifigenia

Raúl Castro coloca la urna con las cenizas de Fidel Castro en el mausoleo del cementerio de Santa Ifigenia. (EFE)
Raúl Castro coloca la urna con las cenizas de Fidel Castro en el mausoleo del cementerio de Santa Ifigenia. (EFE)

Después de nueve días de intenso revuelo mediático, el último adiós a Fidel Castro ha transcurrido lejos de las cámaras de la televisión nacional. Los restos del expresidente fueron colocados en las primeras horas de este domingo en un mausoleo del cementerio de Santa Ifigenia, en una ceremonia privada y “sencilla”, como adelantó su hermano Raúl Castro.

La número tres del gobierno francés, Segolene Royal, detalló a la agencia AFP que “No hubo discurso, fue muy sobrio”.

La caravana con las cenizas de Fidel Castro partió este domingo a las 6.40 hora local desde la plaza Antonio Maceo hacia la conocida necrópolis donde descansan los restos de insignes patriotas de la independencia y del héroe nacional, José Martí.

A la ceremonia en el interior del cementerio solo asistieron miembros de la familia del líder fallecido y "personalidades especialmente invitadas"

A la ceremonia, en el interior del cementerio, solo asistieron miembros de la familia del líder fallecido y "personalidades especialmente invitadas", según confirmó la prensa nacional. El camposanto permaneció cerrado todo el tiempo que duró la despedida y los invitados entraron por una puerta privada, lo que impidió a la prensa y a cientos de personas que esperaban a las afueras de Santa Ifigenia reconocerlos. Todo apunta a que estuvieron los mandatarios de Venezuela, Nicolás Maduro; y Bolivia, Evo Morales, así como los exgobernantes brasileños Luiz Inácio Lula da Silva y Dilma Rousseff.

La cripta de Castro se asemeja a una inmesa roca gris, que en su centro lleva un nicho cubierto con una placa de mármol y el nombre "Fidel" inscrito en ella con letas doradas. Aunque las primeras imágenes del monumento funerario, a unos pasos del de José Martí, fueron publicadas desde media mañana, la televisión y la prensa oficial no dio la noticia sino varias horas más tarde. 

Durante el emplazamiento de la urna con las cenizas de Castro en Santa Ifigenia, la televisión oficial solo transmitió escenas del acto masivo de la noche anterior, que según cifras oficiales reunió a más de medio millón de personas y donde el presidente Raúl castro ensalzó el voluntarismo y la tenacidad de su hermano.

En las calles santiagueras y ante el avance del cortejo fúnebre miles de personas gritaron consignas como "¡Yo soy Fidel!" y “¡Viva Fidel!"

En las calles santiagueras y ante el avance del cortejo fúnebre miles de personas gritaron consignas como "¡Yo soy Fidel!" y “¡Viva Fidel!" La comitiva que trasladó los restos hacia el cementerio estuvo presidida por el ministro de las Fuerzas Armadas Revolucionarias, el general Leopoldo Cintra Frías, y los viceministros Ramón Espinosa Martín y Joaquín Quinta Solás.

Las cenizas de Fidel Castro arribaron a Santiago de Cuba tras un recorrido de casi 1.000 kilómetros desde La Habana que duró cerca de cuatro días. El líder de la Revolución falleció el pasado 25 de noviembre a los 90 años de edad.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 44